El propio Stalin reconoció que sin esa ayuda «habríamos perdido la guerra»

Las cifras de la ayuda americana y británica que evitó la derrota de la URSS en la SGM

La propaganda oficial soviética, primero, y ahora el nacionalismo ruso vienen atribuyendo a la URSS el mérito de la derrota de la Alemania nazi.

El desfile conjunto nazisoviético de 1939 en Polonia que algunos niegan, en vídeo
El mito de las cargas de la caballería polaca contra los tanques en septiembre de 1939

Una guerra que empezó con Alemania y la URSS como aliadas

Esos discursos oficiales suelen olvidar, ante todo, que la Segunda Guerra Mundial empezó con la invasión conjunta de Polonia por parte de Alemania y la URSS, que escenificaron su alianza y su victoria contra el Ejército Polaco con un desfile conjunto germanosoviético en la localidad polaca de Brześć Litewski (hoy Brest-Litovsk, en Bielorrusia). La alianza entre nazis y soviéticos no se limitó a esa invasión, sino que además los partidos comunistas fieles a Moscú boicotearon el esfuerzo bélico aliado contra Alemania. La cosa cambió con la invasión alemana de la URSS en junio de 1941. Stalin se vio traicionado por su antiguo aliado y se tuvo que enfrentar a él. ¿Pudo haberlo hecho en solitario?

Stalin reconoció que sin esa ayuda «habríamos perdido la guerra»

Esa pregunta la contestó el propio Stalin: "Quiero decirles lo que, desde el punto de vista ruso, el presidente y los Estados Unidos han hecho por la victoria en esta guerra. Lo más importante en esta guerra son las máquinas... Estados Unidos es un país de máquinas. Sin las máquinas que recibimos a través de Lend-Lease, habríamos perdido la guerra", dijo el dictador soviético en la conferencia de Teherán de noviembre de 1943 ante el primer ministro británico Winston Churchill y el presidente estadounidense Franklin Roosevelt, refiriéndose a la Ley de Préstamo y Arriendo aprobada por EEUU para enviar esa ayuda.

En sus memorias, el también dictador soviético Nikita Khrushchev afirmó: "quiero hablar de las palabras de Stalin, que repitió varias veces cuando teníamos "conversaciones libres" entre nosotros. Dijo directamente que si Estados Unidos no nos hubiera ayudado, no habríamos ganado esta guerra: frente a frente con la Alemania nazi, no habríamos resistido sus embestidas y habríamos perdido la guerra. Nadie tocó oficialmente este tema aquí, y creo que Stalin no dejó rastros escritos de su opinión en ninguna parte, pero declaro aquí que notó esta circunstancia varias veces en conversaciones conmigo".

Las palabras del mariscal Zhukov sobre la importancia de la ayuda americana

¿Qué volumen tuvo esa ayuda americana para que el propio Stalin reconociese su papel determinante en la Segunda Guerra Mundial? En 2016, un medio ruso con sede en Moscú, Rossiyskaya Gazeta, publicó las cifras de esa ayuda con motivo del 75 aniversario de la aprobación de la citada Ley de Préstamo y Arriendo. El artículo empezaba con estas palabras de Georgy Zhukov, Mariscal de la URSS y uno de los mandos soviéticos más destacados de la Segunda Guerra Mundial:

"Ahora dicen que los aliados nunca nos ayudaron, pero no se puede negar que los estadounidenses nos dieron tantos bienes sin los cuales no habríamos podido formar nuestras reservas y continuar la guerra". (...) "No teníamos explosivos, pólvora. No teníamos nada con qué cargar los cartuchos de nuestros rifles. Los estadounidenses realmente nos salvaron con su pólvora y explosivos. ¡Y cuánta chapa de acero nos dieron! ¿Cómo podríamos haber producido nuestros tanques sin el acero estadounidense? Pero ahora hacen parecer como si tuviéramos abundancia de todo eso. Sin los camiones estadounidenses no habríamos tenido con qué tirar nuestra artillería".

