La masonería, ¿escuela de tolerancia?

“Resulta razonable que quienes se rebozan en la crispación, la falacia, el sectarismo y las burlas voten a la derecha; que la voten los que aman la tolerancia, el relativismo, el respeto y el diálogo es propio de… tontos de los cojones.” Lo escribe Gustavo Vidal en Elplural.com. Hace un año, este cínico se declaraba masón y decía: “La masonería es básicamente una escuela de tolerancia”. Y como ejemplo él, que insulta a gays, jubilados, padres de familia e incluso a pacientes de la sanidad pública, llamándoles “tontos de los cojones” sólo porque votan al PP. Toma tolerancia.

Enlaces relacionados:

Masonería, Zapatero y laicismo, por Ignacio Arsuaga
Un columnista de El País también llama tontos de los cojones a los votantes del PP, en Libertad Digital
Listos de los cojones, por CLD
¿Es esto la educación para la ciudadanía?, por Elentir
Imagen dedicada al alcalde de Getafe, por Policronio
Tontos de los cojones, por Natalia Pastor
Tontos de los cojones, por Alawen
Zafiedad totalitaria, por Fernando Álvarez Jurado
Alcalde ¿ahora quien es el tonto de los cojones?, por Caballero ZP
“¿Por qué hay tanto tonto de los cojones que todavía vota a la derecha?”, en La Frase Progre
La penúltima traición de Gallardón a su partido y sus votantes, por Anghara

(Imagen: Wikipedia. La escuadra y el compás son los símbolos más famosos de la masonería. La letra “G” es la inicial latina de la palabra griega Γνωσις [Gnosis], “conocimiento”. Es un símbolo que se utiliza con un cierto carácter esotérico para representar los ritos y doctrinas que manejan los masones)

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 4.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. José Sáez

    Es harto difícil afirmar cualquier cosa con certeza de una sociedad secreta, aunque últimamente haya sacado a la luz pública sus postulados más “vendibles” e “inocentes”. ¿Quién sabe de verdad todo lo que les queda en el fondo del armario? Desde luego, la tolerancia, no.

  2. Ellos mismos se retratan. Un saludo.

  3. Museros

    Reclaman tolerancia (es decir, tragar con todo) cuando se trata de ellos y de su forma de pensar. Y cuando se trata de la forma de los demás, los acusan de intolerantes simplemente por pensar distinto a ellos.

    Es decir: Los que no piensan como yo, son unos intolerantes y unos intransigentes(¿qué contradicción, verdad?).

    Es una forma retorcida de razonar que tiene mucho éxito ya que permite a muchas personas autojustificarse continuamente con utilizando palabras pseudointelectualoides y hacer lo que les da la gana con los demás (mientras reclaman comprensión y tolerancia hacia ellas mismas); y, si hace falta, quemar la sede de un partido político, o insultar a quien les de la gana (porque, como no piensan como ellos, son intolerantes).

    Esto se llama, lisa y llanamente, la ley del embudo.

    O, como dicen los castizos, tener la jeta de cemento armado.

    Mayor cinismo e hipocresía no cabe.

    Pero está bien que se hable de los del compás y el cartabón. Tirando del hilo se sale del laberinto y se ve la luz (se entiende todo, vamos)

    Y se conocen las raíces del mal. Del mal con mayúsculas, por cierto.

  4. De hecho, fíjate que el cínico éste llama “tontos de los cojones” a los que aman la tolerancia, el respeto y el diálogo y votan a la derecha. Hace falta tener la cara más dura que el diamante para reivindicar esos valores como propios de la izquierda al mismo tiempo que se insulta de forma grosera a quienes no votan lo que uno quiere.

    En fin, que don Gustavo ha hecho el retrato perfecto de la hipocresía progre y -por qué no decirlo- también de la propia masonería: presume de una cosa y al mismo tiempo hace justo la contraria.

  5. Un tonto de los cojones

    Hay otro enlace que deberían poner para quien quiera saber más,se trata del blog de Guillermo Urbizu,además de escribir muy bien,ha tocado el tema en varias ocasiones.Os doy la dirección:

    http://www.guillermourbizu.com

    http://www.guillermourbizu.com/2008/11/yo-fu-masn.html

  6. Marcial

    ¿Es el hermano masón de César Vidal?

  7. Yo conozco muy poco de la masonería, por lo que no creo que tenga autoridad para criticarla, pero creo que este periodista no es más que un sectario de elplural.com al servicio de la izquierda.

    Él se ha mostrado tal y como es, tal y como hacen tantos otros de su misma tendencia.

    Vergonzoso.

  8. Un masón… ¿tolerante? Un colaborador de El Plural… ¿tolerante? Pues en vista del artículo escrito por este energúmeno, sólo me queda decir: ¡Dios me libre de la tolerancia!

    Valiente elemento tiene D. César como hermano…

  9. Llevo leyendo acerca de la masonería desde hace mas de 3 años, y algo que no es normal es que el pasado esotérico, totalmente mítico y metafórico sea mas cierto y fiable que la reciente historia de esta sociedad secreta, la cual está llena de confusión y ocultismo.

