Aleksander Tarnawski, el último de los 316 miembros de aquella fuerza especial

Una leyenda viva: el último ‘cichociemny’ de la resistencia polaca cumplió 100 años

El pasado viernes 8 de enero cumplió 100 años el último de los miembros vivos de los comandos “cichociemny” del Armia Krajowa en la Segunda Guerra Mundial.

Silenciosos y oscuros: así es el GROM, la más célebre de las fuerzas especiales de Polonia
Armia Krajowa: la historia del mayor movimiento de resistencia de la SGM

Desde Polonia a Hungría, Francia e Inglaterra

Aleksander Tarnawski sólo tenía 18 años cuando alemanes, soviéticos y eslovacos invadieron Polonia. Por entonces era alumno de la Facultad de Química de la Universidad de Lviv, por lo que en 1939 no fue movilizado. Los soviéticos le arrestaron en Drohobych, pero poco después le pusieron en libertad, tras lo cual huyó a Hungría el 26 de octubre de 1939. Desde allí llegó a Francia, donde se unió a las filas del Ejército Polaco que se había formado en el país, siendo asignado al 1er Regimiento de Infantería de la 1ª División de Granaderos. Tras la caída de Francia consiguió ser evacuado a Inglaterra, siendo asignado allí a la 16ª Brigada Blindada y más tarde a la 1ª División Blindada del Ejército Polaco.

Su alistamiento en los ‘Cichociemni’ del Armia Krajowa

En el verano de 1943 se ofreció como voluntario para unirse al Armia Krajowa (AK, Ejército Nacional), la principal organización de la resistencia polaca que combatía contra los alemanes en la propia Polonia. Aleksander fue entrenado como un comando con el fin de ser lanzado en paracaídas en Polonia para ayudar al AK en sus acciones de sabotaje, una unidad de comandos formada por 316 operadores y cuyos miembros eran conocido como los “Cichociemni” (oscuros y silenciosos, por sus habilidades de infiltración sigilosa).* Enviado a Brindisi (Italia), fue lanzado sobre su país natal en la noche del 16 al 17 de abril de 1944, cerca de Baniocha (una aldea a 24 kilómetros al sur de Varsovia), como parte de la Operación Weller 12. Como miembro del AK llevaría el sobrenombre de “Upłaz”.

En mayo de 1944 fue asignado al Distrito de Nowogródek del AK, destino al que se incorporó infiltrado en la Organización Todt, una entidad de las fuerzas armadas alemanas que agrupaba a muchos extranjeros empleados en trabajos forzados para construir infrastructuras. Una vez en Nowogródek, se encargó de labores de sabotaje y elaboración de explosivos, siendo después asignado al 77º Regimiento de Infantería del AK, una unidad que no llegó a combatir en la toma de Vilna durante la Operación “Ostra Brama”, por lo que logró evitar su captura durante la traicionera redada soviética contra la resistencia polaca.

El único de los 316 ‘Cichociemny’ que aún vive

Tras la guerra, Aleksander trabajó en la Radio Polaca en Varsovia, logrando graduarse finalmente en sus estudios en la Facultad de Química de la Universidad Tecnológica de Silesia. Hoy en día Aleksander vive en Gliwice. El 7 de septiembre de 2014, a los 93 años, hizo su último salto en paracaídas con los operadores del GROM, la más famosa de las fuerzas especiales polacas, que ha heredado el sobrenombre de aquellos “cichociemni” de la Segunda Guerra Mundial.

Actualmente, Aleksander es el último miembro vivo de aquellos famosos comandos polacos. Como veterano de aquella unidad, hoy tiene el honor de vestir la boina gris del GROM. Es una leyenda viva.

El GROM deseó a Aleksander que cumpla 200 años

Como curiosidad, en Polonia existe la costumbre de felicitar los cumpleaños con la expresión “sto lat” (cien años), que es una forma de desear que el homenajeado cumpla muchos años más. Pero el caso es que Aleksander ya los ha cumplido, así que los miembros del GROM le han felicitado su cumpleaños con un “200 lat”, para desearle que llegue al bicentenario, como podéis ver en esta foto publicada por el GROM en su cuenta de Instagram.

* NOTA: Paweł Łukasz Kolecki, de la Asociación Histórico-Cultural “Poland First to Fight”, apunta lo siguiente sobre el origen del término “Cichociemny”: “No se refería al estilo de funcionamiento y lucha de esta formación sino que se refería a que se les llamó así porque los que fueron enviados a diversos cursos especiales en Inglaterra estando integrados en la Brigada Paracaidista, nunca soltaban ni una palabra sobre lo que hacían allí, ya que sus compañeros estaban muy interesados en el motivo por el cual sus amigos desaparecían de repente de su lugar de estacionamiento y de ahí ese mote Cichociemny. Eso se explica muy bien en el libro del Kapitan Władysław Stasiak que también era Cichociemny”.

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 5.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

NOTA: Debido al cambio de URL de http a https, algunos comentarios publicados antes del 9.2.2020 en el blog pueden haberse perdido. Lamento las molestias.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. wladimir

    Que bien…

    que aun existan personas como este sobreviviente de la unidad de Comandos ‘Cichociemny’…

    esto es historia viva y presente ademas hace recordar a las generaciones presentas de la situacion vivida en Polonia durante la Guerra y lo que costo libberarla de sus opresores….

    es importante recoger su historias y relatos para que las nuevas generaciones por venir conozcan su interesante historia y la historia polaca de entonces…

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.