El templo musulmán contiene una placa en homenaje a Franco, su promotor

Un templo de Ceuta se libra de la nueva Ley de Memoria Histórica del PSOE por ser mezquita

Memoria histórica, pero sólo si se trata de violar templos de la Iglesia Católica. Esto es lo que se deduce de la nueva Ley de Memoria Histórica del PSOE, que no afectará a una mezquita ceutí.

Sin haber citado nunca la Navidad en Twitter, Pedro Sánchez vuelve a felicitar el Ramadán
Así es la ley dictatorial que propone el PSOE para seguir derribando cruces en toda España

Una placa en honor a Franco como promotor de una mezquita en Ceuta

El pasado martes, la cuenta de Twitter @ceutacontigo publicó un tuiteo sobre la Mezquita de Muley El Mehdi, también conocida como Mezquita de Yemalquivir, que es el templo musulmán más antiguo de la ciudad española de Ceuta. El tuiteo muestra una placa situada en el interior del templo, escrita en árabe y en español y visible nada más entrar en el recinto, en la que menciona a Franco, del que partió la iniciativa de construir esta mezquita en 1937, como agradecimiento a las tropas musulmanas que apoyaron al bando nacional.

La placa incluye una frase de Franco pronunciada en un discurso el 3 de abril de 1937, dirigiéndose a los musulmanes: “cuando florezcan los rosales de la paz, nosotros os entregaremos sus mejores flores”. En la placa figuran otras dos fechas, acompañadas por la terminología usada por el bando nacional: “17 de julio de 1938, III Año triunfal” (fecha de la colocación de la primera piedra de la mezquita, en el segundo aniversario del Levantamiento en el Marruecos español), y “12 de diciembre de 1939, año de la Victoria”, seguramente en referencia al final de la construcción. La mezquita fue inaugurada el 18 de julio de 1940, en el aniversario del Alzamiento Nacional, por el Jalifa de la Zona del Protectorado español en Marruecos, Muley Ismail Ben El Mehdi, al que debe su nombre el templo. El templo, que costó 243.336 pesetas, fue financiado por el Estado y su entrega a la comunidad musulmana la hizo el Alto Comisario de España en Marruecos, general Carlos Asensio.

La izquierda, tan exigente con la Iglesia Católica, calla sobre esa mezquita

Según explica Daniel Pinilla en el libro “Expaña: Crónica de un viaje por las costuras de la Piel de Toro”, la placa estaba situada en la fachada de la mezquita, visible desde la calle, pero fue trasladada al interior del templo a causa de la Ley de Memoria Histórica de 2007. Curiosamente, y a diferencia de las numerosas protestas contra templos católicos por lucir lápidas de homenaje a los caídos del bando nacional, la izquierda no ha emitido protestas por esa placa dedicada a Franco en la citada mezquita. ¿Será porque su hostilidad hacia la Iglesia Católica se torna en docilidad en todo lo que respecta a la comunidad musulmana? Es un asunto que el PSOE, Podemos o Izquierda Unida deberían aclararnos. Personalmente no me parece mal que ese templo conserve una placa en recuerdo de su promotor. Al fin y al cabo, es un hecho histórico. ¿Qué sentido tiene censurarlo?

Las mezquitas se libran de la nueva Ley de Memoria Histórica del PSOE

Lo curioso del caso es que, como ya os adelanté aquí en enero, el PSOE prepara una reforma de esa Ley de Memoria Histórica con la finalidad de derribar cruces en toda España, con la excusa de que fueron construidas en honor a los caídos en la Guerra Civil. El texto de la reforma (ver PDF) prohíbe en su Artículo 28 “la exhibición de simbología de exaltación de la Guerra Civil Española y Dictadura en cementerios públicos”. En ese mismo artículo se afirma lo siguiente: La Iglesia Católica será requerida para la retirada de simbología de exaltación de la Guerra Civil Española en templos y cementerios, cruces de los caídos, o cualquier otro lugar de propiedad eclesiástica”. Esto afectará no sólo al exterior de las iglesias, sino también a su interior. Se trata de una redacción nada casual, porque sólo se refiere a la Iglesia Católica: mezquitas como la de Muley El Mehdi quedan a salvo de la ley socialista. Hay que recordar que tanto los templos católicos como los musulmanes son inviolables en virtud de sendos acuerdos entre España y las respectivas confesiones religiosas. Sin embargo, mientras presume de defender la igualdad, el PSOE quiere saltarse esos acuerdos para violar las iglesias, pero no las mezquitas. Y luego Sánchez y los suyos aún querrán que no digamos que les mueve simple y llanamente el odio contra los cristianos.

(Foto principal: Diego Delso / Wikimedia)

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 4.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Jandro

    Cuando se es tan sectario como Pedro Sánchez, no se tarda mucho en caer en pilladas flagrantes.

  2. Felipe

    El impresentable de la Moncloa no tiene elipsoides para quitar esa placa, pero eso sí con los muertos se crece, esa es la catadura del individuo, si por el y sus socios fuera, volaria la Cruz de los caídos pero no tendría valor para volar las obras buenas de Franco, pantanos, seguridad social, viviendas sociales, el situarnos como la octava potencia del mundo,pensiones etc. etc. A pesar de ser insurrecto político en mi juventud de estudiante, se reconocer las cosa buenas. Los que vivimos esa época creo que si se es ecuánime podemos opinar sin que seamos tratados de fachas.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.