Llegó a comparar el matar a un no nacido con cortarse el pelo o las uñas

El aborto y las burdas falacias de Ayn Rand

Sé que este artículo provocará malestar entre algunos liberales, pues la autora de “La rebelión de Atlas” cuenta con una gran consideración entre ellos, pero no puedo dejar de señalar su paradoja. Y es que Rand se presentaba a sí misma como defendora de los derechos individuales mientras negaba el primero de ellos a los no nacidos, recurriendo para ello a enormes falacias y a afirmaciones radicalmente irracionales y anticientíficas. Por ejemplo:

¿Por qué apoyo el aborto? Por la simple razón por la que apoyo los derechos individuales. Por la simple razón de que ni el Estado, ni ninguna comunidad, ni tú mismo, tiene algún derecho de decirle a una mujer lo que debería hacer con su vida. Y también, por la razón de que un embrión no es una vida. Y por la razón de que uno de los más repugnantes fraudes, dentro de los muchos fraudes actuales, es la idea de que los enemigos del aborto se llamen a sí mismos ‘defensores de la vida’, o ‘movimiento pro-vida’ o algo así. De manera que ellos apoyan los derechos del embrión, de una entidad no nacida, y rechazan reconocer los derechos de la persona viva, la mujer.”

Llegó más lejos que Bibiana Aído, negando que un no nacido fuese un ser vivo

Se puede escuchar ese discurso aquí. Algunos liberales se escandalizaron de las palabras de Bibiana Aído cuando dijo que un feto humano de 13 semanas “no es un ser humano”, pero sin embargo hablan con reverencia de la pensadora rusa, sin tener en cuenta que Rand llegó aún más lejos que Aído, negando no sólo la humanidad de los no nacidos, sino también que fuesen seres vivos, como vemos en esa cita. Negar la humanidad de un ser humano no nacido es un insulto a la ciencia, a la razón y al sentido común, pero lo de negar que un niño o niña no nacidos estén vivos ya es el colmo del disparate.

También negó que las células de un no nacido fuesen “células humanas vivas”

Lejos de reconocer su evidente error, Ayn Rand decidió llevarlo hasta sus extremos más ridículos, como se puede escuchar aquí:

“Si algunos de ustedes están confundidos o fueron engañados con el argumento de que las células de un embrión son células humanas vivas, recuerda que también lo son todas las células de tu cuerpo, incluyendo tu cabello, tus uñas, y que cortarlas es un asesinato, de acuerdo a esta ideología particular.”

Desde luego, negar que las células que forman el cuerpo de un no nacido sean células humanas vivas ya es de locos. Como demuestra la ciencia, un ser humano adquiere su identidad genética -diferenciada de la de sus padres- en el mismo momento de la fecundación. En los nueves meses siguientes ese ser humano crece y se desarrolla, sin que en el momento del nacimiento haya ningún cambio sustancial que permita catalogarlo como un ser humano diferente a los que tienen un mes menos o un mes más de vida. De hecho, hay bebés que nacen a las 24 o 25 semanas de gestación y sobreviven. Hay muchas personas que nacieron a los siete meses de gestación. ¿Quizás Ayn Rand pensaba que en el momento de nacer se desata alguna chispa vital que convierte una “entidad” -como ella dice- no viva y no humana en un ser humano vivo?

¿Las mujeres embarazadas conciben seres no humanos e incluso no vivos?

Tal vez por el hecho de partir de una falsedad tan rotunda, Ayn Rand se vio obligada a adornarla con afirmaciones tan falaces como grotescas: así, equipara matar a un no nacido con cortarse las uñas o cortarse el pelo. ¿Cabe imaginar propaganda abortista más bestia que ésta? Obvia decir que las uñas y el cabello no son en sí seres humanos, sino parte de un ser humano. Sin embargo, abortar significa acabar con una vida humana de forma cruel y violenta. Lejos de reconcer esta evidencia, los abortistas se empeñan en llegar cada vez más lejos en su carrera hacia el absurdo, unos negando la humanidad de los no nacidos y otros -como en el caso de Rand- negando incluso que sean seres vivos. Así, pretenden que creamos que cuando una mujer se queda embarazada concibe a un ser no humano o incluso a un ser no vivo: el colmo del esperpento.

En esa mentira basan todo su castillo de naipes quienes llaman “derecho” a matar a un ser humano inocente e indefenso. Es decir, que llaman “derecho” a acabar con el más primario de los derechos de todo ser humano, que es el derecho a vivir, aprovechándose de que la víctima no tiene voz y todavía no tiene capacidad para elegir. De hecho, en esa pendiente resbaladiza hacia la irracionalidad Ayn Rand llegó a pronunciar unas palabras que suenan a tiro por la culata:

“¿Con qué derecho alguien reclama el poder de disponer de las vidas de otros dictando sus elecciones personales?”

Si todavía viviese, habría que preguntarle a la señora Rand con qué derecho reclamaba ella el poder de disponer de las vidas ajenas hasta el punto de considerar su eliminación un “derecho”. En esto, significativamente, Ayn Rand cometió la misma falacia que los esclavistas, que invocaban el “derecho” a poseer a otros seres humanos como si fuesen propiedades. En el caso de los esclavistas, aunque no negaban que sus “propiedades” fuesen seres humanos y seres vivos, no reconocían a los esclavos como titulares de los derechos fundamentales que se derivan de la propia naturaleza humana. En el plano práctico los esclavistas coincidían con Ayn Rand en lo fundamental: negar a ciertos seres humanos sus derechos como tales, apelando a argumentos tan falsos como infames.

Entradas relacionadas:

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 4.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

NOTA: Debido al cambio de URL de http a https, algunos comentarios publicados antes del 9.2.2020 en el blog pueden haberse perdido. Lamento las molestias.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Voy a hacer un paralelo para demostrar donde se cae el argumento de los anti-abortistas en general:

    Cuando pongo a calentar en una tetera agua salida directamente del refrigerador, tenemos un estado inicial dodne está muy helada (estado inicial, cigoto) y un momento en que está hirviendo caliente (estado final, bebé nacido). Argumentar que el cigoto es un humano porque de una u otra forma no hay un punto claro que diga “acá empieza a ser humano” es tan absurdo como negar la existencia del agua helada porque al calentarla “no hay un punto claro donde empiece a ser caliente, por lo tanto, asumo que en todo el espectro es caliente”.

    El problema es pensar el asunto como entidades discretas. No existe “el” punto en el que una célula totipotencial sea humano, pero eso no implica que seamos incapaces de reconocer 2 categorías, 2 estados distintos y que no tienen xqe tener el mismo status. Lo más prudente es dejar un margen de tiempo adecuado, donde muchos lo fijan en las 1as semanas.

  2. Jose, aquí no estamos hablando de agua, sino de seres humanos. Y los seres humanos tienen una identidad genética que adquieren en el momento de la concepción, un dato que omites porque contradice tus argumentos ideológicos. Los abortistas siempre pasáis por encima de esto porque echa por tierra todas vuestras falacias. Preferís hablar de agua, de huevos, de semillas de árboles o de paridas por el estilo, porque basta con empezar a hablar de Genética humana para que todo el chiringuito argumental se os vaya al garete.

