Tras incumplir el plazo que dio en enero ya no concreta cuándo estará la ley

Gallardón sigue dando largas: ahora dice que su ley del aborto estará “muy pronto”

El 15 de enero Alberto Ruiz Gallardón anunciaba en una entrevista en el diario La Razón que el proyecto de ley de modificación de la ley del aborto “estará presentado en el primer trimestre de este año”. El primer trimestre acabó hace 15 días, y hoy se cumplen tres meses de ese anuncio del ministro de Justicia. Hoy Gallardón ha vuelto al diario La Razón a dar una conferencia, y allí ha hablado de la nueva ley del aborto que, según él, prepara su gobierno.

Firma: Ni un día más con la ‘Ley Aído’
España: el holocausto silencioso del aborto ya ha causado casi 2 millones de muertos
Gallardón sigue aplazando y sigue sin dar nuevos detalles sobre su Ley del Aborto

Ante el silencio del ministro, un periodista tuvo que preguntarle por el tema

Hay que decir que el ministro no se refirió al asunto a iniciativa propia, pues durante toda su conferencia no dijo ni una palabra sobre la protección del derecho a la vida de los niños por nacer. Fue en el turno de preguntas cuando el periodista Javier González Ferrari preguntó a Gallardón: “¿Para cuándo habrá tutela judicial efectiva también para los no nacidos?”

Gallardón juega a las adivinanzas con el contenido de su ley del aborto

Fue entonces cuando el ministro se pronunció, manifestando que comparte ese “malestar” con la actual ley del aborto de 2010, y afirmando que la tutela por la que pregunta González Ferrari estará lista “para muy pronto”, sin concretar más. Ha añadido que “el sentido es fácil de adivinar”, a propósito de cuál será el contenido de la ley, sin concretar más. Lo más curioso es que Gallardón ha recordado el recurso firmado por su padre -fallecido en 1986- contra la primera ley del aborto. En este momento me alegré de que el ministro se acordase de ello, ya que cuando en 1985 se aprobó la versión definitiva de la ley del aborto promovida por el gobierno de Felipe González, parte de la UCD y los diputados de Alianza Popular votaron en contra de esa ley, entre ellos el padre del actual ministro de Justicia. José María Ruiz Gallardón dijo entonces: “No somos partidarios de la despenalización del aborto en ningún supuesto”. Ojalá pudiésemos escuchar a don Alberto pronunciando unas palabras tan claras y rotundas como las de su padre.

El ministro afirma que “no hay una vida menos valiosa que otra”

Y es que en vez de afirmar de qué tipo de regulación es partidario Gallardón se ha escudado en el TC: “El gobierno va a legislar de acuerdo con el Tribunal Constitucional”, señalando que según el TC el nasciturus es “un bien protegido”, y que el legislador “no puede tratar al concebido como ausente de cualquier tipo de protección”. Ha dcho que eso implicará un sistema de “indicaciones” -es decir, de supuestos despenalizados como en la ley de 1985, y no una ley de plazos como el actual. También ha dicho que el Tribunal Constitucional marcó el deber de “proteger la vida del concebido”, y que habrá que “introducir mecanismos de información” para las mujeres que desean abortar. De sus palabras se deduce una intención del gobierno de acabar con el coladero abortista de 1985, pero habrá que ver si esas aparentes intenciones se traducen a hechos. No dejo de recordar que entre 1996 y 2004 el PP ya tuvo la oportunidad de reformar la ley del aborto de 1985 y ni siquiera la tocó. Es más: agravó sus efectos legalizando la píldora abortiva en febrero del año 2000.

Gallardón también se ha referido al aborto eugenésico: “No hay una vida menos valiosa que otra, y mucho menos como consecuencia de una discapacidad. Y que la vida no es una concesión graciosa, sino un derecho inalienable”. Y ha añadido: “desde ese mismo argumento no puede restarse protección a un proyecto de vida como consecuencia también de una discapacidad”. El caso es que desde ese mismo argumento de que toda vida es valiosa, ¿cómo justificar una ley que autorice a matar a un ser humano inocente e indefenso en ciertos supuestos? Me pregunto si el ministro tiene una respuesta seria y coherente para esa pregunta.

“Debe regularse el derecho a la objeción de conciencia de los médicos”, dice

Gallardón, en línea con las declaraciones hechas por su partido, también rechazó que las menores de edad puedan abortar sin consentimiento de sus padres. Así mismo, añadió: “Debe regularse el derecho a la objeción de conciencia de los médicos”. Pues ojalá la regule para protegerla, y no para pisotearla como hizo el gobierno anterior… Y es que con la actual ley tanto los médicos como el resto del personal sanitario tienen que hacer frente al hecho de que el aborto sea tratado como un “derecho” e incluso como una prestación sanitaria pagada con dinero público, lo que ha aumentado las presiones sobre ellos para que colaboren en esa matanza. Y en un año y medio el gobierno no ha hecho nada por acabar con esta situación.

El anuncio de Gallardón no es nuevo, es insuficiente y ya llega tarde

Lo más descorazonador es que Gallardón no ha dicho hoy nada nuevo. Lleva toreándonos más de un año y medio y sigue con las manos vacías. Obviamente, si cumple lo que dijo esta tarde en España se daría un avance en la protección del niño por nacer, desde luego. Pero sería un avance insuficiente, a lo que hay que añadir que la palabra de Gallardón se ha devaluado muchísimo después de tantos plazos incumplidos.

