Incitación al odio anticatólico desde el diario ultraizquierdista de Escolar

Conocida activista del lobby gay justifica la quema de iglesias en la Segunda República

El artículo lo publicó el diario de Ignacio Escolar el jueves, y lo firmó Beatriz Gimeno, activista de ultraizquierda y expresidenta de la Federación Estatal de Gays y Lesbianas. En línea con el anticlericalismo más casposo y después de tachar a la Iglesia Católica de “monstruo insaciable” y de atribuirle todos los males y defectos posibles, Gimeno se lanzó a un patético intento de justificar la quema de iglesias durante la Segunda República.

En España hubo un genocidio anticatólico que debería ser reconocido de forma oficial
Llamazares niega la historia: “nunca hubo un programa de exterminio de religiosos”
Cosas que posiblemente no te han explicado sobre la Segunda República

Gimeno comprende que haya gente que “siente la necesidad de quemarlas”

“Era una institución tan odiada por la clase trabajadora, por el campesinado, por la mayoría de los intelectuales que, en cuanto se prendió una chispa, la gente corrió a quemar iglesias”, dice Gimeno, que generaliza a todo quisque su odio personal contra los católicos, dando por hecho que toda “la gente” opina como ella (los que seguimos a Cristo y no nos dedicamos a quemar iglesias debemos estar excluidos de la categoría de “gente”, claro). Lejos de reconocerle nada bueno a la institución que más se ha entregado y se sigue entregando a los necesitados, la expresidenta de la FELGT añade: En aquellos países en donde la Iglesia (o las iglesias) forman parte normal del ámbito de las libertades, nadie siente la necesidad de quemarlas. Pero ese no es nuestro caso. El aborrecimiento profundo que muchas personas sentimos aquí por la Iglesia católica se lo ha ganado ésta a pulso.” Alucinante. Si esto no es incitar a la violencia contra los católicos, ya me dirán qué es.

La columnista del diario de Escolar se olvida de la matanza de católicos

En su perfil de Twitter Gimeno se autodefine así: “Feminista lesbiana, atea, anticapitalista y rabiosa, sobre todo rabiosa”. Desde luego, es muy triste ver a una persona tan carcomida por el odio, pero lo que ya no es triste, sino intolerable, es que apele a su odio para justificar la violencia contra la Iglesia Católica. Más aún si tenemos en cuenta que esa persecución brutal que ella encapsula en la expresión “quemar iglesias” no se limitó a la destrucción sistemática de edificios religiosos y de patrimonio histórico-artístico: esa quema incluyó también el asesinato de miles de católicos y la violación de muchas católicas. Están totalmente documentadas las torturas y asesinatos de 13 obispos, 4.184 sacerdotes, 2.365 religiosos y 283 religiosas, muchas de éstas, además, sometidas a brutales violaciones por parte los milicianos y militantes de izquierdas que después las asesinaron. A esos crímenes hay que añadir a varios miles de laicos católicos torturados y asesinados por razón de su fe. Me pregunto si Beatriz Gimeno no habla de esos crímenes porque su aborrecimiento a la Iglesia le anima a olvidarlos o incluso negarlos como ya hizo hace poco Gaspar Llamazares. Sería interesante saber qué opina de esas atrocidades.

La ultraizquierda, incapaz para aceptar las normas de convivencia

Por otra parte, me pregunto qué diría Ignacio Escolar, director de ese diario digital, si en un medio de la competencia se justificase la quema de sedes de IU apelando a los crímenes del comunismo100 millones de muertos-, por ejemplo. No me cuesta imaginar el escándalo que montaría -con razón- y las exigencias de censura que leeríamos, porque ya hemos visto cosas parecidas por mucho menos. Me pregunto, también, si fuesen obra de católicos monstruos como ETA, los GRAPO, el FRAP, Terra Lliure, Resistencia Galega y otros grupos terroristas de extrema izquierda, ¿qué es lo que estaría diciendo Beatriz Gimeno contra la Iglesia? Creo que esa ultraizquierda, tan presta con frecuencia a justificar la violencia contra sus enemigos políticos, ideológicos, sociales y filosóficos -una característica común con el fascismo, dicho sea de paso-, tiene que empezar a entender que su odio hacia los que no opinamos como ella no le da patente de corso para saltarse los principios de convivencia propios de una democracia. Y si no acaba de entenderlo, la democracia tendrá que defenderse de esa ultraizquierda como de cualquier otra amenaza violenta contra las libertades.