    P.D.: dicho sea de paso, qué triste lo vuestro: siempre buscando pretextos para justificar que se mate a seres humanos inocentes, aunque para eso tengáis que pasar por encima de la razón y de la ciencia. Desde luego, lo del “in dubio pro reo” parece que lo entendéis al revés.

  3. Spencer

    El argumento de José es estúpido a más no poder, con todo el respeto posible hacia su persona. Además es muy fácil hacer un paralelismo pro-vida:

    Básicamente, los antiabortistas no negamos que el agua caliente sea diferente de la fría (el bebé formado del cigoto), pero eso no quiere decir que ambas sean agua (el ser humano). En el paralelismo, los pro-aborto negarían que el agua fría fuera agua.

  4. Hay muchas Aídos: descerebradas, ignorantes, convencidas de que sus madres no las llevaron a ellas en sus entrañas sino a lechugas como mucho, etc, etc.

    La mujer que haga con su vida lo que le salga de su.. “entraña”, pero resulta que ese hijo NO es su cuerpo, es una persona que desde la concepción tiene un ADN diferente, es una persona independiente que simplemente se aloja en su vientre durante nueve meses.

    Pero bueno aunque todo eso lo saben, prefieren estar al servicio de crimen organizado contra inocentes (son crimenes organizados premeditadamente por los mercaderes de seres humanos en estado de crecimiento), no quieren ver las masacres de seres humanos que se perpetran a diario, son las que niegan el holocausto nazi, son mentes retorcidas y enfermas, son en resumen, personajillos a los que se debia exorcizar (y esto lo digo muy en serio).

  5. José. Preguntale a tu madre como te engendró a tí, a lo mejor se tragó un hueso de aceituna y al final naciste tú.

    Creo que este José se dedica a leer las burradas que escriben los ignorantes abortistas y como ni se molesta en averiguar si son burradas o verdades, va y lo suelta con el ejmplo del agua que será lo único que se le ha quedado de la LOGSE cuando daba quimica, y luego creerá que ha dejado a la gente alucinada de su “sabiduría” y pensando ¡anda ahora a ver quien me rechista!. 🙄

  6. Último Patriota en España

    Ayn Rand es una filósofa que me encanta, pero cosas así JODER. Ya la vale..

  7. Precisamente por cosas así, yo no tengo en consideración alguna a Ayn Rand. Por más o menos razón que tenga en otros asuntos, estas burradas que dijo la dejan por los suelos.

  8. Estimados, los agravios están de más, los invito a que ataquemos los argumentos y no a la persona. En ese sentido, el único post que vale la pena responder es el de Spencer, a quién le digo que lo que buscaba ejemplificar no era la esencia del agua o del humano, sino el problema de la “tiranía de la mente discontinua” como se llama, esa necesidad de encasillar en categorías concretas y limitadas cosas que son un continuo. El argumento sirve para derribar eso del “si a los 9 meses es humano, a los 9 meses -1 día también, a los 9 meses -2 también y así hasta llegar hasta la concepción. No me explayaré más por ahí ya que prefiero abordar otro punto:

    Lo que tiene un valor supremo no es la vida per se, sino la vida de un humano (sino, nadie mataría animales para consumo, nadie mataría plantas, nadie pisaría una cucaracha y nadie mataría moscas. La pregunta entonces es: ¿QUÉ ES UN SER HUMANO? Un humano NO ES una célula, eso lo puede decir cualquiera con 2 dedos de frente y todos los científicos. Los invito a que analicen bien que es un humano, ni la biología ni la antropología ni la filosofía lo definen basado en LA célula. Acaso la teología, pero supongo que nadie está acá para imponer visiones teológicas a los demás.

    Que una célula tenga el potencial de hacer un humano, no lo transforma en humano de inmediato (no estoy diciendo que se vaya a transformar en una lechuga tampoco, hablo bajo la misma lógica que una semilla no es un árbol, pero tiene todo el potencial de serlo). El argumento de Rand tiene lógica en el sentido en que todas las células, salvo excepciones puntuales, tienen el mismo potencial ya que tienen la misma información (criterio que uds están utilizando para definir al “humano”; yo no estoy de acuerdo) e incluso se ha logrado que de celulas diferenciadas se llegue a células madre totipotenciales.

    Por eso apuntaba a que en situaciones obvias (1 célula no es humano x ningún lado; un embrión de 2 meses ya puede serlo) se puede considerar la idea de aborto. Y cuando se llegue a una “zona de duda” (del tipo “donde se pone caliente/fría el agua”), simplemente no actuar.

    Saludos!

  9. Una pequeña corrección: Elentir también respondió correctamente. Valga para él también todo lo expuesto.

  10. Jose: “Un humano NO ES una célula”

    Lo primero que define a un ser humano es un código genético. Esa identidad genética la adquiere con la concepción. Desde entonces ese ser humano se desarrolla de forma constante, sin solución de continuidad, hasta su muerte. Esa célula inicial es el mismo ser humano que será con 5 meses de vida, con 5 años, con 34 y con 71. Simplemente, cada uno de esos momentos corresponde a distintas etapas de desarrollo y de crecimiento de esa persona. Uno no es menos humano a los 18 que a los 40 años. Y por supuesto, uno no es menos humano en su primer día de existencia que en su tercer mes o año de vida.

    Por otra parte, en el tema del aborto es habitual apelar al hecho de que la víctima del aborto sólo es un conjunto de células. Para empezar, en el momento en que una mujer detecta que se ha quedado embarazada, al no venirle la regla -semana 3ª o 4ª de gestación-, el desarrollo embrionario ya ha llegado a la fase del blastocito. Ya no es una mera célula. En la 13ª semana, cuando aún es legal abortar en España conforme a la Ley Aído, el bebé ya tiene brazos y piernas, incluso se chupa el dedo pulgar como hacen muchos recién nacidos. Y sigue siendo el mismo humano que era en su etapa de cigoto y en su etapa de blastocito, y es también el mismo ser humano que será cuando nazca, cuando se le caigan los dientes de leche o cuando vaya a la universidad.

    Esto que acabo de explicar no lo define la Teología. He estudiado religión y nunca me han enseñado todo eso en esa asignatura. Antes bien, lo aprendí en la de Ciencias Naturales en la EGB, cuando me enseñaron las nociones más básicas de la Biología humana. Es la Ciencia la que ha arrojado luz sobre el desarrollo de la vida humana. Por favor, ya basta de mezclar la religión en esto. La Biología humana no es lo que es ni deja de serlo porque lo diga un Obispo, un cura o el sacristán de mi parroquia. Es la Ciencia la que arroja luz en ese ámbito. Es la Ciencia la que demuestra en qué momento un ser humano adquiere su identidad genética.

