Polémica en el país por el negocio de la 'diversidad' organizado por Stonewall

Una organización LGTB pretende prohibir el uso de la palabra ‘madre’ en el Reino Unido

Nueva polémica en torno a la imposición de la ideología de género a nivel oficial a costa de la libertad de expresión, esta vez en el Reino Unido.

Denuncian a una escuela que castigó a niños por no querer participar en el ‘orgullo LGTB’
El escalofriante fin último de la ideología de género explicado por una de sus creadoras

Quieren que se diga «progenitor que ha dado a luz» en vez de «madre»

El diario británico Telegraph ha señalado que la organización LGTB Stonewall “ha aconsejado a las organizaciones que reemplacen el término madre con ‘progenitor que ha dado a luz’ para ayudar a mejorar su clasificación en una tabla de clasificación de igualdad”. Ésta es una de las condiciones que esa influyente asociación LGTB establece a los empleadores que deseen ser incluidos en su UK Workplace Equality Index (Índice de Igualdad en el Lugar de Trabajo en el Reino Unido).

Desterrar el género gramatical y abrir baños y vestuarios femeninos a hombres

Stonewall también indica a los empleadores que deben eliminar todo lenguaje que indique género y permitir a hombres que se autoperciben como mujeres usar baños y vestuarios femeninos. Unas exigencias que chocan con la libertad de expresión, por una parte, y que ponen en riesgo a las mujeres, pues daría alas a los depredadores sexuales, ya que el concepto “autodeterminación de género” defendido por grupos de presión LGTB no requiere que cualquier persona que diga percibirse de un sexo distinto al biológico se tenga que someter a un examen médico ni deba iniciar un tratamiento hormonal.

Importantes instituciones oficiales ya se están plegando a esos dictados

El Telegrap ha señalado la enorme influencia que tiene Stonewall en instituciones oficiales del Reino Unido. El Ministerio de Justicia, que figura el quinto lugar en el índice de empleadores de ese grupo LGTB, ya ha anunciado que sus políticas de recursos humanos se han actualizado en los últimos años para incluir “lenguaje sin género” y en algunos documentos internos se han eliminado los términos “madre” y “padre”, lo que contribuye a que el lenguaje utilizado en el Ministerio sea más farragoso, irreal y alejado de los usos habituales de los británicos.

En el índice de Stonewall también figuran el Ministerio del Interior, el MI6 (el servicio de inteligencia exterior), el Ejército Británico, la Real Fuerza Aérea (RAF), el gobierno de Gales, el Departamento de Comercio Internacional, el Departamento Jurídico del Gobierno y la Cámara de los Comunes y la Cámara de los Lores (las dos cámaras del Parlamento Británico) y la Universidad de Oxford, como instituciones que también han decidido someterse a los dictados ideológicos de los grupos de presión LGTB. También figuran importantes empresas privadas como Vodafone, Bank of America, Barclays, Moody’s y Fujitsu.

Los empleadores deben pagar 2.500 libras anuales a Stonewall para figurar en el índice

El Telegraph ha señalado que estas revelaciones se producen “en medio de una creciente presión” para que los departamentos del gobierno británico corten lazos con Stonewall. A finales de mayo, el diario británico reveló que la ministra de igualdad, Liz Truss, ha urgido al gobierno para romper con esa organización, ya que para formar parte del programa de Stonewall para hacer más “inclusivas” a las empresas hay que pagar 2.500 libras al año a esa entidad (al cambio, 2.921 euros). De esta forma, el índice de igualdad de Stonewall funciona, de hecho, como una provechosa fuente de ingresos para ese grupo LGTB.

Acusan al grupo LGTB de tergiversas la ley británica de igualdad

“Una serie de organismos públicos, incluido el organismo de control de la igualdad, ya abandonaron el programa”, señala Telegraph. Este diario ha hecho una serie de solicitudes en virtud de la normativa de Libertad de Información vigente en el país, solicitudes que “han provocado advertencias por parte de los abogados de que la organización benéfica LGBT+ está «tergiversando» las leyes de igualdad en el asesoramiento a departamentos gubernamentales, consejos, fuerzas policiales, fideicomisos del NHS y una serie de empresas privadas”. Telegraph señala que se ha pedido “una investigación pública sobre cómo el ‘grupo de presión’ se ha asegurado una posición tan influyente en el corazón del Gobierno”.

Los esfuerzos de Stonewall para desterrar la palabra «madre»

“Los documentos publicados bajo la ley de Libertad de Información de varios organismos públicos revelan por primera vez los límites que deben recorrer los empleadores para llegar a la cima del Índice de Igualdad en el Lugar de Trabajo”, señala el Telegraph, y detalla cómo Stonewall está intentando prohibir el uso del término ‘madre’: “Se dijo a la Universidad de Edimburgo que «recomendarían usar un término de género neutro, como “progenitor que ha dado a luz”, mientras que a la Policía de Merseyside se le informó que «empleada embarazada» era un «término más inclusivo»“. Así mismo, el Gobierno de Gales, que aparece noveno en la citada lista, eliminó el término madre de su política de maternidad en 2019, aunque el término padre aparece una vez”.