    La masonería especulativa, degenerada en sus principios tras aceptar en su seno la causa Jacobita de finales del siglo 18, rompe el tabernáculo escocés fraguado por los últimos maestres del temple, y acabando con los principios nobles de las logias operativas.

    En definitiva, hubo un salto en el que se dejó de construir catedrales, para construir gobiernos y paises, y ya puestos, establecer sus propios órdenes mundiales.

    La masonería no siempre ha sido mala, de hecho, era un privilegio y un orgullo ser miembro de una logia. Lo que me hace preocuparme es que un político niege serlo cuando realmente lo es.

  10. Luis Carlos

    La constitución española prohibe las sociedades paramilitares y las secretas. Estas ultimas son una grave amenaza para la democracia, porque estas “criptocracias” mediante sus hilos consiguen salirse con la suya e influir en todo gobierno independientemente de quién gane las elecciones.

    Si todos los partidos políticos (de los más votados) se pliegan ante los deseos de estas criptocracias por encima de la voluntad del electorado… estariamos ante una dictadura encubierta.

  11. Marcial, como ya ha señalado Maya, sí, es el hermano masón de César Vidal. Lo curioso es que a Gustavo Vidal no le conocería nadie si no fuese por su hermano.

    Goldstein: “La masonería especulativa, degenerada en sus principios tras aceptar en su seno la causa Jacobita de finales del siglo 18, rompe el tabernáculo escocés fraguado por los últimos maestres del temple, y acabando con los principios nobles de las logias operativas.”

    Amigo mío, te puedo decir que llevo leyendo cosas sobre la masonería y -sobre todo- acerca del Temple desde hace muchos años, y eso de que el tabernáculo escocés fue fraguado por los últimos maestres del Temple es, precisamente, una de las mentiras más repetidas por los masones para intentar relacionarse con los templarios.

    De hecho, los masones siempre reivindican para sí lo que denominan la “masonería operativa”, que es la que tú dices que no era mala. En realidad, dicha masonería operativa no sería más que los ritos de iniciación propios de cualquier gremio medieval, en este caso los propios del gremio de arquitectos. Es como si dentro de 200 años el impreso 036 con el que nos damos de alta los autónomos hoy en día lo convierte una secta en un mítico manuscrito que marca su pasado fundacional…

  12. El que llama a la derecha ”tontos de los cojones” es normal que vote a la izquierda, si no lo hace, definitivamente, es tonto de los cojones.

    El que quiere mantener su libertad, es normal que vote a la derecha, si no lo hace, es tonto de los cojones.

    Y así con todas las gilipolleces que soltó este señor. Vereis que divertido.

  13. Sí, pero atento a las palabras de Gil Calvo: “las clases medias bajas y los restos de la clase obrera (el antiguo cinturón rojo de Madrid) votan contra natura a la derecha.”

    Es decir, que según este payaso hay como una especie de ley natural que te indica que si eres de clase baja o clase obrera, tienes que votar a un partido de izquierdas que te va a subir los impuestos y va a someterte a una presión fiscal agobiante, que posiblemente te dejará a ti y a los tuyos en el paro, y que obligará a tus hijos a meterse en una enseñanza pública de pésima calidad y sometida a los dictados ideológicos del Gobierno.

    Esto no es que tome por tontos de los cojones a los votantes de derechas: en realidad considera tontos de los cojones a los votantes de izquierdas.

  14. LUCERO

    todos lo del pri son masonicos y el mas grande fue don benito juarez, entonces porque hay hombres que son masones y agreden a la mujer, que no deben respetarla como son y como esten, mi abuelo, mi padre y mi hermano son masones y porque no dejan que la mujeres tambien lo sean. dice mi padre que porq son tontas, y eso no es verdad sera porque las mujeres somos mas inteligentes

  15. Marcos

    Lucero, las mujeres son personas como los hombres, ni más tontas ni más inteligentes (y lo sé bastante bien porque he tenido madre, hermana, compañeras, amigas, y ahora esposa)

    El machismo de la masonería, tolerado por la misma izquierda que siempre se lo mide a nivel molecular a la Iglesia católica (quiero decir que la asfixia con ese tema, sin darle ni tiempo a cambiar, pese a que dentro de lo que cabe es el machismo más suave que conozco, y el menos malo), resulta más que chocante. Cómo lamento que familiares tan próximos estén en tan mala secta. Yo también sufro esa lacra (no con los masones, sino con otros victimistas que ya se han llevado de por medio más de 100 millones de personas, por no hablar de los expolios y el hambre que han provocado)

    Respecto al supuesto carácter benéfico de la masonería, debo decir que mucho antes del Partido Jacobino, institución cortacabezas fundada en su honor, ya se habían llevado por delante a los indios del Paraguay (los únicos que no habían sufrido conquista violenta) y de paso a los Jesuítas (o al revés, da igual)

    Respecto a los “tontos de los cojones”, pues… ¿sabéis lo que es la proyección de los propios defectos sobre los demás, tan propia de la izquierda?

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.