    Para terminar, hablas de “zona de duda”. Hoy en día hay personas que cuestionan la humanidad e incluso la condición de ser vivo de un ser humano en edad prenatal no sólo en su estado de cigoto o de blastocito, sino incluso en su estado fetal. En Derecho hay un principio universal muy famoso que es el in dubio pro reo, es decir, que en caso de duda, la Justicia ha de otorgar el beneficio al reo. Se trata de un principio que se emplea para los acusados de cualquier delito, pero algunos se lo niegan a seres humanos inocentes porque son incapaces de haber cometido ningún delito. Es preocupante que algunas personas nieguen sin rodeos lo que dice la Ciencia sobre el inicio de la vida humana, pero que se legalice la eliminación de vidas humanas apelando a ese cuestionamiento es ya una violación de los más elementales principios del Derecho, empezando por el citado in dubio pro reo. Al final lo que ocurre con el aborto es que se obvian los conocimientos científicos, los principios jurídicos universales, la razón y el sentido común simplemente por cuestiones de ideología o de mera conveniencia. Algunos se han dedicado a difundir la idea de que los hijos son una carga, que es mejor no tenerlos y llegado el caso, incluso eliminarlos. Se han dedicado enormes recursos a extender esa aberrante idea, prescindiendo de todo tipo de escrúpulos para que unos cuantos se llenen los bolsillos con un macabro negocio que consiste en matar y descuartizar a seres humanos para impedir que nazcan. Se trata de un negocio influyente y que cuenta con simpatizantes en las altas esferas de la política y de los medios de comunicación. Pues bien: algunos nos negamos a ignorar los argumentos científicos, jurídicos, humanos y racionales simplemente porque a algunos les conviene que el aborto sea legal. Somos cada vez más los que nos negamos a que se liquide un derecho humano por razones de conveniencia o de comodidad, porque consentir eso es minar uno de los pilares no ya de toda democracia, sino de toda sociedad civilizada. Desde luego, en este asunto no daré mi brazo a torcer, porque si aceptamos que se pisotee el primero de los derechos humanos en aras de intereses espurios, estaremos empujando a nuestra sociedad a una pendiente resbaladiza muy peligrosa y que nos conduce directamente a la tiranía.

  11. Sospechoso

    Jose

    El agua sigue siendo agua independientemente del estado en el que se encuentre, de la misma forma que el ser humano lo es independientemente de que tenga 98 años, 24 años, 2 años, sea feto, sea embrión o sea cigoto, el individuo humano que nace tras la fecundación es único e irrepetible y es distinto de la madre y del padre. En el ejemplo que has puesto, los abortistas dirían que el agua helada es vino, y que el agua gaseosa es agua.

    PD: La mujer no concibe en su vientre células del pelo, células del brazo ni células de la nariz, concibe seres humanos y el ser humano nace a partir del cigoto. Si un cigoto humano no es un ser humano ¿qué ocurre científicamente para que algo “no humano” se convierta en “algo humano”?

  12. Sospechoso

    Y en cuanto a lo de la llamada “zona de duda” tenemos la llamada “La ley de plazos” UNA LEY SIN BASE CIENTÍFICA en la que por arte de magia algo no humano, se convierte en humano tras pasar una fecha concreta y distinta en cada país abortista. Por ejemplo:

    Una madre A aborta un minuto antes de la semana X, no comete ningún delito.
    Una madre B aborta un minuto después de la semana X, comete un delito penado por ley.

    ¿Qué ocurre científicamente en dos minutos de diferencia para que “algo no humano” (como dicen los pro-abortistas) pase a convertirse en “algo humano” y por lo tanto se convierta en delito. ¿Biología mágica?

  13. Sospechoso, responderte sería redundar en lo mismo. Basta como ejemplo tu duda respecto a la madre que aborta 1 semana antes o una semana después, que en esencia está ya respondido (al menos mi postura) en las cosas anteriores que dije.

    Elentir, en lo personal, me parece aberrante el aborto de 12 semanas hacia arriba (la diferencia no es sutil, a las 12 semanas básicamente tenemos el organismo formado y solo queda que crezca en tamaño), lamento que en España esté permitido aún en la 13ava semana

    No concuerdo en varias premisas que das por hechas. Cito:

    “Lo primero que define a un ser humano es un código genético. Esa identidad genética la adquiere con la concepción. Desde entonces ese ser humano se desarrolla de forma constante, sin solución de continuidad, hasta su muerte. Esa célula inicial es el mismo ser humano que será con 5 meses de vida, con 5 años, con 34 y con 71. Simplemente, cada uno de esos momentos corresponde a distintas etapas de desarrollo y de crecimiento de esa persona”

    Para empezar, el sentido de unicidad que aporta el cigoto es dudoso cuando hablamos de gemelos idénticos o siameses. Mucho más dudoso resulta con el fenómeno de los gemelos parásitos, donde un cigoto original se transforma en un verdadero tumor (teratoma). Estoy conciente que estos casos, de forma aislada, son excepciones, pero tomándolos como un conjunto, son un % no despreciable. Nótese que ni siquiera me metí con los embriones acéfalos o demases casos exagerados, para que no se me acuse de nazi.

    Por otro lado, y creo que acá tenemos la principal piedra de tope, es definir correctamente que entendemos como humano. Si basas tu definición exclusivamente en la genética, te prestas para absurdos del tipo “el chimpancé es 98% humano, los ratones son 75% humanos”, etc. Y si entre todos los humanos somos 99% iguales, que hay de distitno en ese 1% que no amerite otorgarle derechos a los chimpancés? A mi entender el concepto de “humano” es bastante más que su definición genética (y te lo dice alguien acusado constantemente en su entorno por ser un determinista genético). El todo es más que la suma de las partes.

    Yo creo que hasta acá llego en la discusión porque partimos de una premisa muy distinta, que es el definir al humano, y á partir de ahí levantar todo el pilar de argumentos.

    Saludos, un gusto.

    PD: Aunque apoyo el aborto en momentos muy tempranos del desarrollo, antes que legalizarlo, haría una fuerte campaña pro-adopción. Abortar es unaopción, pero no creo que la única y ni siquiera la mejor

  14. Un último e interesante detalle: respecto al gemelo parásito, se define como ” se define como un humanoide que no tiene órganos internos funcionales”. Interesante que la no presencia de órganos sea un factor importante para no llamarle “humano” pese a que venga de ese mismo cigoto. Precisamente la organogénesis termina alrededor de la semana 12

  15. Felice

    Lo que dice Rand será algo con lo que discreparás, pero de falacia no tiene nada. Habla de embrión, que considera como carente de humanidad, que en este contexto quiere decir que carece de los mínimos atributos que lo convierten en persona poseedora de derechos.

    Yo soy básicamenta antiabortista. Creo que un feto es persona poseedora de derechos. Rand opina, evidentemente, lo mismo que yo porque si no no distinguiría el asunto con la palabra “embrión”. Los abortistas de verdad están en otro asunto.

    El punto de los antiabortistas, esencialmente católicos, es la identidad genetica, como señalas, pero me he tomado la molestia de ver cómo sostiene esto la iglesia católica. Su posición NO es esta, sino el alma, el momento en que el alma es insuflada en el ser vivo. Esto se dice poco y ya está bien de pispar en el debate semejante asunto. Que la iglesia diga que Dios ha facilitado la comprensión de este hecho con un mecanismo observable por la ciencia, la “identidad genética” marcando el momento, no deja de poner el asunto en un tema de fe.

    Que los católicos creáis que el hecho de la concepción sea tan singular, lo es para cualquiera, no hace el argumento invulnerable al origen. Porque, por ejemplo, Rando y yo, perfectamente conscientes del mecanismo de generación del cigoto, seguimos sin ver en los puros genes una parte fundamental, alguna realización, algún atributo aparte de la pura potencialidad. No digo muchos atributos o algunos, sino sólo uno efectivamente realizado.