Obviamente, un avance es mejor que nada, pero hay que tener en cuenta que hablamos de las vidas de los miembros más débiles de nuestra sociedad. La exigible protección de los derechos y de la dignidad de la persona ha de tener como consecuencia en lo relativo de aborto lo mismo que en lo relativo a la esclavitud: su completa abolición. Que el gobierno no tenga entre sus prioridades este tema es algo muy preocupante. Además, es escandaloso que esté dejando pasar el tiempo mientras cada día se mata a 324 niños por nacer en España. Es indignante que ante un drama como éste el gobierno sólo tenga palabras y sea incapaz de traducirlas en hechos, traicionando una y otra vez sus promesas de hacer algo.

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 5.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

NOTA: Debido al cambio de URL de http a https, algunos comentarios publicados antes del 9.2.2020 en el blog pueden haberse perdido. Lamento las molestias.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Jandro

    ¿Cuánto ha tardado en subir los impuestos? ¿Cuánto en cambiar la ley del aborto?
    Ya vemos cuáles son sus prioridades, y, con ello, lo que piensan del asunto.

  2. Pues sí. La voluntad política de este gobierno a la hora de proteger la vida es nula.

  3. Alfonso

    Pues pese a todo, 13TV-COPE sigue lacayunamente entregada al PP. Por cierto, Esperanza Aguirre es tan provida que quiere que la ley se quede como estaba antes. O sea, la misma que permitió 100.000 abortos al año.Y mientras tanto Mariano Rajoy espera a que el TC declare ajustada a la constitución la Ley del aborto de Zapatero, para poder ‘lavarse las manos’… y olvidarse del tema.

  4. No cambiarán nada. Como mucho lo usarán como moneda de negociación para otra cosa: no tocamos el aborto y a cambio…

  5. Si depende de Gallardón, creo que podemos esperar sentados.

  6. Jandro

    ¡Menudo ridículo Elena Valenciano amenazando con que, si el Gobierno cambia la ley, el PSOE denunciará los acuerdos con la Santa Sede!

    Es algo así: si preparas la ley del Aborto, voy a pedir que quiten la estatua de Largo Caballero. Y a lo mejor me enfado y no respiro. Madre mía, qué estupor.

    Y eso con la tibieza de Gallardón. Si llega a estar en el Gobierno a un partido que sí respetase el derecho a la vida no quiero saber lo que habrían hecho los socialistas.

  7. Jandro,
    ¡Qué me dices! El PP se va a “jiñar la pata abajo” (perdón por el tecnicismo). Cualquier cosa que empañe la imagen que quieren proyectar de que son un partido de centro reformista con un ala de centro-izquierda más poderosa que el ala de centro-derecha, les provoca temblores, espasmos, depresión y alopecia.

  8. El apunte de Jandro, en mi modesta opinión, me parece oportuno. Ahora están argumentando desde el lado pro-muerte que no se debe cambiar la ley, porque “es abrir un tema cerrado”, “imponer una moral”, y otros argumentos absurdos. ¿Qué pasa, que en democracia los temas deben ser inamovibles, porque así lo decide la izquierda, cuando la izquierda ya ha logrado su objetivo? ¿Qué pasa, que regular según la doctrina de la izquierda no es, de hecho, “imponer una moral”?
    En Twitter he leído ya algunas majaderías, como es el caso de https://twitter.com/PabloHerreros quien hasta ahora suponía que era un tipo con un poco de criterio.

  9. El PP se sigue retratando:

    Alonso: ‘Haremos una ley del aborto que no gustará mucho a los obispos

    http://www.elmundo.es/elmundo/2013/04/16/espana/1366118051.html

    Y yo en las próximas elecciones haré con mi voto algo que no gustará nada al PP.

  10. Carlos

    Está claro, José María…

    La izquierda tiene su doctrina del mismo modo que la tiene la Iglesia pero con una gran diferencia.

    La Iglesia ni obliga ni impone. La izquierda sí…

    En la Iglesia no hay ni sectarismo ni fanatismo. En la izquierda sí…

    La doctrina de la Iglesia es una doctrina de vida. La de la izquierda es una doctrina de muerte…

    Y encima, la izquierda ataca a la Iglesia y trata de dar clases de superioridad.

    Superioridad…? En qué…?

  11. Me apuesto pincho y caña a que simplemente harán una modificación “cosmética” de la ley del aborto y que en lo sustancial, seguirá igual. Sí habrá un cambio: Se penalizarán (teóricamente y jamás en la práctica) los casos de aborto por supuesta malformación del feto, porque a las Naciones Unidas les ha dado por pedirlo, nadie sabe por qué motivo.
    Naturalmente que es atroz matar a quien va a nacer con una enfermedad, pero también es hacerlo a quien va a nacer sano, Es un intento de reparación absurdo en donde no puede establecerse justicia, ya que el hijo enfermo o el que no lo está son iguales en esencia: Los dos son humanos.

    Quizá modifiquen algún artículo, como el de que los menores puedan abortar sin conocimiento de sus padres, pero será para hacer ver que ya han cambiado y mejorado mucho, siguiendo con ese “consenso” que antes era de Rajoy y ahora pasa al bando del PSOE.

  12. Alfonso

    Alonso: ‘Haremos una ley del aborto que no gustará mucho a los obispos.
    Es decir, haran una ley que les guste mucho a los abortorios. Ya de paso, no me extrañaría,que los ppeperos dediquen unas calles al doctor Morín y filántropo Kermit Gosnell.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.