La Torre del Príncipe

Torre del Príncipe del Castillo de Monterreal, en Bayona. De la torre original se tienen noticias desde hace más de mil años, concretamente cuando en 997 Almanzor arrasó Erizana (antiguo nombre de Bayona) y su castillo. La torre se usaba entonces como faro marítimo. Tras el ataque al castillo del Almirante mayor Manuel Pezaña, navegante genovés al servicio del Rey de Portugal, en 1331, la fortaleza quedó muy dañada. Como parte de las tareas de reconstrucción, el Rey Alfonso XI de Castilla firmó una cédula para completar la Torre del Príncipe. El 1 de marzo de 1493 esta torre fue el primer lugar de Europa que avistó la llegada de la carabela “La Pinta” procedente de América, capitaneada por Martín Alonso Pinzón.

En torno a esa torre existe una leyenda según la cual una doncella y su pretendiente habrían sido emparedados en ella por orden de un padre furioso con sus amores. Dice la leyenda que los desgarradores lamentos de los amantes se mezclaban con el rugido de las olas y el viento en los días de temporal. No obstante, el nombre de la torre se refiere a otra leyenda -ésta no ajustada a los hechos históricos- según la cual en 1568 habría sido encerrado en ella el Príncipe de Asturias, don Carlos de Austria y Portugal, hijo de del Rey Felipe II (en realidad el Príncipe murió encerrado en el hoy desaparecido Real Alcázar de Madrid).

En la segunda mitad del siglo XVI se derribó la antigua Torre del Príncipe para levantarla de nuevo. Usada como atalaya para observar el mar, dicha torre se vio rodeada entonces de un nuevo baluarte, todo ello bajo la dirección del ingeniero Juan de Zurita. Ésta es la torre que se conserva hoy.

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 4.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.