    Nuestra postura no es falaz. Al contrario, creo que los católicos sois muy, muy poco cosncientes del pésimo uso del término “ser humano” que usáis según os conviene y que vicia el debate. Tomáis la palabra “ser” y le añadís la de humano, pero luego hacéis sinónimo de “persona” o de “ciudadano con derechos” o de “ser vivo con genoma humano” a conveniencia y no son, evidentemente, sinónimos.

    La tonta de Bibiana Aído cayó torpemente al negar la humanidad del cigoto. Es normal en una abortista descerabrada dada a la consigna y el cortoplacismo político, pero yo ho pienso caer. El embrión es un ser humano tan ser humano como el óvulo y el espermatozoide, que son seres y son humanos. Lo que no acepto es su carácter de “persona poseedora de derechos”. Porque la potencialidad NO es un atributo de la persona poseedora de derechos. La potencialidad es una base, un no atributo, sobre el que es muy difícil edificar la dignidad humana de la que habla la iglesia. Y como es muy difícil, sería de rogar más prudencia a la hora de hablar de las posiciones de los demas frente a este asunto y no tildarlas de burdas cuando evidentemente están muy elaboradas y muy meditadas.

  16. ¡Vaya cacao el de José!.
    ¿Quien dijo que un ser humano sea “una celula”? ¿sabes lo que dices? ¿sabes lo que es “una célula”?.

    Definitivamente mañana me trago un cubito de hielo, se derrite, y al azquirir la temperatura de 37º engendro una ser humano.

    ¿Como es posible que José largue disparates como catedrales, sin tener pajolera idea de lo que habla?. Tio, de verdad, cuando leas algo mejor no digas nada hasta que entiendas qué has leído, porque para tí “una célula” es un embrión.

    José, deja a los que entienden y no te metas a opinar sobre cuestiones q

  17. José Luis

    Jose, no derribas ningún argumento. Simplemente dices que es una tiranía o porque no tenemos dos dedos de frente y ya está ¿derribado? Esa frase de la tiranía me suena a Richard Dawkins, conocido en este blog. Jose te has hecho un cacao mental tan considerable como el del fanático éste. El mismo Dawkins dice que “Para los tiranos de mente discontinua, tiene que existir un momento en que el ser humano se transforme en humano.”… “no hay una transición “mágica””. Efectivamente, aquí también lo decimos, es persona desde la concepción hasta la muerte. Para vosotros es un tirano el que piensa distinto, no el que mata inocentes. Elentir te ha dicho qué es un ser humano, tu solo nos has invitado a decirlo, no lo has dicho.

    Elentir, los liberales no idolatramos a personas, como puedan hacer los socialistas. Sino que recogemos ideas. Todos nos equivocamos en muchos temas porque es imposible abarcar todo. Ayn Rand se equivocó gravemente en el aborto, pero también se equivocaron otros pensadores en otros ámbitos, por ejemplo Adam Smith, Rothbard, incluso Huerta de Soto han cometido errores y aciertos. No por ello se les desprecia todo.

  18. Inma

    Elentir:
    Me encanta leerte. Me maravilla el tiempo que le dedicas a todo y a todos, con especial interés.
    Es cierto: la ideología empieza porque no se escucha la verdad, en este caso la verdad de la biología y de la genética. Que es clarísima. Pero las tinieblas y la oscuridad de la ideología lo invaden todo como en la época Nazi y en otras muchas.

    Un abrazo y muchas gracias.

  19. Sospechoso

    Jose

    ¿Qué es lo que concibe una hembra humana en su vientre? ¿algo no humano? si concibe algo no humano ¿qué ocurre científicamente para que algo no humano se convierta en humano? porque son los abortistas los que apoyan el aborto hasta una cierta fecha pero a partir de esa fecha RADICALMENTE se oponen al aborto y convierten un derecho en un delito, ¿qué ocurre en esa frontera, en ese límite para que la legalidad se convierta en ilegalidad?

    Los antiabortistas consideran que un ser humano lo es desde la concepción hasta su muerte pero los pro-abortistas consideran que algo no humano se convierte en humano a partir de una fecha “X” (repito, fecha distinta en cada país abortista) sin dar explicación científica alguna en la que demuestren como algo no humano pasa a ser humano.

    Dices que más atrás has respondido a mi cuestión pero no lo veo, ¿Qué ocurre científicamente para que sea legal que una madre aborte un minuto antes de una ley de plazos y sea delito que otra madre haga lo mismo justo un minuto después? ¿en dos minutos de diferencia algo no humano se transforma por arte de magia en algo humano? porque la ley de plazos que atenta contra la razón y la ciencia considera que esto es así.

    La ciencia no es subjetiva, es objetiva, si algo es humano es humano y si algo no es humano no lo es. Poniendo un ejemplo tonto: Si yo rompo una silla no voy a la cárcel, pero si acabo intencionadamente con la vida de un ser humano sí voy a la cárcel, por eso, la ley de plazos es un insulto a la inteligencia y a la razón pues convierte por arte de magia algo no humano en algo humano, haciendo que una mujer que aborte un minuto antes de una fecha límite no tenga pena (como si hubiera roto una silla) y una mujer que aborta un minuto después de esa fecha sí tenga pena de cárcel (la silla se convierte en persona).

  20. Jose: “el sentido de unicidad que aporta el cigoto es dudoso cuando hablamos de gemelos idénticos o siameses. Mucho más dudoso resulta con el fenómeno de los gemelos parásitos, donde un cigoto original se transforma en un verdadero tumor (teratoma).”

    Que los gemelos compartan identidad genética, y que los siameses incluso compartan una parte de su cuerpo, no les resta un ápice de humanidad. En cuanto al caso de los gemelos parásitos, estamos hablando de un caso muy excepcional y en el que ese ser humano se malogra en sus inicios. Desde luego, me sorprende que tengas que echar mano de casos así para reafirmarte en la idea de que las mujeres conciben seres no humanos…

    Jose: “Si basas tu definición exclusivamente en la genética, te prestas para absurdos del tipo “el chimpancé es 98% humano, los ratones son 75% humanos”, etc. Y si entre todos los humanos somos 99% iguales, que hay de distitno en ese 1% que no amerite otorgarle derechos a los chimpancés?

    Decir que un chimpancé es 98% humano o un ratón un 75% humano es como decir que mi coche es un 75% Ferrari porque comparte los elementos esenciales de todo deportivo de la marca italiana: tiene ruedas, va muy rápido, se desplaza por carretera, lleva personas… El problema está en la diferencia. La clave está precisamente en el porcentaje que no tienes en cuenta.

    El argumento de los chimpancés para justificar que se mate a seres humanos antes de nacer está ya muy usado, y es muy falaz. Que se apele a los derechos de los animales irracionales -que no son sujetos de derecho- para negárselos a los humanos ya es el colmo del disparate. Ya me parece bastante aberrante que vengas a este blog a justificar que se mate a seres humanos inocentes e indefensos, pero no pretendas hacerme perder el tiempo discutiendo paridas aún mayores, por favor. Si algunos habéis caído en la irracionalidad a base de relativizarlo todo, incluso los derechos humanos, no pretendáis marearnos a los demás con esas empanadas mentales.

