¿Habrá guerra y bombardeos en Galicia?

Ayer, el Presidente de la Xunta, el socialista Touriño, arremetió contra los gallegos que reclamamos libertad para elegir el idioma que queremos utilizar tanto en las escuelas, como en el comercio y en otros ámbitos de nuestras vidas, frente a la política de imposición que lleva a cabo el gobierno bipartito PSOE-BNG. Nada nuevo, en fin. Lo curioso es la cada vez más exagerada forma que tiene de afrontar las discrepancias el Presidente de la Xunta.

Algo tan sencillo como pedir la posibilidad de elegir en libertad, sin multas, imposiciones ni discriminaciones, reviste para Touriño el carácter propio de un conflicto bélico. Así, acusó a “la derecha política, cultural y social” de desencadenar “una ofensiva” contra el gallego. Nuestro derecho a elegir lo representó como “un arma de desgaste” para “crear una guerra” en Galicia, e incluso consideró que nuestras reivindicaciones son un “pequeño bombardeo”.

Yo no sé qué se ha tomado Touriño para montarse estas películas, pero los defensores del derecho a elegir idioma no llevamos bombas, ni tanques, ni cañones ni armas de ninguna clase. Es más, defendemos nuestros planteamientos de forma pacífica, cosa que no pueden decir muchos nacionalistas, empeñados como están en impedir violentamente nuestro derecho a expresarnos en libertad.

Es muy significativo que una cuestión tan elemental en democracia como que los ciudadanos se puedan expresar en el idioma que les venga en gana sea interpretado por un Gobierno que se dice democrático en clave de ofensiva bélica. Y es que no sólo quieren imponernos la lengua que tenemos que usar o en la que se tienen que educar los niños, sino que debemos aceptarlo sin rechistar, a menos que queramos que se nos equipare con unos golpistas.

¿Tanto les ofende al PSOE y al BNG un concepto tan precioso como es la libertad? ¿Tanto les molesta que alguien les lleve la contraria? Pues que se preparen, porque mientras siga habiendo democracia, miles de gallegos vamos a seguir pidiendo lo que nos pertenece.

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 4.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

NOTA: Debido al cambio de URL de http a https, algunos comentarios publicados antes del 9.2.2020 en el blog pueden haberse perdido. Lamento las molestias.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Registrador

    Si te paras a pensar, es lo normal en esta clase de gente que no da mas de si. Los que pueden hacerles sombra, los que les pueden disputar algo, solo merecen tierra quemada, porque en buena lid no pueden ganar ya que su único recurso es a la víscera, al “que viene la derecha” y eso es lo único que les interesa.

  2. Lo que a mí me sorprende de este tema tanto en Galicia como en el resto de comunidades autónomas bilingues gobernadas por socialistas es que también los votantes socialistas desearían poder elegir el idioma con el que educar a sus hijos. El hecho de que no se rebelen contra esa imposición indica una auténtica anomalía, un verdadero miedo a la libertad e interiorización de lo “políticamente correcto”. La educación de los medios “progres” está consiguiendo sus objetivos, esperemos que todas esas personas reaccionen antes de que esta deriva acabe en un auténtico totalitarismo.

  3. La única vez que tuvimos el placer de visitar Galicia, que no será la última, porque este verano vamos a hacer la ruta del Cantábrico, comenzando por la Coruña y terminando en San Sebastián, siempre, en todo lugar y de modo natural, se nos dirigía la gente en castellano. No ya sólo en los sitios, digamos “cosmopolitas”, estoy hablando de pequeños restaurantes familiares de carretera. De modo que si el Presidente habla en términos bélicos, tendré que concluir que Galicia está en “guerra” contra sí misma.

  4. javier

    A mí, éstas cosas me recuerdan a mis tiempos de niño que, cuando había en casa tortilla de cebolla yo protestaba y me quedaba sin comer , eso sí, primero me echaban a la plaza pública para que me lo pensase dos veces y, al volver a casa ya sabía que si quería comer tendría que pasar por el aro. Ya sé que son cosas distintas pero, ¿nos expondrá Touriño, a los disidentes que queremos tener derecho de elección, a las miradas de los viandantes tal como hizo Claudio con su hija Claudia allá por los tiempos de Roma?

    Un abrazo.

  5. Luis Carlos

    Lo suyo tiene una sencilla explicación: demagogia victimista.

    La única manera de salir airoso es distraer la atención haciendose ellos los acosados y perseguidos. Es lo que ha hecho ZP cuando le han cantado las cuarente, quejarse de que se fomentan la crispación (sólo cuando le llevan la contraria).

  6. Karolus

    Lo más lamentable de todo esto es que los ciudadanos que queremos ejercer nuestra libertad para hablar en la lengua que nos plazca, estamos solos. En este momento no hay ningún partido político en Galicia que nos defienda. Touriño, –castellano- hablante; no hay más que oirle hablar en gallego: da pena– para no perder el poder, se ha vuelto más nacionalista que el caballo de Breogán. Núñez Feijóo es un cobarde que no se atreve a hablar en público su lengua materna, el castellano. Dios mío, qué atajo de acomplejados.

  7. Claro que al PSOE y al BNG la libertad les da asco. Ya sabemos que socialismo y fascismo es basicamente lo mismo, y este separatismo consiste en un recorte de libertades, está clarísimo.

    Un saludo

  8. Al final, pretenden que aquí ocurra lo mismo que en el País Vasco y Cataluña. La historia siempre es igual: más nacionalismo, menos libertad. El problema es que en Galicia somos muchos los que no nos dejamos mangonear.

  9. Libertad y socialismo son conceptos opuestos e incompatibles, así de claro.

  10. No se pero me parece que la guerra la están buscando ellos.
    Saludos
    8)

  11. José Luis Piñeiro Vidal

    Desde la transición el Partido Popular se dejó llevar por las corriente de galleguismo para no permitir que fuera la izquierda quien ostentara la exclusividad. Eso fue tibieza. A esto hemos llegado. Cuando no se defienden los principios para no molestar, lo que se hace es abdicar.
    Casi siempre he votado al PP. Ahora pienso votar al partido de Rosa Díez porque, en el fondo, es que que representa determinados valores irrenunciables aunque habrá que ver como concilia el socialismo con la libertad. Ya veremos. Lamento que el PP me esté defraudando por su tibieza.

  12. José Luis Piñeiro Vidal

    Desde la transición el Partido Popular se dejó llevar por las corriente de galleguismo para no permitir que fuera la izquierda quien ostentara la exclusividad. Eso fue tibieza. A esto hemos llegado. Cuando no se defienden los principios para no molestar, lo que se hace es abdicar.
    Casi siempre he votado al PP. Ahora pienso votar al partido de Rosa Díez porque, en el fondo, es que que representa determinados valores irrenunciables aunque habrá que ver como concilia el socialismo con la libertad. Ya veremos. Lamento que el PP me esté defraudando por su tibieza.

  13. José Luis Piñeiro Vidal

    Yo también creo que Feijóo está acomplejado. ¿Por qué, en Galicia, nunca habla en castellano? Va siendo hora de llamar a las cosas, y a las situaciones, por su nombre. El factor lengua ha sido determinante para su elección. Tendrá que hacer honor a ello o tendremos nosotros que pensar en votar a otro. Así de claro.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.