Defiende una enseñanza elitista que usurparía derechos a los menos pudientes

Para el PSOE la libertad de elección es privilegiar a los que opinan como Ferraz

Ayer la dirigente socialista Trinidad Jiménez explicó a los padres lo que tienen que hacer si desean para sus hijos una opción distinta a la educación mixta que defiende el PSOE: «que vayan a un colegio privado». Según esta señora, los colegios que eligen esas familias -familias que pagan impuestos como las demás- no deben recibir «ningún tipo de subvención pública porque es discriminatorio» su modelo educativo, y eso lo dijo a pesar de que la Unesco dice que no hay discriminación alguna en la educación diferenciada.

El PSOE defiende un modelo elitista en el que los pobres no puedan elegir

Con sus escandalosas declaraciones Jiménez apuesta por una educación elitista, en la que sólo tengan derechos los ricos, y en el que los pobres tengan que someterse a lo que el PSOE les imponga, como en una dictadura. Son precisamente los españoles menos pudientes quienes más han sufrido las imposiciones ideológicas del PSOE en la enseñanza, no sólo las dirigidas a impedir que las familias puedan elegir entre educación diferenciada o mixta, sino también otras como la exclusión del español de los colegios en comunidades como Cataluña y Baleares durante los mandatos socialistas. De esas imposiciones, por cierto, se suelen librar los hijos de los dirigentes socialistas, pues sus padres disfrutan de un elevado poder adquisitivo. En este sentido, el discurso de la cúpula del PSOE es el propio de una casta de privilegiados reservándose para sí los derechos que les niegan a otros.

¿Cómo puede haber libertad si te penalizan por discrepar del PSOE?

Por otra parte, es el colmo del caciquismo que el PSOE pida que se privilegie a quienes ejerzan sus derechos conforme a las tesis ideológicas socialistas, aunque no es de extrañar que esta burrada antidemocrática salga del mismo partido que defiende cosas como un apartheid legal para impedir a ciertas personas ocupar cargos públicos por ser providas o la imposición de multas lingüísticas a quienes hacen su negocio en español en Cataluña. Está el PSOE como para hablar de discriminación… Cabe preguntarse qué pasaría si aplicásemos en más ámbitos el grotesco concepto de la ‘libertad de elección’ que maneja el PSOE. Si en el ejercicio del derecho a la educación y la libertad de enseñanza ha de privilegiarse a las familias que eligen lo que le gusta al PSOE, haciendo que las demás paguen dos veces por la educación (la primera para financiar vía impuestos a los que eligen lo que quiere el PSOE, y la segunda para pagarse un colegio privado), ¿por qué no gratificar con dinero público a quienes voten al PSOE o a partidos ideológicamente afines? Les creo capaces de eso y de mucho más, teniendo en cuenta el descarado sectarismo que se gastan en muchos ámbitos.

Trinidad Jiménez descalifica un tratado de la Unesco sobre discriminación

Pero la dirigente socialista no se conformó ayer con manifestar su desprecio por las libertades ajenas. Además Trinidad Jiménez descalificó la Convención de la Unesco relativa a la Lucha contra las Discriminaciones en la Esfera de la Enseñanza alegando que «las condiciones y circunstancias han cambiado mucho» desde su aprobación en 1960. ¿Quiere decir que el derecho a la libertad de enseñanza vigente en 1960 es cosa del pasado y debe ser borrado del mapa? ¿Desde cuándo los derechos fundamentales tienen fecha de caducidad?

Para el PSOE un tratado de 1960 está desfasado, pero uno de 1948 no

Las declaraciones de la dirigente socialista son especialmente graves, pues lo que Jiménez sugiere, sin rodeos, es que España viole un tratado internacional sobre discriminación porque su contenido no le gusta a su partido. Me pregunto qué será lo siguiente. ¿Quizás pedirle al gobierno que no tenga el cuenta el Art.26.3 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos? Cito:

«Los padres tendrán derecho preferente a escoger el tipo de educación que habrá de darse a sus hijos.»

Por si alguien no lo sabe, la Declaración Universal de los Derechos Humanos es de 1948, 12 años más vieja que la mencionada Convención. Sin embargo hace tres años otro dirigente socialista, Pedro Zerolo, dijo sobre esa Declaración que es «un texto que a pesar del tiempo transcurrido ‘sigue teniendo plena vigencia'». En una fecha aún más cercana, el pasado otoño, la Conferencia Política 2011 del PSOE incluyó en sus resoluciones lo siguiente (pág. 89): «Es un desafío construir y educar a las generaciones jóvenes en una ética cívica cuyos principios y contenido vienen dados por los valores constitucionales y la declaración universal de los derechos humanos». ¿Para el PSOE los tratados internacionales de 1960 ya están desfasados pero los de 1948 no? ¿O sólo da por caducados aquellos tratados firmados por España que no se ajustan a los liberticidas dogmas ideológicos de ese partido?