    Felice: “El punto de los antiabortistas, esencialmente católicos, es la identidad genetica, como señalas, pero me he tomado la molestia de ver cómo sostiene esto la iglesia católica. Su posición NO es esta, sino el alma, el momento en que el alma es insuflada en el ser vivo.” (…) “Que los católicos creáis que el hecho de la concepción sea tan singular, lo es para cualquiera, no hace el argumento invulnerable al origen.”

    Desde luego Felice, eres un “antiabortista” la mar de curioso, pues compartes el 90% de las tesis y falacias abortistas, empezando por ésa de considerar que reconocer una verdad científica como el origen de la vida humana en la concepción, algo que demuestra la Genética, es algo propio de católicos. ¿Qué será lo siguiente? ¿Quizás empezar a cuestionar que 2+2=4 en cuando algún Obispo lo diga? ¿O quizás empezar a descalificar como “propia de católicos” toda cuanta afirmación científica pronuncie un miembro de esa religión?

    Dicho sea de paso, no entiendo qué se le puede reprochar a la Iglesia Católica en este asunto. ¿Tal vez que tenga un mandamiento que dice “no matarás”, que precisamente sirve de dique moral contra los atentados contra los derechos humanos? Desde luego, en este asunto la Iglesia coincide con la Ciencia de forma evidente. La Ciencia demuestra que la vida humana se inicia con la concepción, y la Iglesia coincide en pedir respeto para esa vida precisamente por ser una vida humana. Así lo dice el Catecismo de la Iglesia Católica:

    “2270 La vida humana debe ser respetada y protegida de manera absoluta desde el momento de la concepción. Desde el primer momento de su existencia, el ser humano debe ver reconocidos sus derechos de persona, entre los cuales está el derecho inviolable de todo ser inocente a la vida”

    ¿Qué le criticáis algunos a la Iglesia? ¿Que no haga una excepción al necesario amparo del más básico de los derechos humanos, por ejemplo, autorizando que se mate a seres humanos inocentes e indefensos?

    Para terminar:

    Felice: “creo que los católicos sois muy, muy poco cosncientes del pésimo uso del término “ser humano” que usáis según os conviene y que vicia el debate. Tomáis la palabra “ser” y le añadís la de humano””

    ¡Acabáramos! Ahora resulta que la expresión “ser humano” es cosa de católicos… Ya no sé si reírme o qué, en fin. Eso sí, Felice, quieras seguir escribiendo más disparates o no, este blog tiene unas Condiciones de Participación bien visibles junto al botón “Enviar”, y una de ellas es usar una cuenta de correo válida. Si no la cumples y no ves publicada tu próxima colección de perlas, no te quejes.

    Inma, muchas gracias a ti por tus amables palabras. 😉

  21. Sospechoso

    Felice: “El embrión es un ser humano tan ser humano como el óvulo y el espermatozoide, que son seres y son humanos”

    El espermatozoide humano es el gameto de un individuo macho humano, y el óvulo es el gameto femenino de un individuo hembra humana. No son seres humanos, son células pertenecientes a organismos humanos.

    Lo que hace del cigoto vida humana es que no forma parte de un organismo humano adulto.

    PD: No conozco a ningún ser humano que no sea persona ni a ninguna persona que no sea ser humano.

  22. Sospechoso

    “el chimpancé es 98% humano, los ratones son 75% humanos”, etc. Y si entre todos los humanos somos 99% iguales, que hay de distitno en ese 1% que no amerite otorgarle derechos a los chimpancés? A mi entender el concepto de “humano” es bastante más que su definición genética.”

    Si yo mato a un chimpancé o a un lince o a una ballena o a una foca o a un quebrantahuesos…tengo que pagar una multa o incluso tengo que enfrentarme a una pena de cárcel.

    Esta es otra de las bajezas morales de la sociedad en la que vivimos, sociedad que considera algo horrible que se torture a un toro en una plaza, sociedad que considera algo horrible que se mate a un terrorista con la inyección letal, pero que a la vez considera “progreso” y “derecho” que una madre acabe con la vida de su propio hijo no nacido.

    Una sociedad que considera que un animal o un terrorista con delitos de sangre tiene más derecho que un nasciturus inocente(que no tiene culpa alguna de su existencia) es una sociedad enferma.

    Y ojo que yo estoy en contra de la pena de muerte en todos sus aspectos, yo soy COHERENTE, sin embargo hay otros que van de liberales, pero luego consideran que un terrorista criminal tiene más derecho a la vida que un nasciturus inocente.

  23. Marketin

    Argumentos contra el aborto:

    “El grito silencioso” (25 minutos):
    http://www.youtube.com/watch?v=0BUWulPMrks

    “En el vientre materno” (1 hora y media):
    http://vimeo.com/4275614

    Saludos.

  24. La verdad es que gastar teclado y tiempo para contestar soberanos disparates de José y de Felice, es como poco absurdo, y más cuando se ve que se han leído algun panfleto que pretende ser libro, han cogido lo primero que han creido ser cierto, sin razonar, sin pensar y sin informarse, y lo han largado como algo brillante, sin tener opinión propia, solo repetir como loros lo que unas mentes frustradas ha dejado escrito en papeles encuadernados.

    La ignorancia no tiene limites, y más los que se meten a opinar sin ton ni son.

  25. No conocía estos textos de Ayn Rand, aunque no me sorprenden, por lo que conozco de su pensamiento, que es dogmáticamente ateo y sectario.

    Y por cierto, aunque se agradece el apoyo de los provida agnósticos y ateos, creo que debemos de ser intelectualmente claros: La concepción de que la vida humana es intrínsecamente valiosa (lo que implica lógicamente desde su concepción) es religiosa. Los creyentes no tenemos que escondernos, no hay peligro de que acusen al movimiento provida de integrista, porque ya lo hacen. Y si lo que quiere decir la izquierda es que el movimiento provida se basa en presupuestos religiosos, en el fondo tienen razón. (En lo que se equivocan radicalmente es en que eso sea malo.) La ciencia solo nos permite identificar el momento exacto de la concepción (lo que no es poco), pero no nos dice que un embrión, o un enfermo terminal, tengan derecho a vivir.

  26. Carlos, hay una cosa indudable: si no fuese por la influencia del Cristianismo, hoy en día seguramente no tendríamos lo que conocemos por derechos humanos, pues la idea de que el ser humano tiene una dignidad como tal y de ella se derivan unos derechos es una idea derivada de la propia concepción cristiana de la persona. No obstante, se puede defender el derecho a la vida sin ser cristiano, por supuesto. Lo que es muy difícil es defender el derecho a la vida desde unos presupuestos filosóficos materialistas, que reduzcan la condición humana a un mero conjunto de células sin mayor consideración que la que podamos dar a un chimpancé o a un pájaro. Precisamente de esas concepciones filosóficas se han derivado los mayores atentados contra los derechos humanos en el último siglo.

  27. Fernando

    Y esto es lo que recomienda Paul Ryan. Miedo me da. Dejar a Obamal para empezar con Obapeor.

