Polémica por el uso de ambas banderas por miembros del PSOE y del PP

¿La bandera republicana y la bandera del águila son ilegales e inconstitucionales?

El uso de esas banderas por algunos militantes del PSOE -en el caso de la primera- y algunos del PP -en el caso de la segunda- llevó ayer al portavoz adjunto del PP en el Congreso, Rafael Hernando, a rechazar el uso de ambas y reclamar al PSOE que expulse a sus afiliados si exhiben la tricolor, pues ésta “no es constitucional y no respeta la legalidad”. Además, Hernando dijo que la tricolor es un símbolo tan “inconstitucional” como la bandera del águila de San Juan.

Censuran la Constitución por “franquista”
Cosas que posiblemente no te han explicado sobre la Segunda República

Hernando confunde lo legal con lo oficial

Hernado también dijo que desde 1978 la bandera de España es “otra”, y en su Twitter afirmó: “la única bandera legal de España es la constitucional”. “Otras ofenden los sentimientos de muchos españoles y ademas no son legales”, añadió. Con sus declaraciones Hernando manifiesta una tremenda confusión entre lo oficial y lo legal, igual que les ocurre a algunos con el tema de las lenguas. La bandera actual, ciertamente, está marcada por ley -lo veremos más abajo- como la bandera oficial de España. Por supuesto, uno puede usar libremente la bandera del aspa de Borgoña, la rojigualda con el águila o la tricolor republicana si así lo desea, mientras no las ice en un organismo oficial (en estos organismos el uso de las banderas está regulado por la Ley 39/1981, también conocida como Ley de Banderas). El uso de las otras banderas al margen del ámbito oficial es perfectamente legal. El señor Hernando debería saberlo, que para eso es legislador.

La Constitución no habla del escudo de España

Por otra parte, Hernando también demuestra una enorme ignorancia sobre lo que dice la Constitución. Le bastaría con leerse su Artículo 4:

“La bandera de España está formada por tres franjas horizontales, roja, amarilla y roja, siendo la amarilla de doble anchura que cada una de las rojas.”

Dicho artículo no cambió el diseño de la bandera de España adoptada por el Real Decreto de 28 de mayo de 1785, que implantó la rojigualda como bandera naval española, salvo lo que señalaba dicha norma en lo referido al escudo. A propósito del emblema heráldico de nuestro país hay que señalar, además, que en los 169 artículos y 15 disposiciones que forman nuestra Constitución no hay ni una sola mención al escudo de España. Dicho escudo quedó definido por la Ley 33/1981, casi tres años después de ser aprobada la Constitución. Como se puede comprobar leyendo la disposición transitoria primera de esa ley, el uso del escudo nacional obliga a los organismos públicos, no a los particulares. Es decir, que si en vez del escudo de España quieres poner el toro de Osborne, el águila de San Juan, el emblema de tu equipo de fútbol favorito, tu blasón familiar, el Sagrado Corazón de Jesús o la cruz de Santiago, puedes hacerlo mientras no ices esa bandera en un organismo oficial ni utilices un símbolo que constituya un ultraje u ofensa a la bandera.

¿Es “inconstitucional” el primer escudo que figuró en la Constitución?

Las críticas de Hernando a la bandera con el escudo del águila de San Juan son aún más equivocadas si tenemos en cuenta que ése era el escudo que figuraba en los primeros ejemplares de la Constitución -como se puede ver sobre estas líneas-, y siguió siendo el escudo en vigor durante los tres primeros años de vigencia de nuestra actual Carta Magna. Por todo ello resulta cómico que algunos consideren que la bandera con ese escudo es “anticonstitucional” o “preconstitucional”.