El PSOE quiere imponer una opción docente como si fuese un dogma

Hay que decir que en su empeño por mermar la capacidad de las familias para decidir la educación que prefieren para sus hijos -empeño que ha sido toda una constante en la historia del PSOE-, Trinidad Jiménez se limitó a alegar que la educación mixta es la «única forma de garantizar que después se sientan personas, ciudadanos, iguales». Es una opinión que no comparto, ante todo, porque la experiencia me demuestra que no se corresponde con la realidad: ¿acaso sucesivas generaciones de españoles que han estudiado en centros de educación diferenciada -entre ellos muchos dirigentes socialistas- se sienten menos personas, menos ciudadanos o menos iguales que las personas del otro sexo? En fin, considere mejores o peores sus recetas educativas, la señora Jiménez está en su derecho a aplicárselas a sus hijos -cuando los tenga-, pero no tiene derecho a imponerles a los demás ciertas opciones educativas como si fuesen dogmas, y menos aún pasando como una apisonadora sobre unos artículos de un tratado internacional que tienen como fin garantizar que los padres puedan elegir en libertad la educación que prefieren para sus hijos. Una libertad que, por lo visto, les provoca alergia a Trinidad Jiménez y a su partido.

Si no cabe subvencionar al que discrimina, que empiecen por el PSOE

En fin, a la vista de lo expuesto, si defender postulados discriminatorios e incompatibles con la democracia supusiese la imposibilidad de recibir dinero público, el primero al que deberían retirarle toda subvención es al PSOE, un partido que no pierde la ocasión de agredir a las libertades y que parece anclado en las vergonzosas y muy reveladoras afirmaciones hechas por Pablo Iglesias en su primera intervención parlamentaria el 7 de julio de 1910:

«Este partido no ha cambiado de opinión respecto a este particular; estará en la legalidad mientras la legalidad le permita adquirir lo que necesita; fuera de la legalidad, como han estado todos los partidos, cuando ella no le permita realizar sus aspiraciones.”

Entradas relacionadas:

El Supremo pisotea una Convención de la Unesco sobre discriminación
Libertad para la enseñanza diferenciada
El PSOE pide a Aguirre que viole un tratado de la UNESCO sobre discriminación escolar

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 4.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Gracias una vez más por un artículo tan bien documentado.

  2. Pablo el herrero

    Qué cara tienen y que hipócritas son estos fascistas de socialistas. Llevan en España más de treinta años dirigiendo la educación y de una manera constante bajando la calidad y los niveles educativos en todos los rankings mundiales (y subiendo sus costes por alumno por encima de la media europea) y erre que erre con sus dogmas en contra de la libertad y eficacia educativa para padres y alumnos.

    Socialismo =Fascismo

    Pablo el herrero

  3. Sobre las declaraciones con el rechazo al convenio de la Unesco, que oí anteayer, busqué video (no he sido hasta ahora capaz de encontrarlo) con idea de hacer un montaje en el que ella dijera lo de (palabras aproximadas) «no podemos basarnos en un convenio firmado a mediados de los sesenta que se ha quedado desfasado» y poner un loop en el tramo «los sesenta-desfasado» mientras un texto recordaba que la DUDH es de 1948. Creo que hubiese quedado bien, así que dejo la idea por si alguien se hace con el video.

  4. lot

    lo mejor de todo es que, después de eso, sale algún portavoz del PSOE y dice: «Nuestro partido es el único que confía en la gente».

  5. pacococo

    Supongo que leer estas paridas insidiosas de los socialistas te resultará tan vomitivo como a mí, por eso quiero dejar claro mi reconocimiento al esfuerzo que haces no sólo leyendo sino elaborando las contestaciones siempre bien documentadas.

    Si no fuera por ese esfuerzo que haces ni nos enteraríamos de las sandeces que dicen ni tendríamos los argumentos necesarios para contestarlas si viene al caso.

    Por otra parte hace mucho asumí que si quiero tener ciertas cosas elementales para cualquier persona de un pais decente, tengo que gastarme el dinero y en mi, cada vez más escaso presupuesto, hay un capítulo para esta cosas.

  6. Sir Ewan de Griff

    ¿Y no es discriminatorio mantener las subvenciones a los colegios mixtos y quitárselas a la educación diferenciada? Al fin y al cavo, se está discriminando a la educación diferenciada. Eso si que es discriminatorio, favoreciendo el tipo de educcación que les da la gana.

  7. Si os dais cuenta, el PSOE está en contra de que la mayoría de los españoles sean de clase media: para el PSOE sólo debe haber «ricos» (ellos y sus amigos) y «pobres» (sus votantes ¿?); «patronos» y «obreros»; ateos y católicos reaccionarios; blanco y negro…

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.