(Foto: Abc. Quema de un convento en Antequera, Málaga, durante una huelga revolucionaria en 1932)

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 4.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Como siempre digo, es bueno que se quiten la careta de vez en cuando.

  2. Pero si la “clase” trabajadora y el campesinado abarrotaban las iglesias en aquella época!

  3. ioannes

    Ya estaba claro que el fanatismo impide el uso de la inteligencia. La comprensión, en cambio, es compañera de la clarividencia, humaniza y no envenena las neuronas ¡Viva la libertad, “manque” pierda -como decían del Betis…! ¿El que olvida (o niega) la historia está condenado a repetirla? ¡Confío en que no! Además, no hay túnel del tiempo: “aquella guerra” acabó. Al menos eso deseamos muchísimos, aunque otros -retrógrados- intenten mantenernos amarrados al guerracivilismo más paralizante, menos progresista.

  4. Pablo el herrero

    El homosexualismo es una de las cuatro ideologías al servicio del socialismo en todo el mundo (feminismo, ecologismo, homosexualismo y alianza de civilizaciones). Hasta aquí todo entra dentro de la “normalidad socialista”.

    Sin embargo, siempre me ha llamado la atención la habilidad que tiene el socialismo para tapar su macabra historia, pues allí donde triunfó las mujeres no tenían ningún derecho (leed http://davidjimenezblog.com/2013/10/28/la-habitacion-rosa/), los homosexuales tampoco (que se lo pregunten hoy a los cubanos), la ecología y la naturaleza en donde han gobernado y gobiernan es la menos respetada del planeta, y las religiones, todas fueron y son perseguidas.

    La realidad es que el socialismo es la ideología más fanática, criminal y totalitaria de la historia de la humanidad. Es un cáncer para el pensamiento libre y una permanente amenaza de muerte para todo individuo. Sus revoluciones triunfan gracias a sus genocidios, ya que en los países en los que gobiernan los convierten en cárceles y gulags y en sus socialdemocracias (como es el caso de Europa), con su “Planificación Central de la Sanidad Pública”, convierten a sus hospitales en centros de exterminio vía abortos y eutanasias encubiertas, ya sabéis, “salud sexual y reproductiva”, “muerte digna!, “suicidios asistidos”, etc.).

    Por tanto, que esta tal Beatriz Gimeno justifique la quema de iglesias, hasta parece moderada; de momento no a dicho que se incendien las iglesias cuando estén llenas de fieles. Es todo un detalle por su parte.

    Ya sabemos el concepto de democracia que tiene la izquierda, si gana en las elecciones, entonces han ganado democráticamente; pero si pierden dichas elecciones por mayoría absoluta, pronto llenan las calles de chusma y rodean el Parlamento, porque dicen que no les representan.

    Socialismo = Fascismo… igual que lo son sus cuatro ideologías de apoyo.

    Pablo el herrero

  5. Pablo el herrero

    Parece ser que la dirección linkada en mi anterior comentario da error, os la reenvío: http://davidjimenezblog.com/2013/10/28/la-habitacion-rosa/

    Saludos.

    Pablo el herrero

  6. ¿Quién gobierna en España?

  7. Martha

    Lo que siempre tuve entendido es que la gente de derecha acepta que los demás piensen como quieran y que sean del partido que quieran.En cambio los de izquierda son intransigentes.No aceptan que uno pueda pensar distinto,que sea de otras ideas o partidos.

  8. Carmen

    Se contradice ella misma. Los partidos llamados progresistas no querían permitir el voto femenino porque lo consideraban preso de los curas. O sea que, al menos las mujeres, no odiaban tanto a la Iglesia.