La tricolor: una bandera diseñada partiendo de un error

Por otra parte, hay que recordar que la rojigualda es una bandera que tiene un notorio arraigo en España. En 1808 la enarbolaron muchos españoles como expresión de su patriotismo en la Guerra de la Independencia, a pesar de que entonces dicha bandera sólo era el pabellón naval, pero no la bandera nacional con carácter oficial (empezó a serlo en 1843 durante el reinado de Isabel II). Tal era el aprecio popular por esa enseña que en contra de lo que creen algunos, la Primera República de 1873 conservó la bandera roja y gualda, limitándose a suprimir la corona real y el emblema de los Borbones en el escudo. El diseño básico de la bandera, con las franjas rojas de un cuarto de grosor cada una y la franja amarilla tan ancha como las otras dos juntas, se conservó hasta 1931, al instaurarse la Segunda República. Además de igualar las tren franjas, el segundo régimen republicano cambió el rojo de la tercera franja por el morado por una confusión entre ambos colores, al considerar que el morado era el color del pendón de Castilla, enarbolado por los comuneros. Sin embargo, y como revelan la mayor parte de las representaciones heráldicas del escudo de Castilla llegadas hasta nuestros días, las armas castellanas tenían un fondo rojo carmesí, no morado. Si se interpretó como tal fue por la degradación del color en las banderas más viejas de las conservadas hasta entonces. Tema aparte es el curioso hecho de que los secesionistas de hoy prefieran la tricolor a la rojigualda, cuando la tricolor se diseñó por la inspiración castellanista de los republicanos de la época. Lo que hace la ignorancia…

La tricolor: una bandera preconstitucional, pero no “inconstitucional”

Y ya que hablamos de ignorancia y de la bandera tricolor, volvamos a las declaraciones de Hernando. El portavoz adjunto del PP se equivoca también al calificar de “inconstitucional” esta bandera, si por tal entendemos que su uso no está permitido en nuestro actual régimen constitucional. Sí que lo está, obviamente, igual que lo está el de la bandera del águila de San Juan. Lo que sí es la bandera tricolor es preconstitucional, si con el adjetivo nos remitimos a la Carta Magna de 1978, claro. Es un adjetivo, por cierto, que se suele aplicar en los medios -erróneamente- a la bandera del águila, pero no a la tricolor. Pero que ésta sea preconstitucional sólo identifica su situación en la historia, no la legalidad de su uso.

Dos banderas ligadas a una guerra entre compatriotas

Otro debate es el relativo a los sentimientos. Ciertamente, tanto la bandera del águila como la tricolor ofenden los sentimientos de muchos por razones diversas. La primera se asocia con una dictadura que llegó al poder mediante una rebelión militar y se asentó mediante una feroz represión. La tricolor identifica a una república que convirtió a buena parte de España en una dictadura de tipo soviético que –como bien señalaba ayer Luis del Pino– asesinó en un solo mes (noviembre de 1936) y en una sola provincia (Madrid) a más gente -unas 5.000 personas, incluyendo hombres, mujeres y niños- que la Inquisición española en toda su historia (1.500-2.000 personas ejecutadas en tres siglos), pese a lo cual esa república aún tiene defensores entusiastas entre muchos que se dicen demócratas. Personalmente no me identifico con ninguna de las dos, aunque entiendo que otros sí sientan algo hacia ellas, aunque sea porque también fueron enarboladas por compatriotas nuestros en actos de gran valor: desde los republicanos que lucharon en la liberación de París contra los nazis, hasta los guripas que combatieron en la Batalla de Krasni Bor contra los soviéticos, por poner un par de ejemplos. Eso me parece digno de respeto, y lo digo teniendo en cuenta las críticas que conlleva -en una España corroída por el sectarismo político- reconocer y honrar el sacrificio de quienes murieron luchando con valor y con honor, bajo una bandera o bajo la otra.

Una bandera para una España democrática nacida de la reconciliación

Obvia decir que la bandera de España con el actual escudo también ofende a muchos españoles, empezando por todos aquellos que parecen no tener más premisa ideológica que el odio a todo lo que se relacione con España, hasta llegar a los que consideran que sentir amor por España y usar la bandera rojigualda es de “fachas”, y que lo “democrático” es usar la bandera de un régimen que terminó sus días convertido en una dictadura bolchevique. No es mi caso, por supuesto. Yo no soy monárquico, pero soy español y esa bandera es la que cuelga en mi cuarto, porque es la bandera de España, la que aceptaron y votaron los españoles de forma abrumadora y en libertad en 1978, cuando nuestros abuelos y nuestros padres fueron capaces de traer a España la democracia superando el odio incubado durante años de guerra y dictaduras. Eso lo consiguieron a base de grandes dosis de piedad, perdón y afán de reconciliación, una receta que les vendría muy bien a muchos que a estas alturas, y en su mayoría sin haber vivido ni la contienda ni sus consecuencias, parecen buscar una bandera que les identifique con un bando de una guerra de hace más de 75 años, y no la bandera que aquí y ahora, de cara al mundo, representa a la Patria común de todos los españoles.

