Su nueva 'Ley de Memoria Histórica' hace esa excepción a los totalitarismos

El PSOE quiere castigar la defensa del nazismo y del fascismo, pero no la del terror comunista

Si llega a aprobarse la nueva “Ley de Memoria Histórica” que prepara el PSOE, en España será ilegal ensalzar a los asesinos de Auschwitz, pero será legal ensalzar a los asesinos de Katyn.

Esto es lo que hizo el PSOE cuando Europa quiso condenar los crímenes del comunismo
Los más de 100 millones de muertos que causó el comunismo, divididos por países

El texto de este proyecto de ley, publicado el 22 de diciembre en el Boletín Oficial del Estado, incluye lo siguiente en su disposición adicional primera:

Serán declaradas ilegales las Asociaciones y Fundaciones que públicamente fomenten, promuevan o inciten directa o indirectamente al odio, hostilidad, discriminación o violencia contras las víctimas de la Guerra Civil Española y el franquismo por su condición como tales, o que realicen apología del franquismo, fascismo y nazismo“.

El segundo punto de esta disposición afirma que “se procederá a las modificaciones correspondientes en la Ley Orgánica 1/2002, de 22 de marzo, reguladora del Derecho de Asociación y en la Ley 50/2002, de 26 de diciembre, de Fundaciones, por la que se declararán ilegales las asociaciones y fundaciones referidas en el apartado anterior“.

La ley hace una excepción a las ideologías totalitarias: el comunismo

Esta norma no parece orientada a honrar la memoria de las víctimas de las ideologías totalitarias, sino a las víctimas de una parte de esas ideologías. En concreto, en el texto se echa en falta una mención al comunismo, una ideología totalitaria y antidemocrática cuyos seguidores han matado a más de 100 millones de personas, desde la instauración de la primera dictadura comunista en Rusia en 1917. De hecho, el primer régimen comunista, que tuvo a Lenin como dictador, fue un reinado de terror en el que los bolcheviques recurrieron a la tortura y el asesinado a gran escala contra amplios sectores de la sociedad. En poco más de seis años, la dictadura de Lenin asesinó a diez veces más gente que la dictadura franquista en casi 40 años.

En 2006 el PSOE se negó a condenar los crímenes de las dictaduras comunistas

Como ya comenté aquí anteayer, en 2006 el PSOE votó junto a los comunistas en contra de una condena del Consejo de Europa a los crímenes de las dictaduras comunistas. Además, en 2009 intentó rebajar una condena del Parlamento Europeo a esos crímenes, suprimiendo del texto de la moción casi todas las referencias al comunismo. En España y durante décadas, el Partido Socialista nunca ha tenido reparos de pactar con los comunistas, obviando su apoyo a dictaduras como la URSS, Cuba e incluso Corea del Norte. De hecho, la reciente moción de censura que llevó a Pedro Sánchez al poder fue posible gracias al apoyo, entre otros, de los diputados comunistas integrados en el grupo parlamentario de Unidos Podemos.

La ultraizquierda española sigue ensalzando a dictadores comunistas

A pesar de la magnitud de las atrocidades cometidas por las dictaduras comunistas, el pasado mes de octubre el Partido Comunista de España (PCE) celebró el centenario del sangriento régimen de Lenin, en un mitin durante el cual se exhibió un gran retrato de ese dictador. En esta foto de ese mitin vemos a Alberto Garzón, diputado de Unidos Podemos, uno de los parlamentarios que apoyó con su voto la vuelta del PSOE al poder:

En abril, un grupo comunista paseó por Madrid los retratos de dictadores comunistas como Lenin, Stalin y Enver Hoxha, cuyo régimen asesinó a 100.000 personas en un país, Albania, que en 1950 sólo tenía 1,2 millones de habitantes.

Ese mismo mes, una organización comunista colgó una enorme pancarta con un retrato de Stalin en la Universidad de Granada, con la finalidad de ensalzar a ese genocida:

¿Los crímenes comunistas son menos condenables que los nazis?

Pues bien: según la nueva Ley de Memoria Histórica del PSOE, si estos comunistas exhibiesen retratos de Franco, de Hitler o de Mussolini, esas organizaciones serían ilegalizadas. Pero como exhiben retratos de dictadores comunistas, incluso de asesinos de masas que mataron a mucha más gente que el franquismo y el fascismo italiano juntos, entonces no pasa nada. Lo que la ley del PSOE parece decir es que los crímenes comunistas no son tan condenables como los crímenes nazis, simplemente porque el PSOE se lleva bien con los comunistas. Si el PSOE logra su objetivo, en España estaría amparada la memoria de los polacos asesinados en la masacre de Wola, pero no la memoria de los polacos asesinados en la masacre Katyn, simplemente porque la primera fue perpetrada por los nazis y la segunda fue perpetrada por los soviéticos (recordemos que la Alemania de Hitler y la URSS de Stalin invadieron conjuntamente Polonia en 1939). Este sectarismo no tiene nada de “memoria histórica”: es un insulto a las víctimas del terror comunista.

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 3.300

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Eduard

    Cuando hablaba con los amigos yo siempre argumentaba que tanto en una dictadura de derechas como en una de izquierdas no hay libertad de expresión, hay presos políticos, violaciones de los derechos humanos… pero que mientras que en las de derecha el país prosperaba en las de izquierda el país se iba a la ruina. Sin embargo, a la vista de los datos objetivos, me quedaba corto con las dictaduras comunistas que suelen ser mucho más sanguinarias y liberticidas que las de derecha.

    Ahora para justificar mi comentario me toca decir que todas las dictaduras son muy malas y blablabla (lo cual es absolutamente cierto)

    Saludos

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.