¿Quiere David Cameron sacrificar la libertad en aras de la seguridad?

El primer ministro británico ha planteado hoy bloquear las redes sociales en caso de nuevos disturbios en su país. Su Ministra del Interior, Theresa May, va aún más lejos y sugiere que en ese caso podrían bloquearse las comunicaciones mediante SMS.

Grave error es el que está cometiendo el gobierno británico para afrontar la ola de violencia desatada por auténticos delincuentes en varias ciudades inglesas. El Reino Unido, como cualquier otro país democrático, tiene medios ordinarios para remediar estas situaciones: para empezar la Policía, y de ser necesaria, la movilización de las fuerzas armadas para reforzar la seguridad en las calles. Sin embargo, el refuerzo del despligue policial en Inglaterra se ha hecho tarde, días después de que se iniciasen los disturbios, y al ejército ni se le huele.

No es comprensible que sin usar como es debido esos medios para contener la ola de delincuencia que sufren varias ciudades de ese país, ahora el gobierno británico pretenda recortar las libertades de todos los ciudadanos a fin de combatir esa violencia. ¿Tan incapaz es el gabinete de Cameron o tan poca confianza tiene en los recursos de un Estado de Derecho como para recurrir a soluciones propias de una dictadura? Hay que recordar que el régimen de Mubarak en Egipto empezó bloqueando Twitter y Facebook el pasado mes de enero, para a continuación bloquear todo el acceso a Internet. Al final ese régimen despótico acabó cayendo. El recorte de libertades con el que pretendió sofocar las protestas no hizo más que precipitar su caída. Si el señor Cameron quiere destruir por completo la confianza de los ciudadanos británicos en la democracia, lo mejor que puede hacer es llevar a cabo sus disparatadas ideas y devolver a esa isla a la década de 1980 en lo que a comunicaciones respecta y a algunos siglos más atrás en lo relativo a libertades. En esto, creo que conviene recordar las sensatas palabras de Benjamin Franklin:

Aquellos que sacrifican una libertad imprescindible para conseguir una seguridad temporal no merecen ni libertad ni seguridad.

Así que del señor Cameron depende hacer caso al famoso inventor o mandar a freir espárragos a la democracia en el Reino Unido. Usted decide.

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 4.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Bueno, depende de cómo se legisle la decisión: por ejemplo, un bloqueo zonal de acceso a móviles e internet dispuesto por un juez, para evitar coordinación entre los vándalos en la calle, creo que sería equiaprable a la prohibición, que sí se da, de acceso a la gente a una calle donde haya disturbios, y nadie se queja de ello ni está la democracia en peligro porque no te dejen pasar por una calle en un determinado momento (y además, estos bloqueos lo son sin autorizaciones judiciales).
    Como casi todo, depende de cómo se haga.
    Un saludo.

  2. pacococo

    Si lees lo que escribió Platón, que ya ha llovido, te das cuenta que noy nada nuevo bajo el Sol.

    Esta táctica ya la describe cuando trata la tiranía, que comienza siendo una solución a la democracia en ruinas y poco a poco deriva en opresión. Y para ello se utilizn los desordenes que justifican la represión, que crea más desordenes que aumentan la represión y la disminución de libertades.

    Como digo nada nuevo.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.