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 3.300

Comentarios (Facebook):

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Ben Grimm

    Hoy no estoy de acuerdo contigo, Elentir. Dado que la bandera republicana representa un deseo de acabar con la constitución actual e implantar un régimen nuevo, que por las personas que enarbolan esas banderas no sería muy democrático, yo la veo anticonstitucional y antidemocrática.

  2. Eso no lo discuto. La bandera tricolor, como la bandera del águila, la bandera comunista, la del BNG, etc., las usan muchos para manifestar su deseo de acabar con nuestro marco constitucional e instaurar regímenes que cabe calificar de antidemocráticos. En este sentido se las puede calificar como banderas anticonstitucionales y antidemocráticas, pero no ilegales ni inconstitucionales, pues su uso no viola ni la ley ni la Constitución, siempre que no se icen en edificios oficiales, claro. A eso me refiero en el comienzo de esta entrada.

    Cosa distinta es la opinión que a cada uno le merezcan esas banderas. Ya he señalado la mía sobre la tricolor y la del águila. Pero que no me agrade una bandera por sus connotaciones ideológicas no significa que esa bandera esté prohibida.

  3. el problema es que los que llevan la bandera tricolor no reconoce el régimen actual sino que consideran que el único gobierno legítimo era el de la república socialista que querían implantar.

  4. Alfonso

    El Ayto. de Cáceres retiró en 2010 un escudo (del artista Eulogio Blasco) de los Reyes Católicos de la Plza. de los Conquistadores, confundiéndolo con uno franquista. Tras conocerlo desde el Ayto. dijerón que no pensaban restaurarlo porque “Se quitó porque tiene claras reminiscencias franquistas” dixit.Por cierto no era la primera vez que la alcaldesa socialista de Cáceres es la metía la pata con lo mismo: mandó cambiar el nombre de una calle porque pensaba que se refería a alguien del bando franquista, y resulta que eran unos héroes de Filipinas…

  5. Javier Soria Laso

    Yo no me identifico con ninguna de esas 2 banderas porque son de un período muy malo para la historia de España que fue de 1932 hasta el 20 de noviembre de 1975. Prefiero la bandera actual, que es y será para siempre la única bandera de España.
    ¡Buenísimo artículo como siempre, Elentir!

    Saludos de Madrid:

    Javier Soria Laso

  6. Cirilo

    Yo lo que opino es que la bandera de los carniceros de Paracuellos y el mayo del 37 en Barcelona, debería de ser motivo de vergüenza.

  7. Javier Soria Laso

    Alfonso: Coincido absolutamente contigo.
    Cirilo y María M: Totalmente de acuerdo en lo que decís.
    Elentir: Respeto y acepto tu opinión aunque yo sea monárquico.

  8. jeremias

    La tricolor es como la bandera actual de Rumania.
    Nuestro nivel de vida ,hoy dia,seria muy similar a ese pais,si gana la guerra el otro bando.
    ¿No estuvo por alli La Pasionaria?¿No se llevo alli Radio Pirenaica?
    Eso era lo que nos esperaba.
    Por otro lado,no hay mas que ver fotos antiguas de la epoca de la republica para comprobar que entonces, mayoritariamente ,las izquierdas, usaban la bandera roja con la hoz y el martillo en vez de la tricolor,ya que como decia entonces La Pasionaria :”La democracia es un instrumento de dominacion en manos de la burguesia”.
    Asi que ,esos de la tricolor ,ni eran republicanos ni democratas.Querian la revolucion socialista con todo lo que ello impicaba.

  9. Luis Carlos

    Esta misma mañana tengo una discursión con un colega de facebook porque considera que el escudo del águila, inspirado en el de los Reyes Católicos, es… cosa de nostálgicos de franquismo, de gente que no acepta que haya democracia en España.

  10. Escéptico

    El problema -creo yo- no está en las banderas, sino en la mente de la gente. Durante la transición, hemos visto ondear banderas con el águila y banderas republicanas y no pasaba nada, eran expresiones políticas y nada más. Otra cosa es que desde el 11-M para aquí hayamos entrado en una terrible espiral revisionista y cainita, resucitando el fantasma de lad dos Españas y la Guerra Civil: los dedos se nos han vuelto huéspedes y hemos terminado interpretando que una manifestación ideológica distinta a la nuestra, constituye una agresión y un ciudadano que expresa cosas que no nos gustan, un enemigo. Prohibir banderas, como prohibir libros, es un error y nos retrotrae a situaciones muy peligrosas. Está claro que el consenso constitucional y el espíritu de la transición ya no existen, lo de la reconciliación nacional suena a puro chiste y cada vez más, vivimos encima de un polvorín. El problema no son las banderas, sino nosotros mismos.