  28. MR (Monárquico y Republicano)

    Como bien dice Elentir, en el tema del aborto es habitual apelar al hecho de que la víctima del aborto sólo es un conjunto de células… Y digo yo: ¿y qué somos, si no existe el alma? Precisamente, un ateo debería defender la vida desde el primer instante más que nadie, puesto que sólo somos nuestro cuerpo.
    Claro que yo creo en la existencia del alma, pero ésto no es una cuestión teológica, la ciencia demuestra de modo innegable -y como muy bien expone Elentir-, que la vida comienza desde el principio. Y todos, creamos o no en la existencia del alma, sabemos que matar está mal, máxime cuando se trata de un ser inocente e indefenso.
    El éxito de los grupos “proelección” ha consistido en hacer pasar por un invento de los curas y una cuestión puramente religiosa la injusticia del aborto. ¿Hasta cuándo vamos a tener que soportar tanta ignorancia y desmontar tanta burrada y crueldad? Luego dicen que los cristianos tenemos problemas con la ciencia. Pues anda, que otros…

  29. Pablo el herrero

    Buen artículo Elentir, pero a la hora de criticar a Ayn Rand en este tema del aborto es conveniente dar una mayor visión de conjunto. Y te lo dice una persona que cree conocer razonablemente bien el pensamiento de Ayn Rand y desde el estar convencido de no pocas de sus tesis, en paralelo (como no podía ser de otra manera para los que defendemos el libre pensamiento individual), hemos criticado siempre las contradicciones de su teoría, muy en concreto la que refiere al aborto.

    Bien es cierto que el aborto no es el único tema en el que Ayn Rand entra en contradicción con su propia teoría. Es más, con respecto a este tema se puede afirmar que toda su teoría es una defensa a ultranza de la vida, pues define con toda claridad a toda persona como la única dueña de su vida y nadie más (incluso es tan dueña de su vida que es libre para quitársela a si misma). Del mismo modo defiende que nadie tiene derecho alguno a usar la fuerza contra otro ser humano si no es como defensa.

    En el tema del aborto (por hablar en términos populares), “se metió en un jardín” que no dominaba. En este tema fue claramente presa de sus vivencias en la Rusia Soviética. Vivió de cerca la experiencia de mujeres obligadas a abortar por el naciente, totalitario y criminal estado socialista. Vio, por ejemplo, como mujeres, esposas embarazadas de militares “blancos” de la guerra civil leninista rusa, eran obligadas abortar. Vio como mujeres, esposas embarazadas de antisocialistas condenados a muerte o a los gulas, eran obligadas a abortar. Supo de cómo en vastos territorios de Ucrania a los que previamente Stalin había condenado a las poblaciones a morir de hambre, las mujeres eran obligadas a abortar. Ante la visión de esas atrocidades ella como grito de libertad, defendía el derecho absoluto de las mujeres a abortar. Esas atrocidades después las hemos visto realizadas en todos los países comunistas (China, Camboya, Vietnam, Cuba, antiguos países de la Europa del Este, etc.).

    Para ella, nadie y menos el estado, era quien para obligar a una mujer a abortar. Y como radical enemiga de toda forma colectivista de autoridad, de hecho se opuso frontalmente en los años sesenta a todo modelo de feminismo colectivista, que con la fuerza del estado robara las voces individuales de las mujeres para ser dueñas de su propio destino.
    Salvando las distancias, de la misma manera que condenaba el consumo de las drogas (lo definía como un atentado a la mente humana), defendía la total libertad para cualquier individuo adulto poder drogarse. Para ella la libertad humana suponía la libertad para equivocarse. Con el tema del aborto tenía un posicionamiento teórico similar, no estaba a favor del aborto, pero si defendía el derecho de la mujer a abortar.

    Es cierto, en el tema del aborto se equivoco radicalmente, fue presa de sus vivencias más que de su propia racionalidad, y de hecho entra en una flagrante contradicción. con sus principios teóricos de la “defensa de la vida”, de oposición a “cualquier forma del uso de la fuerza contra otro individuo que no fuera en defensa propia” (incluso estaba en contra del reclutamiento forzoso de soldados). Como es lógico, defender, por ejemplo, el derecho de todo individuo a drogarse y con ello la posibilidad de matar su mente y su vida, es una cosa muy distinta al aborto de la mujer, pues la muerte del feto no implica la muerte de esa mujer (no es su vida la que mata).

    Por supuesto que las personas geniales, no lo son en todo, pero pesar de ello, Ayn Rand con sus teorías ha hecho más por la libertad individual de la mujer que todo el feminismo junto. Siempre defendió la voz de cada mujer ante su propio destino, nunca defendió a “las mujeres” y menos para que unas pocas, autoproclamadas sus representantes, robaran las voces a todas. Al menos ella, como individualista radical, ante toda forma de colectivismo constructivista, siempre estuvo de parte de la persona y su libertad individual.

    Un saludo Elentir

    Pablo el herrero

  30. Pablo el herrero. Gracias por la definición de Ayn Rand, porque demuestra que efectivamente es “una radical” feminista-individualista, socialista, etc., pero no deja de ser “una radical” que además defiende “la libertad de la mujer” irracionalmente, se contradice a sí misma a cada paso.

    Por ejemplo, dices: “Es más, con respecto a este tema se puede afirmar que toda su teoría es una defensa a ultranza de la vida, pues define con toda claridad a toda persona como la única dueña de su vida y nadie más (incluso es tan dueña de su vida que es libre para quitársela a si misma)”

    Si te fijas, es un disparate monumental, porque cualquiera puede “quitarse la vida”, pero es falso que alguien sea “dueño de su vida” ya que:

    – NADIE DECIDE CUANDO NACER
    _ nadie decide cuando enfermarse
    _ nadie que no quiera morirse es capaz de alargar su vida a su antojo.
    _ nadie puede decidir dejar de alimentarse para vivir, etc

    Por otro lado la describes como “individualista”, otra forma gravisima de radicalismo, pues no existe nadie que pueda prescindir de los demás, ya que hemos sido creados como sseres sociables, lo llevamos en los genes, es algo inherente al ser humano.

    Creo que Ayn Rand es producto de tratornos de la razón, quizás por lo que vivió, que la dejaron un tanto desorientada y ella se elaboró su propia teoria del ser humano, totalmente deformada como se puede comprobar.

    Pablo, dices que “no era feminista, sin embargo sus teorias lo son según nos describes:

    _ “… que con la fuerza del estado robara las voces individuales de las mujeres para ser dueñas de su propio destino.”

    _ “Con el tema del aborto tenía un posicionamiento teórico similar, no estaba a favor del aborto, pero si defendía el derecho de la mujer a abortar.”

    Solo con estas dos cosas, podemos ver la incongruencia y el trastorno de la razón de Ayn Rand. Por tanto, su filosofia es cuando menos un caos mental del que ya tenemos muchos ejemplares.

    Si los abortistas se dejan llevar por las teorias de esa señora, sse entiende tanto disparte junto.

  31. Pablo el herrero

    Gracias Juana por tu respuesta. Ya decía Elentir que su post traería polémica (y por supuesto también esperaba dicha polémica con mi intervención).

    No creo que en este blog mi postura sea sospechosa ante el feminismo y ante el aborto, pues me defino radicalmente antifeminista y sólo admito el aborto o la muerte de una persona ante situaciones dilemáticas y siempre y cuando sea desde el respeto escrupuloso a la libertad individual. Es decir, si hay algún caso en el que una madre se encuentra en el dilema de salvar su vida o la de su hijo, Por ejemplo ante un cáncer que pueda padecer y salvarse implica la muerte de su hijo, que dicha madre sea libre para decidir. O la situación de dos siameses unidos por el cerebro y si no se les separa morirán los dos, pero hay que decidir entre unos de los dos para que uno viva, igualmente que sean los padres los que decidan con toda libertad. Eso entiendo por situaciones dilemáticas.

