Gloria Lago, “Promesas rotas”. Galicia Bilingüe responde a Feijóo

Los diarios Faro de Vigo, La Opinión de Coruña y La Voz Libre publican hoy un artículo de Gloria Lago titulado “Promesas rotas”, en el que la presidenta de Galicia Bilingüe critica la propuesta del decreto de la enseñanza presentado el 30 de diciembre por el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo. Podéis leer el artículo en la web de Galicia Bilingüe. Por su interés lo copio íntegro aquí, con el ruego de que le deis máxima difusión:

Promesas rotas
Gloria Lago, presidenta de Galicia Bilingüe

No era una promesa cualquiera; no les había dicho que arreglaría la economía o el problema de la vivienda. El candidato les ofreció una frase, dos, tres a lo sumo, pero en ellas estaba el inicio de la solución. Las escucharon muchas veces en la radio, en las entrevistas y en las retransmisiones de los mítines, y las grabaron para recordarlas si pasaba de candidato a presidente, para convencerse de que eso ya no se lo quitaría nadie. Podía haberlo dicho cualquier otro, pero lo dijo él. Y comenzó a gestarse una magia extraña, ese duende que adorna a los políticos tornándolos de simple candidato en líder. Porque había logrado generar ilusión. Esa palabra, ese significante con dos significados que tristemente ha acabado con uno solo, el del ilusionista que saca mariposas de papel de su chistera

María se implicó más que otras. Estaba cansada de traducir apuntes, del diccionario, y de ver a su hijo de 4º de ESO leer un libro del instituto que no contaba aventuras, ni tampoco historias de amistad, sino que hablaba de una nación y de una joven que se hizo una foto para poder apreciar la diferencia al convertirse en “neofalante”. Sólo la Religión y la Música las estudia en su lengua. Por eso María comenzó a recoger firmas en la calle, para ganar un derecho, el derecho a elegir. Con ella Begoña, cuyos hijos aprenden a leer en un idioma que no es el de sus primeras palabras. Jesús decidió implicarse más el día que los normalizadores de su hijo lo llevaron a correr por las calles tras una pancarta que decía que quería crecer en un idioma que no era el suyo. El año que viene empezará bachillerato. Bea tiene una hija en 2º de primaria. Supo que hay una Ley que reconoce su derecho a recibir la primera enseñanza en lengua materna, pero eso no se respeta. Su marido nunca había votado las siglas del candidato, hasta que ella le dijo que, por una vez, las personas de la calle podían cambiar algo. El hijo de Elena es el único que lleva a clase el libro en su idioma y la profesora dice que es la oveja negra. Elena se alegró cuando oyó al candidato prometer que eso cambiaría si confiaba en él.

Aprendieron que en otros países con varias lenguas se elige el idioma en la enseñanza, y que a nadie se acusa de odiar una lengua por preferir que sus hijos estudien en la otra, porque no las asocian a ideología y se intenta conservar las minoritarias sin imponerlas. El candidato no prometió eso, sino que elegirían la lengua de las troncales, las más difíciles, y pensaron que si podía hacerse ya, les parecía bien. Mientras, el candidato las veía alcanzar las 100.000 firmas y mostraba su comprensión al saber de los apuros que pasaban en las calles y de su miedo cuando llegaban los radicales a insultarlas, incluso se acercó a fotografiarse con ellas cuando lavaron en público un coche roto y pintado con unos colores que, al parecer, ellos odiaban. A la manifestación que organizaron no pudo ir pues tenía que viajar más allá del océano, pero sus compañeros sí estaban allí detrás de la pancarta reclamando el derecho de los padres a elegir. No supieron de sus dificultades para organizar una movilización con medios caseros, ni de las cartas amenazantes de los días previos, pero sí pudieron ver la cara más amarga del fanatismo en los rostros de quienes quieren más a una lengua que a las personas.

El miércoles pasado a las 21 horas conocieron el nuevo Decreto que el candidato, ahora presidente, había hecho por fin para todos. El pequeño de Begoña tendrá la clase en su idioma pero el de Marta, su vecina, no; sólo son dos los niños gallego-hablantes, así que no es la lengua predominante en el aula. Bea tendrá que escoger: en su lengua, o Mates o Conocimiento. Igual que antes, la LNL no se respetará. María podrá elegir las dos, pero el resto las repartirá el centro entre los dos idiomas. Imagina que si antes habían superado el 50% obligatorio, ahora la Biología y la Física se las impondrán en la otra lengua. El hijo de Jesús aún no sabe qué elegirá el centro para él en bachillerato, pero supone que para su lengua quedarán las asignaturas menos difíciles. Es el único que había empezado antes a desconfiar, porque ya gobernando el candidato, habían vuelto a llevarlo a correr por las calles, esta vez con una camiseta que decía “eu nunca serei yo”. Elena se convertirá en una “outlaw” si quiere que su hijo siga llevando todos los libros en su idioma; el artículo 8.1 es muy claro. Al menos antes en ese aspecto había ambigüedad.