  11. Israel

    Conviene aclarar también que el escudo que aparece en los primeros ejemplares de la Constitución no es el escudo franquista. Es otro (muy parecido, es cierto) que se aprobó en 1977, y en el que las alas del águila se abren más que en el Franco, las columnas del Plus Ultra pasan de estar por fuera de las alas a estar cobijadas por ellas y el lema “Una, Grande, Libre” en vez de colocarse por detrás del cuello del águila, se coloca por encima de su cabeza.
    Por lo demás, de acuerdo con el resto de comentaristas: No me gustan las banderas que huelen a guerracivilismo. Mi bandera es la actual y esperemos que futura…

  12. El Tíol Bastón

    Israel tiene razón en lo referido a lo del escudo aprobado en 1977. Creo que esto también es remarcable, por ignorado por quienes califican todo escudo con un águila de “franquista”.

  13. Israel, creo que no conoces demasiado las normas de la heráldica y la vexilología. Elentir nos lo aclarará, ya que (también) entiende de esto. Tiene importancia que los elementos que conforman un escudo estén dispuestos según unas costumbre históricas y un sentido del pictograma parecido al de los emoticonos o los jeroglíficos, en algunos casos como los roeles, bastones, particiones y demás, pero el ligero cambio de diseño o estilo al dibujarlo, no suponen un cambio de tipo heráldico. Veréis el águila de San Juan con las alas más abiertas o más cerradas, en forma asimétrica y hasta intentando adaptarse a la de una moneda.Podrán tener la cabeza más levantada o baja, en cualquier ángulo imaginable. Da heráldicamente lo mismo, a no ser que seamos tan puristas que apliquemos reglas teutónicas o anglas. (No hay una internacionalización al respecto.)

    Veréis escudos de tiempos de Franco con las columnas dentro y fuera de las alas indistinytamente, con la filacteria detrás del cuello o sobre la cabeza (poco común, pero se encuentran), con las cintas del yugo en forma de Y o de F, de S o en caracolillo ornamental, lo mismo con las de las flechas.

    Un detalle que añadían los Reyes Católicos a su escudo es que la granada se fue abriendo conforme se acababa de tomar este reino moro. Al fin de la Reconquista, quedó mucho más abierta.

    Añado a lo dicho sobre la Constitución y la bandera que la primera que se entendió por perfectamente constitucional es la del escudo del águila de San Juan, ya que la moderna no se había “inventado”. Pero como bien especifica la entrada, no trata en ningún punto sobre el escudo. En numismática, encontramos la primera acuñación de Juan Carlos I con este escudo, pues no se había sancionado aún la norma del monárquico.

    Por cierto, escudo monárquico… La bandera nacional (Cuando llevó escudo), mostraba el del rey del momento o en algunos casos, de la república que estaba al mando. Franco (obvia decirlo) no tenía privilegio de ostentar escudo real, ya que no era un rey. No hizo un escudo “de Caudillo invicto de España por la G. de Dios [Que nunca se ha escrito con G] y Centinela de Occidente. No le llamemos “escudo franquista”, sino escudo de España. Sus tiempos no eran los franquistas, igual que ahora no son los rajoyistas. Eran los de Franco, como ahora son los de Rajoy. Creo que la diferencia queda tan clara entre un término y otro, que no hay que matizarla.

    Se diga lo que se diga del escudo del águila, consiste en un “remake” del de los Reyes Católicos bastante acertado, al que tuvo que cambiar su lema (El “tanto monta”) por ser personal y egregio, pero mantuvo la síntesis histórica que ya reflejaba el de Isabel y Fernando. Podemos empezar a tunearlo aquí, diciendo que si yo le añadiría la cruz de Santiago, que si se echa en falta algo referente a las gestas de Ultramar y nuestra hermandad con Hispanoamérica o lo que sea, pero nos va a salir más una postal turística que algo con un poco de sentido e historia a la vez.