Las cifras de la ayuda americana a la URSS

Éstas son las cifras de la ayuda americana a la URSS enumeradas por la Rossiyskaya Gazeta:

  • Más de 14.000 aviones (8.000 de ellos transportados desde Alaska).
  • 12.700 tanques.
  • 44.000 jeeps.
  • 375.883 camiones.
  • 8.071 tractores.
  • 1.541.590 mantas.
  • 331.066 litros de alcohol.
  • 15.417.000 pares de botas militares.
  • 106.893 toneladas de algodón.
  • 2.670.000 toneladas de derivados del petróleo.
  • 4.478.000 toneladas de alimentos.

La Rossiyskaya Gazeta señalaba, además, que esta ayuda empezó a enviarse a la URSS en agosto de 1941 y costó grandes pérdidas a EEUU, pues cuando los submarinos alemanes descubrieron las rutas de suministro, empezaron a atacar a los barcos que la transportaban. La Armada alemana hundió unos 80 barcos que transportaban esa ayuda estadounidense a la URSS.

A su vez, en su obra "Russia'S Life-Saver: Lend-Lease Aid to the U.S.S.R. in World War II" (Lexington Books, 2004), Albert Loren Weeks cita estos materiales a la ayuda americana a la URSS:

  • 427.284 camiones.
  • 13.303 vehículos de combate.
  • 35.170 motocicletas.
  • 2.328 vehículos de servicio de artillería.
  • 1.911 locomotoras de vapor.
  • 66 locomotoras diésel.
  • 9.920 vagones plataforma.
  • 1.000 vagones volquete.
  • 120 vagones cisterna.
  • 35 vagones de maquinaria pesada.

Weeks añade que los artículos de artillería enviados por EEUU a la URSS (municiones, proyectiles de artillería, minas terrestres y explosivos de diverso tipo) sumaron el 53% de los consumidos por el Ejército Rojo durante la guerra.

Hay que señalar que la URSS fue el segundo país que más ayuda recibió de EEUU, después del Reino Unido. Pero además, los EEUU enviaron ayuda a decenas de países más. La ayuda americana a la Francia Libre y a China tuvo importes que superaron holgadamente los 1.000 millones de dólares de esa época.

Las cifras de la ayuda británica a la URSS

Por otra parte, EEUU no fue el único país que envió una generosa ayuda a la URSS. El gobierno británico publicó en 1946 las cifras de la ayuda enviada por el Reino Unido a la URSS. Cito sólo algunos de los conceptos, pues es una lista muy larga:

  • 1 buque acorazado.
  • 9 destructores.
  • 4 submarinos.
  • 5 buques barreminas.
  • 9 arrastreros barreminas.
  • 7.411 aviones (incluidos 3.129 enviados desde EEUU a cuenta del Reino Unido).
  • 976 motores de avión.
  • 5.218 tanques con sus correspondientes municiones, de los cuales 1.388 fueron suministrados por Canadá.
  • 4.020 vehículos (incluyendo camiones y ambulancias).
  • 323 camiones de maquinaria.
  • 1.212 transportes blindados Bren (más otros 1.348 de Canadá).
  • 1.721 motocicletas.
  • 20.145 toneladas de repuestos y de equipos de mantenimiento para los tanques y los transportes blindados Bren.
  • 4.090 toneladas de otros repuestos de vehículos y equipos de Mantenimiento.
  • 1.000 lanzagranadas PIAT y 100.000 proyectiles.
  • 103 subfusiles Thompson.
  • 636 cañones antitanque Ordnance QF 2-pounder y 2.807.000 proyectiles.
  • 96 cañones antitanque Ordnance QF 6-pounder y 776.000 proyectiles.
  • 3.200 fusiles antitanque Boys y 1.761.000 cartuchos.
  • 2.487 ametralladoras Bren.
  • 581 ametralladoras Besa y 53.411.000 cartuchos.
  • 20.786.000 cartuchos de 45 pulgadas.
  • 89.332.000 cartuchos de calibre .303.
  • 1.163.000 proyectiles de mortero de 2 pulgadas.
  • 162.000 proyectiles de mortero de 2 pulgadas.
  • 56 cañones navales de 130 mm.
  • 2 cañones navales de 6 pulgadas y 2.400 proyectiles.
  • 36 cañones navales de 4 pulgadas.
  • 22 cañones navales QF 12-pounder y 31.000 proyectiles.
  • 162 cañones navales de 20 mm y 882.000 proyectiles.
  • 384 ametralladoras Vickers y 5.792.000 cartuchos.
  • 240 ametralladoras Colt Browning y 1.399.500 cartuchos.
  • 3.206 minas submarinas.
  • 6.800 cargas de profundidad.
  • 361 torpedos.
  • 2.000 proyectiles de 15 pulgadas.
  • 13.600 proyectiles de 6 pulgadas.
  • 26.000 cartuchos de calibre .455 (para revólver).
  • 359.500 cartuchos de calibre .303 (para fusil).
  • 889.000 cartuchos de calibre 30.
  • 4.000 cohetes de 2 pulgadas.
  • 303.000 generadores de humo.
  • 2.204.000 cartuchos de señal.
  • 1.474 equipos de radar.
  • 4.338 aparatos de radio.
  • 30.227 millas de cable telefónico.
  • 2.000 teléfonos.
  • 400 centralitas telefónicas.
  • 3.013.000 metros de redes de camuflaje.
  • 72.000 neumáticos.
  • 2.000 toneladas de aluminio.
  • 13.000 toneladas de cobre.
  • 1.424.000 libras esterlinas en diamantes industriales.
  • 100.435 toneladas de yute.
  • 114.359 toneladas de caucho.
  • 3.300 toneladas de grafito.
  • 28.050 toneladas de estaño.

