La Policía catalana permite a los abortistas amenazar y agredir con total impunidad

Sab 27·6·2009 · 7:26 17

Este vídeo publicado por Dret a Viure refleja lo ocurrido anteayer en Barcelona, donde defensores de la vida, entre ellos voluntarios de la plataforma Derecho a Vivir, organizaron como cada mes una concentración pacífica con todos los requisitos que marca la ley.

Al llegar al lugar nuestros amigos catalanes se encontraron con una contramanifestación ilegal organizada por abortistas de la extrema izquierda, que al igual que ocurre en Galicia, lo mismo revientan manifestaciones a favor del derecho a vivir que en defensa de la libertad de idioma o contra el terrorismo: para esos nazis de izquierda es intolerable, en fin, toda expresión social en defensa de los derechos más elementales de todo ser humano.

Lejos de garantizar el normal ejercicio de la libertad de expresión de los manifestantes frente a las coacciones de los abortistas, los Mossos d’Esquadra asistieron impasibles a las amenazas y al lanzamiento de objetos por parte de los abortistas contra los defensores de la vida, y eso a pesar de que Derecho a Vivir había pedido protección a los Mossos frente a la violencia de los abortistas, que ya habían amenazado la integridad física de los defensores de la vida en anteriores convocatorias.

Es más, me cuentan desde Barcelona que tres agentes de la Policía catalana reconocieron a los manifestantes que habían recibido órdenes de no actuar, es decir, que tenían órdenes expresas de consentir que los defensores de la vida fuesen amenazados y agredidos sin hacer nada para impedirlo.

Estamos ante un presunto delito de omisión del deber de perseguir delitos, tipificado en el artículo 408 del Código Penal:

“La autoridad o funcionario que, faltando a la obligación de su cargo, dejare intencionadamente de promover la persecución de los delitos de que tenga noticia o de sus responsables, incurrirá en la pena de inhabilitación especial para empleo o cargo público por tiempo de seis meses a dos años.”

Espero que los convocantes de la concentración del jueves en Barcelona presenten denuncia en el Juzgado y que al responsable de esta inacción de la Policía catalana se le caiga el pelo. Es intolerable que los agentes de la ley permitan en su presencia que ciudadanos pacíficos sean agredidos para impedirles ejercer sus derechos constitucionales, sólo porque el Conseller del Interior de la Generalitat catalana es un extremista de izquierda igual que los agresores abortistas de este jueves.

Artículos relacionados:

- Dereito a Vivir se solidariza con los voluntarios de DAV Barcelona, agredidos anteayer por abortistas, por Dereito a Vivir (DAV Galicia)
- 25 de junio de 2009 – Derecho a Vivir – Barcelona, por Dret a Viure
- Brutal agresión abortista en Galicia: ¿a qué espera el Gobierno para emitir una condena?, por Elentir
- Los abortistas son violentos, por Ignacio Arsuaga
- Brutal agresión a voluntarios DAV en Ferrol, por HO Galicia
- Agreden a voluntarios de DaV en El Ferrol, por Blumum
- Ferrol: Agreden a voluntarios de Hazte Oír mientras pedían firmas para la causa del derecho a vivir, por Daniel45
- Robles, bellotas y animales de bellota, en Desde Siracusa
- Más agresiones, por Gorila sin pelo

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 2.700

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Enlaces y trackbacks:

Comentarios:

  1. luisa carrasco

    ¡Gracias, Elentir, por facilitarme la labor!

    Llevo días dándole vueltas a la posibilidad de interponer una “demenda popular” contra determinados miembros del gobierno por DEJAR DE PROMOVER, INTENCIONADAMENTE, LA PERSECUCIÓN DE LOS DELITOS (DE ABORTO) DE LOS QUE TIENE NOTICIA O DE SUS RESPONSABLES y a por qué no se ha hecho hasta ahora (al menos, que yo sepa). Pero, como madre de famila en plenas vacaciones escolares, ¡y con la que está cayendo!, no tengo tiempo de casi nada que no sea atender a mis hijos (ahora debería estar poniendo una lavadora, haciendo camas… ¡enseguida voy!).

    En serio, creo que deberíamos demandar, si no a todo el gobierno, a todos aquellos sus miembros o “miembras” que claramente se están manifestando a favor de que se cometan todos los días del año (salvo, tal vez, los festivos) cientos de abortos que, por mucho que ellos quieran convertir en un supuesto derecho, hoy por hoy son DELITOS.

    El motivo principal que me llevó a estudiar Derecho fue, precisamente, el poder luchar algún día contra semejante atrocidad (léase, ABORTO), pero, hasta ahora, no había tenido tiempo, ni armas, para hacerlo. Ahora siento que estoy en pleno proceso de “rodaje” (“calentando motores”), porque aún estoy muy “pillada” con mis niños, pero, al menos, ya me he puesto en marcha.

    Espero que tratemos este asunto, a fondo, en próximas ocasiones.

    ¡Contad conmigo para todo lo que está en mis manos!

  2. En este país la violencia sólo es violenta si la practican algunos. Hace tiempo que se perdió el sentido de la justicia. Un saludo.

  3. Antonio Herrero

    Cuando no se imponen por las buenas, lo intentan por las malas. Es su naturaleza, intolerantes y violentos. Los que amparan, justifican, o miran para otro lado son los auténticos responsables, por acción u omisión, y éstos están en la retaguardia, cómodamente instalados en sus despachos oficiales, dando además, clases de “ética” y repartiendo carnets de demócratas.