    Un par de anécdotas históricas:

    José Antonio Primo de Rivera se echó a la calle con sus primeros falangistas, en una manifestación en pro de la unidad nacional. Llevaban la bandera tricolor, precisamente por este sentimiento. (Era la “vigente” entonces).

    En su Diario del Asedio del Alcázar de Toledo, cuenta el General Moscardó que dudaron si izar una u otra bandera, atendiendo a motivos históricos, optaron por la bicolor. (Tenéis que leerlo, habéis de conocer el episodio del nacimiento de María de la Mina, en una hora trepidante de nuestra historia.)

  14. Lo que comenta Israel es cierto. En 1977 se varió levemente la colocación de varios elementos del escudo utilizado por el franquismo. No obstante, los elementos del escudo siguieron siendo los mismos: el águila de San Juan con el escudo de los Reyes Católicos, la corona real abierta, el yugo y las flechas, las columnas de Hércules y el lema de “Una, Grande y Libre”.

    Y lo que comenta Luna también es cierto: los falangistas usaron la bandera tricolor antes de estallar la guerra, y una vez comenzada muchos fueron muy reacios a aceptar la rojigualda -muy usada por los carlistas y alfonsinos- porque la consideraban monárquica. En el bando nacional muchas unidades se limitaron a cambiar la tercera franja morada por una roja, con lo cual era fácil ver banderas rojigualdas con las tres franjas del mismo grosor. Y obvia decir que muchos de los alzados el 18 de julio lo hicieron bajo la bandera republicana.

    Yo no entiendo a cuento de qué algunos interpretan que la bandera rojigualda no lo es de España, sino de la monarquía. Cuando en Italia se proclamó la república no cambiaron la bandera tricolor. Simplemente se le suprimió el escudo y nada más. Y eso en un país menos consolidado históricamente que España.

  15. Salogel

    Si no es indiscreción elentir, me gustaría saber que opinas sobre el hecho de que se diga que la rojigualda representa a una monarquía corrupta. Muy buena entrada, sigo con mucho interés este blog. Un saludo.

  16. Salogel, prefiero no entrar a valorar estupideces. La rojigualda es la bandera de España, no de la monarquía. De hecho, fue la bandera de España tras el derrocamiento de Isabel II, y también durante la Primera República.

  17. Asier

    Estoy totalmente de acuerdo con Elentir. Una bandera no es más que una bandera, creada en la historia, en cada país de una forma, y en España concretamente por una bella tradición de historia naval.
    El problema está en empecinarse en dar un significado a la bandera, bien en un sentido o en otro. El problema está en querer cambiar continuamente los símbolos nacionales al vaivén de la política y querer hacer de la bandera otro elemento de confrontación.
    La bandera española es la bicolor y con escudo, porque así se creó oficialmente a fines del S.XVIII, originariamente como pabellón naval, lo cual hace honor a su tradición marítima, una hermosa tradición. En todo caso, se puede discutir -si se desea- la forma o clase del escudo. Pero, pienso yo, que incluso en cuanto al escudo, y aunque España fuese República, no haría ni falta quitar/modificar corona u otros elementos, aunque solo fuese por hacer honor a que nuestro país fue en su origen un Reino de unión de Reinos. Y hablo en relación a la bandera oficial, porque, mientras no sea prohibida, cada uno es libre de enarbolar la que quiera.

    La bandera española es la bicolor, porque la historia y la tradición así la instauró. Y es la bandera de monárquicos, republicanos, de derechistas, de izquierdistas, etc., de todo el que se sienta o sea español.

    Incluso en el caso del escudo usado por el régimen franquista (nefasta dictadura -como todas- que dejó a España un retraso de décadas respecto al resto de Europa, aparte de sus crímenes), hay que recordar que es el escudo de los Reyes Católicos, y no hay por qué relacionarlo siempre con dicha dictadura.