Escucharon de nuevo la grabación de las promesas, la que les garantizaba la casilla para todos en el sobre de matrícula, la de los libros en su lengua, y la que aseguraba que se vaciarían los colegios de ideología para llenarlos de conocimiento. Ninguno de ellos sabe todavía que el decreto será más difícil de llevar a la práctica que si se hubieran cumplido las promesas. Lo que sí saben es que se cierra la puerta a un derecho, a un principio que con futuros gobiernos sería muy difícil de retirar.

Pero no deben sentirse utilizados; es fácil engañar a quien no tiene nunca intención de hacerlo. No deben desanimarse, sino volver a las calles a informar con la palabra, a trabajar para que el Decreto sea mejorado. Ya no tendrán confianza en el candidato, hoy presidente; sólo en sí mismos, pues lo avanzado, aunque lejos de lo prometido, es fruto de su esfuerzo.

Artículo relacionado:

Feijóo ha mentido: libertad no significa que la Xunta imponga cuotas en tres idiomas, por Elentir

(Foto: Gloria Lago. Por R. Grobas/Faro de Vigo)

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 3.300

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. No se deberían extrañar de nada de la actitud del Partido Popular. En la Comunidad Valenciana, donde vivo, se obliga, por narices, a estudiar bastantes asignaturas en catalán (que no valenciano,como dicen, para disimular que imponen una lengua que no es la propia de la Comunidad Valenciana.Por ejemplo, obligan a hacer trabajos en valenciano en asignaturas que son en castellano, van introduciendo, poco a poco, asignaturas que eran en castellano y las ponen en catalán (le llaman valenciano, digo, para disimular) y cosas por el estilo.

    En fin… que cada cual vote lo que quiera.

  2. El Tíol Bastón

    El dinero puede más que nadie, y la solución propuesta por la plataforma cuesta dinero, pues supone que tiene que haber líneas paralelas en castellano y en gallego, lo que supone el doble de profesorado.

    Al final, como siempre, se impone el presupuesto en lo que no se tendría que imponer, mientras el dinero público se gasta en chorradas (como el logo de la UE, y perdóname, Elentir, porque eres diseñador, pero no va por ti).

  3. Feijóo esqueceu que sen os problemas creados polo BNG en relación coa idioma, coa súa pretensión de convertilo en portugués vía normas do Diktatt estalinista, o PP non tería recuperado a Xunta.
    A protestao social levou a Feijóo a San Caetano. I el responde, ou o engañan, cun decreto redactado en galegués.

  4. Luis Fernandez

    FEIJOO MENTIROSO

  5. D45

    Me acabo de hacer eco de este artículo

    http://blogs.hazteoir.org/d45vigo/?p=435

    Saludos.

  6. Xesús, ten por seguro que moitos galegos xa estamos máis que fartos de tanta mentira. Ou o PP rectifica ou votarei a outro partido nas vindeiras eleccións, ou votarei en branco o nin sequera irea a votar. Xa estou farto das mentiras de Feijóo.

  7. Galileo

    Se ha perdido completamente el norte, España como nación debe asegurar la educación en español en España con prioridad absoluta sobre las demás lenguas.

    Las lenguas regionales y minoritarias se rigen por la carta europea de lenguas regionales o minoritarias; que entre otras cosas dice lo siguiente:

    g) la provisión de medios que permitan aprender una lengua regional o minoritaria a los no hablantes que residan en el área en que se emplea dicha lengua, si así lo desean

    En lo que a enseñanza se refiere, el artículo ocho de dicha carta establece con claridad meridiana que se debe proceder sin perjuicio de la lengua oficial del estado.

    Además todas las medidas a establecer se refieren a los alumnos que lo soliciten y sean en número suficiente.

    Primero la lengua oficial del estado que debe estar garantizada como lengua vehicular, y después las lenguas minoritarias con carácter de fomento y voluntariedad.

  8. olga

    Gloria Lago for president!
    El comportamiento de Nuñez Feijóo y la distancia repentina que le separa de Galicia Bilingüe tiene una explicación. Mi hipótesis, en un artículo de COPE: el lenguaje de los políticos algunas veces es sólo un envoltorio. ¿Qué pasa cuando lo que para unos es un tesoro para otros no es más que un cascarón hueco?
    http://www.cope.es/04-01-10–gloria-lago-for-president-17262-opinion

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.