Piden una investigación pública de las actividades de ese grupo de presión

La falta de transparencia de la que se aprovecha Stonewall para imponer sus dictados ideológicos en organismos oficiales ha generado ya una propuesta de investigación. Maya Forstater, cofundadora del grupo Sex Matters, ha pedido que “el Comité de Normas en la Vida Pública lleve a cabo una investigación pública sobre cómo una organización, que es básicamente un grupo de presión, llegó a una posición tan influyente en tantas instituciones“.

Telegraph también explica cómo Stonewall se ha vuelto tan influyente: Cuando el MI6 fue reconocido como uno de los 100 principales empleadores por los derechos de lesbianas, gays y trans, publicó un comunicado de prensa poco común en el que decía que estaban «orgullosos» de sus logros. Pero lo que no se sabía hasta ahora eran los obstáculos que el servicio de seguridad y otras organizaciones han tenido que superar para lograr tal estatus de Stonewall”, señala el Telegraph.

250 departamentos gubernamenteles y organismos públicos ya han apuntado al programa

Una investigación de este diario ha revelado por primera vez ese proceso de solicitud y el alcance de la orientación que la organización LGTB brinda a los empleadores que desean formar parte de su lista: “Los consejos para los solicitantes, más de 500 en el último año, incluyen deshacerse de todo lenguaje de género y prohibir los baños y vestuarios de un solo sexo“. Así mismo, se insta a los empleadores a “que agreguen pronombres de género a todas las firmas de correo electrónico e incluso a que lleven a cabo una «campaña de cordones de arcoíris»”. Según el Telegrap, 850 empleadores ya se han inscrito, “incluidos alrededor de 250 departamentos gubernamentales y organismos públicos”.

Adaptarse a los empleados que quieren cambiar de ‘género’ a diario

El Telegraph ha revelado que en las prácticas que Stonewall recomienda a los empleadores se indica que “todos los empleados trans pueden usar las instalaciones (por ejemplo, baños, vestuarios) con las que se sientan más cómodo” y debe haber “un compromiso formal de introducir instalaciones neutrales en cuanto al género”. Esto supone todo un reto en las personas que se declaran de ‘género fluido’: Los empleados de género fluido deben recibir «múltiples tarjetas de acceso con diferentes formas de expresión de género» para que puedan ser de un género diferente cada día”. Una oportunidad de oro, sin ninguna duda, para los depredadores sexuales que quieran aprovecharse de esas tesis ideológicas.

Stonewall reclama a empleadores que hagan propaganda del movimiento LGTB

Pero la cosa no acaba en meras políticas de igualdad. Stonewall también reclama a los empleadores hacer propaganda del movimiento LGTB: “También se les pide a los empleadores que demuestren cómo han utilizado las cuentas de las redes sociales «con el mayor alcance «para comunicar mensajes de igualdad LGBT, bi, no binaria y trans.” En algunos casos, la cosa va más allá: “Algunas solicitudes completadas para el Índice de igualdad en el lugar de trabajo tienen cientos de páginas. A los empleadores se les dice que pueden manifestar su compromiso con insignias, tazas, banderas bi y trans y perfilando a las mujeres trans en el Día Internacional de la Mujer“.

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

NOTA: Debido al cambio de URL de http a https, algunos comentarios publicados antes del 9.2.2020 en el blog pueden haberse perdido. Lamento las molestias.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Sharovarov

    Yo también voy a poner de mi parte. A partir de ahora no volveré a escuchar más canciones como “Mother” o, con sus más de 23 minutos, la inconmensurable “Atom heart mother”, ambas de mi grupo favorito Pink Floyd. Me encantan, pero por encima de todo hay que luchar contra el fascismo.

    (Ironía: OFF)

  2. Sharovarov

    Noticia relacionada con la dictadura LGTB: En el próximo partido de la Eurocopa ALE-HUN, el estadio de Múnich lo iluminarán con los colores de la bandera gay.

  3. Sharovarov

    Bueno, todavía no es seguro lo que he dicho antes, pero me pongo en lo peor. La intención, claramente, es utilizar el fútbol para atacar al gobierno húngaro. Además, en lo meramente futbolístico, lo más normal es que Alemania gane. Incluso que golee a Hungría.

  4. Lugareño

    Pues yo se lo voy a poner un pelín difícil a esta gentuza iluminada, porque soy semiternario… Pfff, ¿en qué cuarto de baño me dejarán entrar?

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.