    Finalmente haré esta reflexión: si en un guerra luchasen los enemigos teniendo una misma bandera, aun siendo una guerra habría al menos una mínima posibilidad de que los contendientes se diesen cuenta que son hermanos del mismo país. Pero, el tener banderas distintas, y aunque todos se consideren igualmente españoles, siempre va a ahondar en esa absurdo odio entre hermanos. Proviene de la ignorancia el empeño constante en querer hacer siempre la guerra de las banderas y los símbolos.
    Lo mismo vale para la bandera de Cataluña. La bandera de Cataluña siempre ha sido la de franjas rojas y amarillas, sin más. Para todo el que sea catalán, sea independentista o prefiera ser parte de España de algún modo, su bandera es esa, es la misma para todos, porque proviene de una tradición y un origen de hace muchos siglos. Pero a algún zoquete con aires de especial se le ocurrió un día crear una bandera distinta para identificar a los independentistas de los que no lo son (y encima en una burda copia de símbolos de otros países). El problema es que hay muchos presuntos poetas de la discordia, que no son más que gente de pocas luces.

    Y lo dice quien no acepta el mantenimiento de la Monarquía y tiene una tradición familiar de haber luchado en la guerra contra Franco y con orgullo.

  18. Solíloco

    Estoy bastante de acuerdo en la mayoría de lo dicho, salvo un detalle (para los vagos, está al final). Recapitulando:

    -El escudo que figura en la Constitución original se establece en el Real Decreto 1511/1977, de 21 de enero, por el que se aprueba el Reglamento de Banderas y Estandartes, Guiones, Insignias y Distintivos.

    No es de Franco, si bien es cierto que también se basa en escudos de los Reyes Católicos a quienes se atribuye el fin de la reconquista, aglutinando bajo su mando los territorios que son España. Darlos por exclusivos de Franco es renunciar una parte importante de nuestra historia, y perder su verdadera memoria.

    Es posterior a la ley 1/1977, de 4 de enero, para la Reforma Política. Parece nacer para la Constitución, y se convierte en el primer escudo oficial de la actual democracia española. No tiene más pega que la propia bandera.

    -Así fue hasta que cambió el escudo. La ley 33/1981, de 5 de octubre, del Escudo de España, que es complementada por el Real Decreto 2267/1982, de 3 de septiembre, por el que se especifican técnicamente los colores del Escudo de España cambian el citado Real Decreto de 1977. La misma Constitución redefine la bandera, por enmienda de Camilo José Cela, aunque no es apreciable pues pone el nombre del color, amarillo, sustituyendo el nombre de un matiz del amarillo, el gualdo.

    El Real Decreto 2964/1981, de 18 de diciembre, por el que se hace público el modelo oficial del Escudo de España, obliga a sustituir los escudos por el de la ley 33/1981 siempre que sea razonable, por no provocar daños, y obliga usarlo en todos los documentos oficiales, leyes, etc. De esta forma el único escudo que actualmente se puede poner en la Constitución y otras leyes y documentos, así como la mayoría de banderas oficiales, etc.

    Mas ¿se pueden poner otros?

    -Según la ley 39/1981, de 28 de octubre, por la que se regula el uso de la bandera de España y el de otras banderas y enseñas, artículo octavo:

    “Se prohíbe la utilización en la bandera de España de cualesquiera símbolos o siglas de partidos políticos, sindicatos, asociaciones o entidades privadas.”

    Una cosa es que la policía ignora la existencia de la ley, que me consta, y que sus mandos no quieran cambiar este estado, posiblemente porque ya está la cosa bastante mal. Otra, muy distinta, es que realmente sea o no legal el uso de marcas comerciales y símbolos partidarios en la bandera española. NO ES LEGAL.

    Por último coincidir con ustedes en que fuera de lo legal, lo no legal, lo estrictamente correcto y todo lo demás; los que usan unas y otras banderas -la mayoría con gran ignorancia de lo que realmente llevan, tanto por significado como por historia- parecen negarse a la paz y la tolerancia -unos y otros son los mayores enemigos de distintos Derechos Humanos en España, unos de unos y otros de otros- y querer revivir la guerra civil, como si alguien la pudiera ganar.

  19. Suetonio

    Hernando es, básicamente, un analfabeto funcional.

  20. JCMT

    Y donde nos dejais a todos los que siendo al mismo tiempo de derechas y no-monarquicos (de donde por esricta definicion “republicanos”) quisieramos usar la bandera tricolor al igual que la usaron los falangistas, los radicales de Lerroux, los del Partido Republicano Conservador del primer presidente de la II Republica, o el de Miguel Maura de derecha liberal y secular?, el partido nacional republicano (que fundo el mismisimo Frente Popular, etc. etc? Seguro que si se hiciera una encuesta.. se veria que habemos muchos republicanos de derechas o liberales, o seculares.

