Paseo por Davis-Monthan: el mayor cementerio de aviones del mundo

Este interesante vídeo publicado hace unos días por Airman, la revista oficial de la USAF, nos muestra una pequeña parte del 309th Aerospace Maintenance and Regeneration Group (AMARG), en la base aérea de Davis-Monthan (Arizona).

Sierra Army Depot: un sitio en el que me gustaría ser aparcacoches

Conocido popularmente como “The Boneyard”, el AMARG es el cementerio de aviones más grande del mundo. Fue fundado en 1946, tras acabar la Segunda Guerra Mundial, y en total reúne unos 5.000 aviones militares retirados, estacionados en una enorme superficie de más de 1.000 hectáreas. Muchos son preservados para su posible uso posterior, y otros son ‘canibalizados’ -como se suele decir en términos aeronáuticos- para proporcionar piezas de recambio a los aparatos de su tipo que aún están en activo. En Google Maps es fácil encontrarlo, y ampliando un poco la vista es posible encontrarse con imágenes como ésta de varios cazabombarderos F-111 Aadvark, aviones de guera electrónica EF-111 Raven y cazas F-15 Eagle:

En la siguiente imagen, tomada un poco más al norte, vemos tres cuatrirreactores C-135. El que se ve abajo es un modelo EC-135E Bird of Prey dedicado a la guerra electrónica (es el avión que tiene el gran radomo en su morro):

Yendo un poco hacia el este nos encontramos con varias filas de aviones de transporte C-141 Starlifter, un excelente modelo retirado en 2006 después de 4 décadas de servicio en la USAF. Los aviones de la imagen llevan el último esquema gris con el que sirvieron a su país llevando tropas, carga y vehículos por todo el mundo:

Moviéndonos ahora hacia el oeste nos encontramos con esta pequeña flota de aviones de ataque A-10 Thunderbolt II -un modelo todavía en activo en la USAF-, ya sin alas y algunos de ellos con un motor de menos:

Algunos rincones de este cementerio parecen un museo de la aviación. Por ejemplo, aquí vemos viejos bombarderos B-57 Canberra, un modelo de la década de 1950:

Por supuesto, no son los únicos bombarderos ni los mayores que se pueden ver en “The Boneyard”. En la zona oriental del cementerio podemos ver docenas de viejos bombarderos estratégicos B-52 Stratofortress, un avión con capacidad de transportar armamento nuclear y cuyas versiones más modernas aún siguen prestando servicio en la USAF (se construyeron 744 ejemplares en total):

En fin, no os entretengo más. Bajo estas líneas os dejo una pantalla de Google Maps en la que podréis recorrer este peculiar cementerio a vuestro gusto:


Ver mapa más grande

No te pierdas las novedades y contenidos que te interesan. Recibe gratis el boletín diario en tu correo electrónico:

Comentarios:

  1. Fascinante.

    Por cierto, el termino “canabalizar” no es exclusivo de la aeronáutica, más aún cuando su “vocabulario” es copiado de la terminología naval. :mrgreen: Lo de “canabalizar” se emplea en muchas ramas de la ingeniería, cuando se aprovechan piezas de uno para arreglar otro. Aunque es más habitual en barcos y aviones.

  2. Yo hasta ahora sólo lo había visto en aviones. Menos mal que tengo a un experto en barcos para informarme. 😛

  3. wladimir

    me parece interesante..

    dar un paseo por este lugar….como seria ver estas aeronaves “depositadas” en esta base….habria mucha historia aeronautica que ver….

Opina sobre esta entrada:

Debes iniciar sesión para comentar. Pulsa aquí para iniciar sesión. Si aún no te has registrado, pulsa aquí para registrarte.

La invasión rusa de Ucrania ha llevado a dos países nórdicos tradicionalmente neutrales a pedir urgentemente su adhesión a la OTAN para protegerse de Rusia.

Hoy se cumplen 12 semanas del inicio de la invasión rusa de Ucrania. Dentro de las abundantes pérdidas militares, hay un dato que llama mucho la atención.

Hay muchos museos militares estatales en el mundo, pero también se pueden encontrar museos privados con contenidos muy interesantes.

Entre el 8 y el 11 de mayo, se celebró en Camp Ādaži, Letonia, una nueva edición de la competición acorazada anual Iron Spear de la OTAN.

El P-51 Mustang es uno de los cazas más famosos de la Segunda Guerra Mundial, y también uno de los mejores que hubo en aquellos años.

Durante la Segunda Guerra Mundial, la URSS fue conocida por emplear a sus tropas como simple carne de cañón, enviándolas al frente incluso sin armas.

El pasado fin de semana, el Puerto de Vigo recibió la visita de un visitante poco habitual por estas cosas: el Servicio Naval de la República de Irlanda.