    Lo malo de esta señora es que pasea su lesbianismo como una enseña. Hay lesbianas que reniegan de ella. Lo sé de buena tinta.

  9. Alfonso

    El anticatólicismo ha sustituido al antisemitismo como objeto de las iras de los fanáticos. Por cierto, realicé ayer 3 comentarios intentando ilustrar a esta ilustre, que no ilustrada, luchadora feminista el legado humanitario del cristianismo sobre todo, quien ha perseguido a quién: http://beatrizgimeno.es/2013/11/01/la-iglesia-otra-vuelta-de-tuerca/#comments

  10. jeremias

    No es por nada pero sobre la relacion entre la Iglesia Catolica y la creacion y desarrollo de la ETA, habria para escribir unas lineas.Tambien sobre su apoyo a ese monstruo.Y no es cosa de hace 50 años.

  11. Eudoxo

    A ver, esto ya aburre, pero no hay más remedio que recordar lo evidente: ¿dónde estaría esta señora si en vez de Gimeno se llamase “Himmenstein”, fuese alemana (pongamos de Munich….) y recordase con nostalgia las quemas de sinagogas y la “Kristallnacht”? ¿Qué sucede con los países que no saben defenderse de estas alimañas antisistema? Pues que así nos va: esperar a que HO, DENAES, y algún otro hagan el papel que los progre-zánganos empleados a dedo de Génova 13 no están dispuestos a hacer (quizá por miedo a hacer faltas de hortografía en sus hescritos…).

  12. Jeremías, la Iglesia Católica ha condenado por activa y por pasiva el terrorismo en muchas ocasiones, también el de ETA. Otra cosa es la actitud de determinados curas y obispos nacionalistas, pero la Iglesia como tal nunca ha apoyado a ETA; afirmar eso es como decir que España ha apoyado a ETA por el mero hecho de que haya españoles que la apoyan.

  13. pacococo

    Es bueno que digan estas cosas y que se sepa así nadie se llamará a engaño, otra cosa es que la mayoría mire para otro lado o consideren que lo que le pueda pasar a los curas no les afecta.

    Porque claro, la quema de iglesias no es más que el principio, lo que de verdad les gusta son los “paseos” y hay alguno que ya lo dice, lo cual es bueno que se sepa.

    Pero no nos vamos a rasgar las vestiduras ante esto si lo comparamos con los más de trescientos niños que mueren cada día.

    En el hilo anterior, elentir, te ha faltado y a mí también, compararlo con la guerra. Los 33 meses de guerra supusieron entre 250 y 300 mil muertos. Esa cifra se alcanzará antes de los 33 meses de legislatura. Pero como no caen bombas no se nota.

    Y tú sabes por que menciona la guerra.

  14. Luis Carlos

    Estoy harto de este tema. Tratan de usar el pasado para fomentar el rencor, y la sospecha y la desconfianza hacia la derecha española (si entendemos como tal todo aquel que no simpatice con los progres), tratando de fomentar la impresión de que somos una amenaza potencial, porque sentimos nostalgia por el franquismo y queremos “volver a las andadas”, cuando la realidad son que los que traten de imponernos un complejo de culpa e inferioridad, autodesprecio, no se avergüenzan ni se arrepienten ni sienten remordimientos y son ellos con los que sueñan con volver a intentar hacer lo mismo que en los años treinta.

  15. Todo esto es fomentar el odio y la división entre españoles. Al final brillarán las espadas y entonces diremos que no es eso lo que queríamos.
    Si ellos triunfan, entonces sí que gusta. ¡Con lo bien que llevaban las cosas en La República!
    No hay nada más que mirar los ejemplos de allí adonde hay sistemas de gobierno socialistas. Más socialista que la iglesia con su doctrina de la dignidad, la libertad y el rango que merece toda criatura de Dios no hay.
    Que haya petardos es otra cosa y en todas las formas de pensar hay petardos y petardillos. Bueno, con lo que dice Pablo el Herrero no hay que aportar nada más.:nanai:

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.