    …así es que no voy a extenderme en este momento de seguir oponiéndome al feminismo y al aborto, ya habrá ocasiones más pronto que tarde de hacerlo.

    Tus interpretaciones de mis palabras demuestran claramente que no has leído a Ayn Rand. No tienes por qué leer a esta autora, pero si la hubieras leído, seguro que habrías dado otra respuesta, aún defendiendo como yo defiendo la oposición al aborto, en paralelo a la crítica que hago a Ayn Rand de las contradicciones de su teoría en esta materia (y otras que no vienen al caso).

    Insisto en mis últimas palabras: “Por supuesto que las personas geniales, no lo son en todo, pero a pesar de ello, Ayn Rand con sus teorías ha hecho más por la libertad individual de la mujer que todo el feminismo junto. Siempre defendió la voz de cada mujer ante su propio destino, nunca defendió a “las mujeres” y menos para que unas pocas, autoproclamadas sus representantes, robaran las voces a todas. Al menos ella, como individualista radical, ante toda forma de colectivismo constructivista, siempre estuvo de parte de la persona y su libertad individual”.

    En cualquier caso, recibe un cordial saludo.

    Pablo el herrero

  32. Gracias a ti Pablo. Desde luego que solo me he referido a lo que has escrito sobre esa señora como podrás comprobar. Sin embargo digo que sufría de un “trastorno de la razón” porque defiende “el individualismo”, es decir “que nadie imponga a los demás lo que han de hacer”, y tú has descrito la opinión que tenía sobre el aborto y las drogas, dejándolo a la “libertad individual”.

    Si te fijas, “el individualismo” es precisamente en lo que se basan y donde radica la fuerza de todas las tiranías, cuando consiguen que la gente se “individualice” es cuando pueden perfectamente dominarles.

    Cuando una sociedad se “individualiza” se sigue el anarquismo, la ley de la selva, desaparece la democracia y domina solo un grupo que tiraniza.

    De todas formas, no existe ni puede existir nadie “individualista”, siempre por razón de su naturaleza necesita de los demás, y los demás necesitan del “individualista”.

    Pablo. Caes en una incongruencia cuando te define “antiabortista”, es decir defensor de la vida desde su conceopción, y a continuación defiendes el aborto “en caso de que corra peligro la vida de la madre”, lo que estas diciendo que para tí la vida del no nacido hay que liquidarla en base a que no ha nacido, y salvas a la madre porque ha nacido y la ves. Es una incoherencia defender la vida dependiendo del tamaño y de la visibilidad de la persona, cuando la madre “con cáncer” puede recibir tratamiento después del parto y salvar su vida, pero el no nacido si es aasesinado por suposiciones sentimentales, no podrá recuperar su vida nunca.

    Hoy la ciencia ha evolucionado y casos de estos hay pocos, y los que se dan, la madre quiere por todos los medios salvar la vida de su hijo antes que la suya.

  33. Por cierto ¿no os habeis dado cuenta de que el aborto es totalmente ANTICOMUNISTA?. El comunismo utiliza a las personas como simples instrumentos de producción y cuando se enferman, o se hacen mayores que ya no producen igual, los matan mediante la eutanasia. Entonces resulta que la izquierda es totalmente IRRACIONAL con sus principios, porque eliminan vidas que puden sustituir a las generaciones actuales, y por tanto es más mano de obra para producir ¿o no?

    Es una muestra de la enfermedad mental que padecen comunistas y socialistas, ni saben lo que quieren, ni saben quienes son, ni saben qué ideología tienen.

  34. Luna

    Tanto José como Felice se han dedicado a regatearnos el concepto de ser jumano, negándonos lo que les convenía -y ponían ellos en boca nuestra en algunos casos- y reconduciendo el debate hacia esta finjida negociación sobre la característica humana, su implicación, definición y consecuencias.
    Hora es ya de pedirles que establezcan pos su parte estos términos tras tanto negar e inventar los nuestros, porque en este juego tienen la clave d esu argumentación. Pero cuidado; Es muy fácil que en esta acotación de márgenes desaparezcan ellos como humanos. No he visto pocas veces que ante el encuadre que me presentan en esta situación otras personas, desaparece la humanidad entera.

    No nos podemos quedar en la tesitura actual, en que el ratón Mickey tiene muchos más derechos que hijos de 27 semanas de gestación. Lo mínimo es que sepamos por qué esta sucediendo, cuál es la razón.

    O hay confusión por mi parte al interpretar los nicks, o José y Felice son hombres,varones, machos, personas sin derecho a tratar sobre el tema del aborto, según Ayn Rand. Pueden intentar defenderla a ella, pero que sepan que ella no se lo permite.

    “Una célula no es un humano”… Una célula es humana o no lo es y se puede saber en toda y cada una de ellas si se toma clínicamente. Bien lo saben los investigadores con embriones, quienes se dedican a los “bebés-medicamento” y quienes abogan por la clonación (O la efectúan clandestinamente). Todos ellos aplican este principio científico que establece la biología como diferenciación de etiogenesis celular. Si vamos a otras referencias d elo humano aceptadas por convención, nos encontramos con la sorpresa de que no existe ni una sola célula, ni motita de ADN: La cultura es humana, como lo es la sociedad,el trabajo y hasta la guerra. Que humano se es para bien y para mal.

    Pero cuando le damos un patadón al caldero para que el agua no deshiele nunca, podemos conseguir que no se avance demasiado en conceptos y dejarlo todo en el esqueleto, divagando y postulando sobre las cenizas del fuego que hemos conseguido apagar. Casi todo te lo dices a tí mismo, José,pero casi nada nos respondes a nosotros.

  35. Luna

    Perdonad, es que estoy un poco dormido y no me hedado cuenta de que en el comentario mío anterior no se acaba de concluir por dónde voy.

    Es sencillo: Tanto tejemaneje sobre la humanidad, para provocar que los hijos por nacer no sean humanos y por tanto, recipiendarios de derechos y obtener así que se legisle en detrimento suyo, pero resulta que la mayoría de las leyes que se contienen en nuestros códigos -tan iuspositivistas ellos- intentan ordenar y establecer precisamente aquéllo que es humano, pero no sujeto a la fisicidad de la persona. Aquí es donde encuentro yo que se da la auténtica falla de lo tratado, que no tengo aún por falacia, porque a buen seguro, sus postores sabrán enmendarla.
    Y sabremos porqué existe un derecho del Gobierno a recaudar el IVA, aunque no tenga vísceras,entenderemos porqué no existe el de quien las viene teniendo. Y si cabe -Ojalá quepa- si los que rondamos por Contando estrelas podemos considerar que somos humanos ¡Y hasta lo que eso significa!.

