Las expresiones de racismo y antisemitismo del partido de ultraizquierda

Si buscamos quién se parece más al Ku Klux Klan, Podemos tiene las de perder

La irrupción de Vox en las elecciones andaluzas del pasado domingo está dando lugar a una ola de manipulaciones mediáticas nunca vistas en España. La última tiene que ver con el Ku Klux Klan.

Vox y el gran honor de que te llamen ‘judío’ creyendo que con eso te sentirás ofendido
Pablo Iglesias reconoce que se ha dejado usar por Irán para desestabilizar España

Según publicaba esta mañana el diario ultraizquierdista Público, un exlíder del Ku Klux Klan ha felicitado a Vox. Se trata de David Duke, del que Público afirma: “es un conocido ultraderechista, racista, xenófobo, antisemita y negacionista del Holocausto que propugna la superioridad de la raza blanca”. Hay que recordar, por si alguien lo ha olvidado, que el KKK es un grupo racista, antisemita y también anticatólico. Se que el tal Duke no se ha enterado mucho de qué es Vox. Por otra parte, este mediodía el secretario de organización de Podemos Pablo Echenique utilizaba ese dato para criminalizar a Vox. Es muy torpe que un dirigente podemita se columpie así, y más si echamos un vistazo a las hemerotecas, que demuestran que si alguien tiene peligrosos parecidos con el KKK no es precisamente Vox, sino el partido de ultraizquierda.

Vox apoya a Israel: “los lazos con Israel deben profundizarse en todos lo ámbitos”

Vox defiende abiertamente al Estado de Israel, y se ha felicitado de las decisiones de tribunales españoles de prohibir los boicots antisemitas aprobados por varios ayuntamientos españoles contra productos israelíes. En su web, Vox afirma: VOX no sólo condena las campañas de boicots contra Israel, sino que estima que los lazos con Israel deben profundizarse en todos lo ámbitos“. Es una declaración que aplaudo. Hace dos años la sede de Vox en Granada fue atacada por neonazis que hicieron una pintada llamando “hijos de puta judíos” a los miembros de ese partido.

Podemos coincide con David Duke en su odio hacia Israel

Por el contrario, David Duke es un feroz antisemita y enemigo de Israel. En su cuenta de Twitter no ha cesado de atacar a ese país y a quienes le apoyan. Seguramente ese tipo no se ha leído la citada declaración de Vox sobre Israel, porque entonces habría escrito un comentario muy diferente. Dicho sea de paso, hace unos meses la Embajada de Israel en España denunció el “boicot sistemático” de Podemos a ese país. De hecho, el partido de ultraizquierda ha apoyado abiertamente las campañas de boicot a Israel. Muestra del odio que tiene esa formación hacia el país judío, el pasado mes de junio Pablo Iglesias llamó a Israel “Estado criminal”, algo que nunca ha dicho sobre dictaduras como Irán, Cuba o Venezuela. Hay que recordar, así mismo, que en 2015 Podemos apoyó el veto en España a un cantante estadounidense por ser judío.

Lo que dice del Holocausto la TV iraní en la que Pablo Iglesias es presentador

En cuanto al Holocausto, recordemos que hace tres años un concejal de Podemos provocó un escándalo por mofarse de las víctimas del exterminio nazi contra los judíos. Hay que recordar, así mismo, que Pablo Iglesias presenta un programa en el canal HispanTV, propiedad de la República Islámica de Irán, un régimen islamista que niega abiertamente el Holocausto. En 2016 HispanTV publicó una noticia escandalizándose de la censura de un foro neonazi en Google por negar lo que el medio iraní calificaba como “el supuesto asesinato sistemático y masivo de judíos en la Segunda Guerra Mundial”. Supuesto, dicen, a pesar de la infinidad de pruebas que lo demuestran… El año pasado HispanTV clamó contra la detención del neonazi Horst Mahler en Hungría por negar el Holocausto. La web del medio iraní encuadró la noticia con etiquetas como “Sionismo” y “Lobby sionista”. A pesar de estas cosas, Pablo Iglesias ha seguido manteniendo su programa en ese infame canal, una presencia que justificó hace cinco años en un acto de las Juventudes Comunistas reconociendo que se dejaba utilizar por Irán para desestabilizar España.

Un militante de Podemos hizo comentarios racistas sobre un dirigente de Vox

A propósito del racismo, hay que señalar que un miembro de la ejecutiva de Vox, Ignacio Garriga, es mulato. Su madre era ecuatoguineana. Precisamente en agosto de 2015 Garriga fue víctima de los comentarios racistas de un militante de Podemos, que no fue expulsado de su partido tras esos comentarios (como tampoco lo fue el concejal de Podemos que se mofó del Holocausto). Santiago Abascal ya ha señalado, a propósito del racismo, que “la mayor obra de hermanamiento que ha hecho nunca ningún pueblo, que es la obra de la Hispanidad. Para los españoles nunca ha sido el problema el color de la piel. Para los de Vox tampoco.

El furibundo anticatolicismo de Podemos, otro rasgo común con el KKK

En cuanto al anticatolicismo, es otro punto en el que Vox y el KKK no se parecen ni por asomo. Para empezar, Santiago Abascal es católico, y su partido defiende derechos constitucionales de los católicos que la izquierda -empezando por Podemos- quiere borrar de un plumazo, empezando por la enseñanza de la religión en los colegios. Recordemos que una dirigente de Podemos, Rita Maestre, estuvo implicada en el asalto a una capilla católica. Por otra parte, el pasado mes de octubre Unidos Podemos promovió una propuesta en el Congreso para legalizar las vejaciones a los creyentes, y eso después de que un actor de extrema izquierda, Willy Toledo, se mofase de los católicos asesinados en la Guerra Civil española. Para terminar, debo recordar que Podemos incluso ha recurrido a bulos para atacar a la Iglesia Católica, algo que deja muy claro el grado de odio enfermizo que tiene ese partido ultra contra los católicos. Un odio muy parecido al del KKK.

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 3.300

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Luna

    ¿Os dais cuenta de los esperpentos que necesitan para desvirtuar a Vox?. El Ku Klux klan, ahí es nada. Lo de “la ultraderecha” y “el franquismo” no ha funcionado porque está muy erosionada esa invectiva de tanto que la han empleado ya, tiene el mismo resultado que si les llaman “reaccionarios”. Ahora necesitan saltar barreras culturales y buscar referentes de los que no solemos tener tanta memoria o información, así se genera siempre la leyenda negra. Van haciendo una inducción, suben escalones de generalización y condena para equiparar a grandes criminales e inmorales con aquellos que no les gusten o sean sus rivales.

    Una inducción por mi parte sobre Podemos, a ver si el ejemplo ilustra la cosa: Son de ultraizquierda, la de las checas y quemas de conventos de la guerra civil, el comunismo de la matanza de Paracuellos, las de Lenin, Stalin, Mao-Tse-Tung o Kim Jong Il. Del robo de todo el oro del Banco de España, la miseria de Venezuela (Uno de los países con mayores riquezas hace nada), la represión de Fidel Castro, los destierros al Gulag, el asesinato del Zar de Rusia y de toda su familia… Y podría seguir tres o cinco cuartos de hora escribiendo “inducciones”, que hasta llegar a Rasputín queda mucho trecho. Seamos sinceros: Es más honesto establecer las relaciones directas y conocidas de Podemos y sus fundadores con Hugo Chávez y Nicolás Maduro, con eso basta y no necesitamos fantasear.

    Pero prefiero escribir una sencilla regla de tres que lo explica todo: Vox es al KKK lo que Podemos a la verdad. En ambos casos, ná de ná.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.