  21. Muy desorientado debe estar alguien que se dice de derechas y que sientan nostalgia por una República que degeneró en república soviética…

  22. MERCEDES

    sabias palabras, al definir lo que nuestros antepasados han logrado para que ahora podamos tener todos estos privilegios de expresarnos, vivir dignamente, poder elegir y sobre todo nuestra LIBERTAD, sólo me voy a quedar con lo bueno sin guardar rencor,sin ataduras morales, las cuales no hemos vivido muchos pero las han vivido nuestros padres y abuelos, y por ello las hemos sufrido, me quedo con las últimas lineas, grandes dosis de piedad, perdón y afán de reconciliación, una receta que les vendría muy bien a muchos que a estas alturas, y en su mayoría sin haber vivido ni la contienda ni sus consecuencias, parecen buscar una bandera que les identifique con un bando de una guerra de hace más de 75 años, y no la bandera que aquí y ahora, de cara al mundo, representa a la Patria común de todos los españoles. ME SIENTO ORGULLOSA DE SER ESPAÑOLA Y DE NUESTRA HISTORIA PORQUE LA HISTORIA DE UN PAIS ES LO QUE LO HACE GRANDE, NO SE DEBE DE RENEGAR DE QUIENES SOMOS PORQUE AL HACERLO RENEGAMOS DE DONDE Y DE QUIEN VENIMOS ESAS PERSONAS QUE DIERON TODO POR UNA ESPAÑA LIBRE Y UNIDA AUNQUE EN ESTO ÚLTIMO HAYAN FALLADO, GRACIAS

  23. Iván

    Me gusta el final: “la bandera que aquí y ahora, de cara al mundo, representa a la Patria común de todos los españoles.”

  24. Eduardo

    Me han gustado mucho las explicaciones de todo lo referente a las distintas banderas de España, yo lo único que quisiera añadir es, que para empezar, mis ideas son republicanas, no monárquicas, eso no quita que acate y apoye la constitución del 78 y por lo tanto respete y acate, aunque no comparta, a la forma de gobierno de mi país, una monarquía parlamentaria y la bandera actual, la cual está amparada por dicha constitución.
    Dicho esto, tengo que añadir que en un cajón de mi habitación tengo mi bandera republicana, la cual será mi sudario el día que sea enterrado, una bandera que no exhibo, pero que llevo en mi corazón, también quisiera añadir, que la bandera tricolor, que es una bandera preconstitucional, referente a la constitución del 78, sí fue una bandera constitucional, la constitución de 31, que fue debatida en las cortes y refrendada por el pueblo, cosa que no se puede decir de la bandera “franquista”, impuesta por la fuerza de las armas y de la sinrazón, para mí, todo aquel que califique a la tricolor de ilegal, está en un grandísimo error, ya que por ese mismo motivo, tendría que ser “ilegal” nuestra actual bandera, ya que en sus orígenes no figura para nada que sea la enseña nacional, solo el estandarte distintivo de los navíos españoles, cosa que después y mediante Real Decreto, no constitución refrendada por la ciudadanía, se convirtió en enseña nacional, como pueden ver, no entro en el tema de los distintos escudos, ya que como se ha dicho anteriormente, no figura en ningún sitio, lo malo es que siempre se vincula el escudo del águila con la represión franquista, ya que fue adoptado por los traidores a un gobierno legítimo, y lo que me duele, es que en la actualidad, la gente que quiere desmontar lo que tanto sufrimiento ha costado conseguir, utilice MI BANDERA.

  25. Eduardo, la Constitución de 1931 no fue refrendada por el pueblo porque no fue sometida a referéndum. Y sobre la bandera tricolor, fue impuesta mediante decreto como bandera de España el 27 de abril de 1931, meses antes de que las Cortes Republicanas aprobasen -insisto, sin referéndum- la Constitución de 1931. De modo que la bandera tricolor no fue refrendada por el pueblo, al contrario que la Constitución de 1978 -y la bandera roja y gualda que incluye su texto-, que sí fue votada por los españoles en referéndum.

    Por otra parte, sí, la bandera roja y gualda fue inicialmente el pabellón naval, pero la función de ese pabellón naval era, precisamente, representar a España. En la Guerra de la Independencia esa bandera fue usada por los patriotas que combatieron a los invasores franceses, y en 1843 se convirtió oficialmente en la bandera de España. La Primera República ni siquiera la cambió (sólo alteró el escudo).