Los frentes que tuvieron que atender americanos y británicos mientras ayudaban a la URSS

Tengamos en cuenta, además, que mientras entregaban toda esa ayuda a la URSS, los EEUU sostenían casi en solitario (con una cierta ayuda de Australia y Nueva Zelanda) la guerra en el Pacífico contra Japón, además de participar en los teatros de operaciones del Norte de África, Europa Occidental e Italia. A su vez, el Reino Unido tenía que afrontar la defensa de su metrópoli, además de participar en los teatros de operaciones de Francia, Noruega, el Norte de África, el Mediterráneo, Europa Occidental, Italia y el Sudeste Asiático. La URSS sólo combatió contra Alemania, sin molestarse en declarar la guerra a Japón hasta tres meses después del final de la guerra en Europa.

---

Foto principal, de izquierda a derecha: Winston Churchill, Franklin Roosevelt y Joseph Stalin, en la Conferencia de Yalta en febrero de 1945.

No te pierdas las novedades y contenidos que te interesan. Recibe gratis el boletín diario en tu correo electrónico:

Comentarios:

  1. Marcial

    Sin duda. Ya hubo precedentes en la Guerra Ruso Japonesa: el Oso Ruso podía ser batido. O en la Primera Guerra Mundial.
    Pero no debemos olvidar que la Unión Soviética puso 20 millones de muertes en la SGM. Y que operaciones como Kursk o Bagration destriparon al III Reich.

  2. wladimir

    pues sin la menor duda...

    El propio Stalin reconoció que sin esa ayuda «habríamos perdido la guerra»...a mi humilde opinion la Union Sovietica y Jose Stalin muy bien merecian ser echados a los Leones fascistas...

    Occidente mejor debio dejar abandonada a la Rusia Comunista a manos de las fuerzas Alemanas y sus aliados europeos por el Oeste en la Rusia Europea y a el Imperio Japones y sus secuaces por el Este desde el Lejano Oriente Ruso y la Siberia Oriental...

    sinceramente estos estos estados "fachas" debieron haber acabado con el comunismo de una vez por todas...y por supuesto asi mismo estos aliados "fachas" Alemania y Japon despues se devorarian a si mismos en una mutua batalla titanica en la Siberia Central y el rio Yenisei por el control del Mundo....

  3. El caso es que EEUU y el Reino Unido creyeron que sin la ayuda de la URSS no serían capaces de vencer a Alemania. A eso añádele el hecho de que Japón había firmado el Pacto Tripartito antes de atacar Pearl Harbor, y que el Reino Unido y Alemania estaban en guerra antes de que Alemania invadiese la URSS. Lo que nunca debieron permitir los aliados es que Stalin se adueñase de media Europa, llenándola de dictaduras comunistas.

Opina sobre esta entrada:

Debes iniciar sesión para comentar. Pulsa aquí para iniciar sesión. Si aún no te has registrado, pulsa aquí para registrarte.