Los Molinos de Zamanes

Ayer estuve en una zona de Vigo que no había visitado hasta ahora y a la que le tenía muchas ganas: la ruta forestal de los viejos molinos de agua de Zamanes.

Estos molinos, una ínfima parte de los 230 molinos de agua que llegó a tener el término municipal de Vigo, están situados al pie del Monte Galiñeiro, en la parroquia de Valladares. El principal de ellos es la llamada Casa-Molino de Maquías, que da nombre al conjunto que le rodea y con el que se inicia la serie de fotos que podéis ver sobre estas líneas. Es un molino de dos pisos, con un pórtico de piedra realmente bonito y unas buenas canalizaciones de agua -incluyendo un pequeño acueducto-, una auténtica joya de la arquitectura tradicional gallega olvidada en medio de un bosque y desconocida por la mayor parte de los vigueses. En 1961 se construyó a 200 metros de allí la Presa de Zamanes (de la que también hice fotos que publicaré en breve aquí). El embalse arrebató al viejo molino el cauce de agua que le permitía funcionar, con lo que quedó abandonado y acabó convirtiéndose en ruinas.

A finales del siglo pasado los molinos fueron restaurados por el Ayuntamiento de Vigo, pero en la actualidad están otra vez en proceso de abandono y destartalamiento. Al de Maquías, en concreto, se le ha caído una parte del techo. Además, no pocos de los visitantes arrojan basura dentro de ellos, mostrando un absoluto desprecio por nuestro patrimonio cultural y una tremenda falta de civismo. A pesar de ello, la zona no es muy visitada -el acceso desde la carretera PO-331 pasa muy desapercibido- y la mayor parte del bosque que rodea los molinos presenta un aspecto inmaculado, con la naturaleza expandiéndose por doquier y cubriendo las viejas construcciones de piedra. Hay varias rutas de senderismo en la zona, y el lago que forma el embalse es realmente bonito. Si no lo conocéis, os animo a acercaros, y si lo hacéis, por favor, dejad todo tal como lo encontréis: no cuesta nada llevarse la basura para tirarla donde corresponde: en un contenedor. Dios mediante, dedicaré más entradas a otros molinos de esa zona, pues ayer no me dio tiempo a fotografiarlos todos.

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Ameles

    Magnífica la belleza que muestras con tu cámara. Gracias por este paseo tan detallista. Sobre todo para los que tenemos difícil –aunque no imposible- acercarnos por tu tierra.
    Saludos.

  2. Chechu Silva

    Pues si el molino das Maquías es desconocido para los vigueses imagínate los 5 molinos que había en el Candieiro, Canadelo de Abajo y en el Campo dos Ventos (en la zona del puente San Lorenzo, Doctor Canoa y calle Isaac Peral). Ahora el río Barreiro que los surtía de agua para moler ya no existe y todo está urbanizado, pero todavía se conservan las piedras del famoso “molino de Oya”, en el Campo dos Ventos, cerca del parque donde está el edificio de La Voz de Galicia. Siempre me llamaron la atención esos molinos porque eran los más cercanos al casco urbano de Vigo.
    Por si te interesa, dichos molinos “urbanos” están ya inventariados en el año 1752: “Quattro molinos arineros (sic) de una rueda que muelen con agua corriente cuatro meses al año, todos sitos en el lugar de Canadelo y pertenecen todos a Dn. Juan Rodríguez San Paio, abad de Santa Christina de Lavadores. Otro molino en el mismo sitio (de Canadelo) perteneciente a don Nicolás Mexía.”
    Ya ves que hasta en los sitios más degradados urbanísticamente de Vigo hay algo de historia documental y de recuerdo entre los que se acuerdan de esa zona sin urbanizar.

  3. Muy bonitas las fotos. Me parecen geniales los sitios en los que la naturaleza se empieza a mezclar con construcciones de piedra. Que buen lugar para visitar, gracias.

  4. Preciosas imágenes. En la zona que separa a Galicia y Asturias, hay muchos en funcionamiento en la zona del río Eo. Por ejemplo, Os Teixois y el Museo de los Molinos de Mazonovo, en Taramundi, dentro de Asturias.
    Creo que desde todos los patronatos de turismo ya no dejan que desaparezca ninguna de estas pequeñas obras de arte porque son un gran valor activo para las comarcas.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.