  36. Marco

    Me hubiera gustado terminar de leer,

    Creo que de lo que estamos hablando en realidad es de el CRITERIO de cada INDIVIDUO , que si el aborto es un asesinato , o un simple acto insensato de fácil arrepentimiento, como seres humanos buscamos la forma de reparar los daños, en vez de prevenirlos, nunca se previene sobre la existencia de estos fetos, de la planeacion familiar, incluso menospreciamos a el feto, menospreciamos a otras razas, nos agredimos, nos segregamos, si de CRITERIO , LA MORAL Y DE ETICA hablamos, MATAR A UN MOSCO es un acto egoísta, en el que uno como especie pensante en vez de prevenirlos actuamos con violencia, por que esto le concierne al criterio de cada quien, que es de lo que yo estoy hablando, es hipócrita señores… por supuesto que me opongo al aborto, pero es de cada situacion , de cada persona, y no deberiamos decidir por nadie mas, ahi es donde YO DEFIENDO A AYN RAND

  37. A mí me habría gustado terminar de leer tu comentario, Marco, pero he empezado a sentir arcadas cuando has comparado matar a un niño por nacer con matar a una mosca. La indigencia moral de los abortistas ya no tiene límites, está visto. Lo vuestro más que opiniones ya parece el fruto de una enfermedad mental.

  38. profX

    Creo que es difícil encontrar un tema del que se pueda discutir tanto partiendo desde puntos de vista tan diversos y usando argumentos tan dispares.

    Mi granito de arena:

    Ley de plazos / Ley de supuestos

    Razonamiento:

    Si en un momento determinado el feto es un ser humano, ¿porqué se tiene que ver afectado por la circunstancia-supuesto en el que esté?
    ¿El feto viable pero que que sólo tenga una pierna es menos humano por ello?
    ¿El feto creciendo dentro de una madre violada es menos humano?

    Por el contrario, si el feto no es un ser humano, ¿qué importarían los supuestos?

    A partir de este razonamiento, parece claro (al menos para mí) que lo importante es determinar si el feto es un ser humano.

    Y ahí entran los plazos. Es decir, la pregunta fundamental: ¿Cuándo un feto se puede considerar un Ser humano?

    Anteayer vi en la Sexta una entrevista a Llamazares (¡¡¡ Ojo !!!, autoproclamado como médico), en la que decía que sólo se es un ser humano al nacer. (Plazo: 9 meses, en circunstancias normales). Como nota al margen, decir que el entrevistador no dio réplica alguna, aunque sólo fuera para preguntar en qué se basaba para afirmar tal cosa. Asintió y punto.

    Luego estaría el supuesto momento X (el plazo de Llamazares sería un caso concreto de éste) en el que algo (células) sufre un misterioso proceso, no se sabe consistente en qué, en el que deja de ser algo no humano (¿o ni siquiera vivo?) y pasa a ser algo humano (y se entiende que vivo). Es decir, en el mejor de los casos sufre una transformación (no humano –> humano) y en el peor (entendido como más complejo) de los casos dos: el anterior y otro más (no vivo –> vivo). Sería bueno que se aclarase en este último caso (no humano –> humano, no vivo –> vivo) cuál es el orden, si primero se pasa a estar vivo o si antes de vivir se pasa a ser humano.
    También sería bueno saber si este momento X es el mismo en todos los embarazos, porque si no es así la cosa, complicada de por sí, se complicaría aún más.

    El único momento en el que sí se sabe que pasa ‘algo’ es el Plazo = 0 (Concepción, no confundir con coito, que la cosa tampoco es inmediata), ya que es claro que antes no había nada (óvulo y espermatozoide cada uno por su lado no tienen mucho futuro) y luego sí lo hay, una entidad diferente a lo que existía previamente, y que, si aceptamos que está vivo, como parece ser el caso, y no ocurre nada que lo mate, finalizará en un nacimiento, crecimiento, formación, trabajo (con suerte), pago de impuestos, + trabajo, + pago de impuestos, + trabajo, + pago de impuestos, etc… y finalmente morirá.

    Por lo tanto, desde mi humilde punto de vista, mientras nadie me demuestre que en un momento determinado ocurre algo que altera el carácter del feto otorgándole su humanidad, y partiendo del hecho de que al final hay un ser humano, permítanme ustedes deducir que en el origen (concepción) también es un ser humano, con todas las consecuencias que eso tiene.

    Una cosa que se me ocurre si se asume un Plazo X > 0:

    Si alguien, con conocimiento o no de su embarazo, agrede a una embarazada dentro de ese plazo de X semanas y el feto muere (hmmm… estaba vivo, entonces !!!), ¿Se le puede acusar de algo más que de una simple agresión?
    Ya me veo al acusado alegando que “Sólo eran células…”

    Para terminar con la cuestión, permitidme plantear la siguiente situación:

    Os dan un pistola cargada y os ponen delante de un telon negro y os dicen:
    “Detrás del telón puede haber o no una persona. Eres libre de disparar. Tú mismo, Sin miedo.”

    ¿Dispararíais?

    Luego está el debate de los Derechos:
    “Nosotras parimos, nosotras decidimos, nosotras pagamos”.
    ¡¡Ah, no, eso último no, que pague la manutención el padre, que para eso se corrió, el muy cabrón !!
    Vale, de acuerdo, sólo faltaría, tú estás en tu derecho a ser o no madre, es decir, a quedarte o no embarazada o como decía la otra, “Mi coño es mío y hago con él lo que quiero !!!”
    Pero eso no es lo mismo que abortar. Si decides abortar no estás decidiendo ser o no ser madre. Si decides abortar es porque ya tienes al ‘enemigo ‘ en casa.
    Si te acostaste con alguien, tanto tú como él asumisteis tácitamente el riesgo de quedarte embarazada.
    Y si no lo asumiste, significa que no tienes la madurez suficiente para acostarte con alguien. No seré yo quien te lo impida, por supuesto, pero alguien te lo tiene que decir.

    Me podría extender en otros aspectos del tema, pero creo que el meollo de la cuestión no es realmente todo lo anterior, sino los motivos por los que esta práctica se realiza (dejo fuera casos de malformaciones graves que hacen el feto inviable).

    El 100% de las mujeres que conozco que han abortado voluntariamente era por el mismo motivo: Se quedaron embarazadas y en ese momento les venía mal tenerlo (por demasiado jóvenes, por que les alteraba el plan de carrera, porque iban
    a quedarse solas con el niño, porque posible síndrome de Down, etc).
    Entiendo las motivaciones, y ¿quién sabe? quizá en su posición yo hubiese hecho lo mismo, pero por favor, no me justifiquen sus decisiones hablándome de que “eran células en gastrulación”, “es mi derecho como mujer” y argumentos semejantes.
    Lo hiciste porque te venía mal tenerlo o no iba a ser el ideal que deseabas y punto, independientemente de que te lo pensaras mucho o no, te doliese hacerlo o no.
    O simplemente ni te planteaste lo que estabas haciendo, lo cual es perfectamente posible con la educación/adoctrinamiento actual al respecto. Lo que sería mucho más triste, si cabe.

    Evidentemente, todo lo anterior no quita para que luego cuando alguien nace, crece y finalmente habla por esa boquita que la Naturaleza le ha dado, alguien al oirle pueda pensar “Podía haber abortado tu madre y nos hubiera ahorrado semejantes tonterías…”, pero al menos convendremos todos que el ser humano en cuestión (ejemplos tenemos en un buen puñado de políticos) ha tenido la oportunidad de llegar a ese minuto de gloria.

    Un saludo y gracias por la atención

  39. juan

    lacra sin moral, como todos los que defienden matar a un hijo.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.