Hizo acusaciones falsas y denuncias por meras críticas a la ideología de género

Un grupo LGTB arremete contra la Fiscalía por no ayudarle a recortar la libertad de expresión

La Fiscalía no ha admitido hasta ahora el abuso de acusaciones de «homofobia» para criminalizar toda opinión que no concuerda con la de ciertos grupos LGTB. Uno de ellos ha montado una pataleta.

Un grupo gay quiere censurar a obispos por criticar un ataque a la libertad de expresión
Fracasa la mordaza judicial contra los obispos en España: ya van ocho denuncias rechazadas

Un periodista, nuevo denunciado por criticar la cabalgata de Reyes Magos de Vallecas

Este miércoles el llamado «Observatorio Español contra la LGTBfobia», creado por el grupo gay Colegas y subvencionado por el Ministerio de Sanidad, anunciaba una nueva denuncia por un delito de «odio», esta vez contra el periodista Luis del Val, para el que piden una condena de hasta 4 años de prisión por criticar la presencia de una drag-queen en la cabalgata de Reyes Magos de Vallecas, un hecho que provocó polémica las pasadas navidades.

Se quejan de que la Fiscalía ampare derechos constitucionales

En la citada nota, el Observatorio carga contra la Fiscalía, a la que acusa de «una falta de operatibilidad y de compromiso en la gestión de este tipo de delitos». Se quejan, concretamente, de que la Fiscalía no les ha dado la razón hasta ahora: «Todas y cada una de las denuncias interpuestas por el Observatorio ante la Fiscalía en temas de libertad de expresión y libertad de religión, han sido casi automáticamente archivadas con la misma argumentación de que el discurso del odio hacia personas LGBTI está amparado por la libertad de expresión y la libertad de religión». Al hacer esta afirmación el Observatorio falta a la verdad: lo que apunta la Fiscalía no es que «el discurso de odio» esté amparado, sino que no ha existido en los hechos denunciados por esa entidad. Y es que lo mismo que tergiversa los argumentos de la Fiscalía, hasta ahora ese Observatorio también ha tergiversado declaraciones y hechos para intentan condenar a quienes le contradicen.

Acusaciones falsas y criminalización de la discrepancia

Veamos a continuación algunos ejemplos de las denuncias presentadas por ese Observatorio y por Colegas:

¿Pretenden que la Fiscalía admita acusaciones falsas y delitos de opinión?

En su nota del pasado miércoles, el Observatorio reconoce: «Tampoco esperamos mejores resultados ante la Justicia ordinaria por el miedo a aplicar las leyes existentes y enfrentarse a dilucidar los límites de la libertad de expresión.» Y a continuación aclara su idea de la libertad de expresión: «La libertad de expresión no se puede confundir con una gratuita libertad de agresión, de insulto, humillación y menosprecio de la dignidad de las personas LGBTI. No todo vale para defender las opiniones en una sociedad democrática y moderna como la española«.

Lo que parecen pretender este tipo de entidades es que toda acusación que hagan tenga presunción de veracidad y sea aceptada por la Justicia sin más, aunque sea abiertamente falsa. Y es que puestos a hablar de límites de la democracia, lo que nadie puede pretender es que la Justicia acceda a condenar a alguien basándose en acusaciones falsas o en virtud de inexistentes delitos de opinión. España es un país democrático y la crítica a la ideología de género, la crítica a la actual regulación del matrimonio -vigente desde 2005-, la crítica a las leyes vigentes e incluso la crítica a determinados estilos de vida son totalmente legítimas. Lo que pretenden Colegas y ese Observatorio, a las claras, es que la Fiscalía les ayude a recortar la libertad de expresión. Debería ser un motivo de alivio para cualquier demócrata que la Fiscalía no haya querido acceder a esas pretensiones autoritarias. Y es que el problema de Colegas y de su Observatorio no es con el odio, sino con la democracia y con el derecho a disentir de sus opiniones.

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 4.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Sharovarov

    Parece ser que la palabra «fundamentalista» ya se les queda corta/blanda: veo en el enlace que ahora ya dicen «ultrafundamentalista». Dentro de algún tiempo, a la Gaystapo, ésta también se le quedará corta/blanda, y la sustituirá por «superultrafundamentalista», ¿no? ¡Jajajajaja!

  2. Blanca

    Tiene razón Luis Labarta, además de pervertidos son bastante tontos…

  3. Jandro

    ¿Cómo se llama a la acción de saturar a la Fiscalía y al sistema judicial con denuncias que no pueden prosperar? ¿Sale gratis? ¿Todos lo podemos hacer o hay que ser Colegas?

  4. Isidro García Getino

    ¿Las denuncias falsas, terjiversadas, repetitivas y sin fundamento no tienen un coste monetario para quien abusa de la justicia, satura a la fiscalía y malgasta el dinero de los contribuyentes?
    Estoy de acuerdo con Jandro y lo explicito más para quien no se entera.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.