  4. anguí

    Es probable que ocurra como con la Policia Vasca, que denunciaron como pudieron las arbitrariedades del anterior Gobierno, que les ordenaba impasibilidad ante los etarras. Montilla el charnego, si miras su cara, que es el espejo del alma, puede actuar de peor forma, más retorcida que Ibarreche. Pienso que no solo algunos catalane, también los de otras Regiones pueden resultar, por hacerse notar, tan peligrosos como los nacionalistas despechados. ¿ No han leido que Cataluña Condado, nunca ha sido nación?

  5. De todas formas, no nos debe extrañar que estos radicales abortistas sean así de violentos. A fin de cuentas, consideran un “derecho” liquidar a seres humanos inocentes e indefensos. Eso sí que es apología de la violencia.

  6. apátrida

    Hombre, Elentir, es que el siguiente paso es ampliar ese “derecho hasta los 100 años fuera del útero, pero sólo si hay una traba mental grave, que no sé si sería ser de derechas o no estar de acuerda con estos estalinistas de mierda.

  7. ramon

    Para mí son unos HIJOS DE PUTA. Lo siento, igual, no quieres poner mi comentario, pero lo siento así.

  8. Discrepo, Ramón. Ni las putas ni sus hijos van por ahí haciendo fascistadas como las de esos mafiosos que no toleran que se defienda el derecho a vivir en la calle.

  9. Luna

    Elentir: Vuestros comentarios han tomado un mal camino. Voy cada 25-V a la de Barcelona y la situación está muy mal, pero lo que nunca hemos hecho, ha sido insultarles. Ni queremos que se empiece a hacer.
    ¿Por qué? Porque sentimos que está con nosotros el Espíritu Santo y por tanto, estos manifestantes no son más que infelices que no saben con Quién están contendiendo. Dejamos todo en sus manos y nos sabemos ayudados de este modo.
    No creemos que sea cristiano andar con ofensas.
    Cierto que andaban con mi foto, robada de facebook, para partirme la cara, por ser “convocante” de la pegada de carteles contra el aborto, Pero ni por esas van a conseguir desviarme de mi propósito. Que sean ellos los que pierdan el tiempo insultando, yo lo gano con el rezo del Santo Rosario, con el sentimiento del amor de Dios y el testimionio público de lo que creo.
    Sospecho que son provocadores profesionales, pagados por la “clínica” abortista. De hecho, a muchos de ellos los tengo vistos de movidas okupas y similares, pero me da igual.
    Nosotros a lo nuestro y ellos a lo suyo, que para ganar, no necesitamos más.
    Y nos viene muy bien que nos hagan publicidad, qué quieres que te diga.

  10. Tu actitud te honra, Luna, y me demuestras con tus palabras que eres mucho mejor persona que yo. Por lo que a mí respecta, entiendo que más de uno se sienta cabreado ante esas fascistadas, pues he tenido que vivirlas en primera persona y sé lo mal que sienta que unos mafiosos quieran impedir que te manifiestes libremente y además la Policía se quede de brazos cruzados ante ese intento de coacción.

  11. En los sistemas democráticos se supone que el Estado ejerce el monopolio de la violencia como contrapartida a su deber de proteger al ciudadano honrado. Y en determinadas circunstancias se permite al ciudadano honrado ejercer personalmente la violencia de forma legalmente tasada, (legítima defensa).

    En España ya llevamos mucho tiempo asistiendo a una situación que no parece tener gran cosa en común con lo que describo en el primer párrafo. Y este es un nuevo ejemplo de ello.

    Un grupo de personas, (no importa si tienen/tenemos razón o no), cumplen todos los trámites legales y administrativos para expresar públicamente sus ideas y un grupo de personas, presuntamente sin cumplir dichos trámites previos, se dedican a molestar a los primeros en el ejercicio de sus derechos constitucionalmente reconocidos ante la pasividad manifiesta de la fuerza del orden público…

    ¿Existe el derecho a la legítima defensa en este caso para los ciudadanos del primer grupo? La teoria nos indica que sí, que dado que su integridad física está en peligro se podrían defender… Pero la realida práctica es muy distinta: Si alguien del primer grupo resulta agredido y se defiende, se le caerá una buena encima: Detención, denuncias, juzgados, multas y antecedentes penales. Incluso puede que se vea forzado a pagar una indemnización a su agresor.

    Conclusión: Dificilmente podemos decir que estamos viviendo bajo la regulación de un sistema democrático.

  12. En los sistemas democráticos el Estado detenta el monopolio de la violencia como contrapartida a su deber de proteger al ciudadano honrado. En determinadas ocasiones el ciudadano honrado puede emplear la violencia si está en situación de peligro y el Estado no cumple su “parte del trato”, (por el motivo que sea).

    En la situación que nos ocupa el Estado no cumple con su “parte del trato”, (por el motivo que sea), pero el ciudadano honrado debe cuidarse muy mucho de intentar defenderse porque si bien la teoría dice “el ciudadano honrado que sea agredido puede defenderse si el Estado no lo hace”, la práctica nos indica que lo que ocurre es todo lo contrario: El Estado lanzará contra el ciudadano honrado su parafernalia entera y el ciudadano honrado se verá envuelto en un largo proceso de denuncias, detenciones, interrogatorios, juicios, multas, penas de prisión e incluso pago de imdenizaciones al delincuente agresor…

    ¿Vivimos pues en un sistema democrático?

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación. [Abrir emoticonos] [Configura tu icono personal]