    Tampoco es cierto que la definición de los escudos de la bandera no figuren “en ningún sitio”. Existen tratados de heráldica y decretos que los han venido definiendo.

    Ya para terminar, si el escudo del águila de San Juan está asociado con la represión franquista, la bandera republicana está asociada también con la represión cometida en el bando rojo durante la Guerra Civil, bando que en un solo mes -noviembre de 1936- y en una sola provincia -Madrid- mató a más gente que la Inquisición española en más de 300 años de historia.

  26. José Luis Blanco González

    Como todos tus artículos, muy interesante y esclarecedor. Sin embargo pienso que has caído en la trampa lingüística de los republicanos de medio pelo al nombrar en el titulo a la bandera del permanganato como la “republicana”, lo cual no es de todo cierto. Esa bandera, producto por otra parte de la ignorancia, que quiso ver un inexistente pendón morado de Castilla donde sólo había un pendón rojo carmesí, su color original, dañado por el tiempo, es exclusivamente la de la Segunda República Española. La Primera, como bien sabes, era rojigualda, con el escudo republicano en medio.
    La tercera espero que sea la mía, la sindical.
    Un abrazo desde Colombia.
    C.A.F.E.

  27. Francisco F.Portillo

    Exhibir banderas republicanas está amparado por los articulos de la Constitución que consagra la libertad de expresión,según una sentencia de la Sección Novena de la Sala de lo contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Madrid.
    La sentencia fechada el 15 de Diciembre de 2003 y notificada el 14 de Enero de 2004 a las partes,da la razón a IU,que denunció un resolución del Ayuntamiento de Torrelodones ( Madrid ) gobernado por el PP ( como no ) que ordenó retirar la enseña tricolor de un chiringuito montado por la coalición de izquierda durante las fiestas patronales de Julio de 2002.

  28. Octogenario, que tiene mucho visto.

    ———Yo, que soy octogenario y juré bandera en el año 1950,me mantengo sin cambiar de bandera desde aquel mismo día.

  29. Asier

    Quiero añadir un inciso:

    Sin volver a entrar en el debate de simbologías y significados políticos, etc., el Águila de San Juan instaurado por los Reyes Católicos me parece estéticamente el escudo más hermoso, y da lo mismo que lo haya usado Franco o quien fuese.
    El valor de un símbolo está en su belleza y origen, y no debería estarlo en quién lo use posteriormente porque no es propiedad de quien lo haga.

  30. Daniel

    Muchas gracias Elentir portada esta valiosa información y el blog, que es genial.
    Realmente yo también tenía una empanada mental importante sobre este asunto.
    Un saludo

  31. Diego

    Interesante entrada e interesantes aportaciones de muchos comentaristas.

    Y para enredar un poco más ¿a nadie se le ha ocurrido reivindicar el pabellón mercante que estuvo vigente entre 1785 y 1927?

    Me refiero a la casi olvidada rojigualda de cinco bandas con la secuencia amarillo-rojo-amarillo-rojo-amarillo. Las bandas amarillas exteriores tenían la misma anchura que las bandas rojas y no llevaba escudo de ningún tipo.

  32. Martín Doncel

    Como Ben Grimm, sin que sirva de precedente, debo decir que no estoy de acuerdo con Elentir en lo que respecta a la constitucionalidad de la bandera repúblicana. En mi opinión no siendo, actualmente, una bandera constitucional, es inconstitucional (aunque no anticonstitucional).
    Esto es lo que dice la Constitución de 1978 respecto a la bandera de España en su Art. 4.1. “La bandera de España está formada por tres franjas horizontales, roja, amarilla y roja, siendo la amarilla de doble anchura que cada una de las rojas”. De esto se desprende que, habiendo plena coincidencia en la descripción, no se puede decir que la bandera del águila sea “pre-constitucional”, pues es enteramente constitucional. De hecho, estando la actual Constitución vigente, esa bandera ondeó en España, con su respectivo escudo, durante casi tres.
    De todas formas felicito efusivamente a Elentir por este artículo, así como por toda su trayectoria, que tanto apreciamos los que, cada día, comprobamos el total abandono de la verdad y la justicia, al que se han entregado los actuales medios de comunicación social.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación. [Abrir emoticonos] [Configura tu icono personal]