Ekáizer y los ‘accidentes’ electorales

“El último sondeo de la campaña previsto por Tele-5 fue difundido ayer. Según la empresa Demoscopia, el Partido Popular está al borde de la mayoría absoluta con un 42,5% de los votos y una horquilla de 174/176 diputados, mientras que el PSOE obtendría un 37,8% con 136/137 diputados.” Esto lo escribía Ernesto Ekáizer en El País el 9 de marzo de 2004, dos días antes de la masacre del 11-M en Madrid. En aquella crónica, el periodista argentino apuntaba que según otro sondeo de la Cadena SER “los populares obtendrían el 40,5% de los votos y los socialistas, el 38%. Traducido en escaños, serían entre 161 y 166 para Mariano Rajoy y entre 140 y 145 para José Luis Rodríguez Zapatero.” Además, comentaba que “el periódico El Mundo informaba ayer que un nuevo sondeo de la empresa Sigma Dos, realizado los pasados días 5 y 6 de marzo, daría al PP entre 168 y 173 diputados, mientras que los socialistas conseguirían entre 138 y 144”.

El 11-M, un “accidente” con efectos electorales

Traigo estos datos aquí tras leer el artículo que firmó ayer Ernesto Ekáizer en Público, en el que empieza describiendo las artimañas del gobierno para situar a sus peones al frente del Tribunal Constitucional -sin que eso merezca ninguna crítica del articulista-, para concluir: “Zapatero, pues, tendrá el frente constitucional despejado en lo que queda de legislatura.” A continuación, Ekáizer plantea la posibilidad de que el PSOE logre una recuperación espectacular de sus espectativas de voto que le permita conseguir la reelección en 2012. A ese respecto, el argentino escribe lo siguiente: “aquellos que conceden la posibilidad teórica de esa recuperación del PSOE la condicionan a dos escenarios: la renuncia de Zapatero a un tercer mandato en favor de un candidato como, por ejemplo, Alfredo Perez Ru-balcaba, y a algún accidente, o acontecimiento inesperado de suficiente impacto nacional como para borrar el desencanto de esta segunda legislatura socialista.”

He puesto en negrita una afirmación que me ha parecido escalofriante. Más aún leyendo el desarrollo que hace Ekáizer de esa idea:

Zapatero ganó la campaña electoral del 2004 a Rajoy y dio el sorpasso el 14-M a horcajadas de los graves errores de Aznar y Rajoy ante el atentado del 11-M.

Es decir, que Ekáizer reconoce que Zapatero es presidente por accidente, una idea que ha recorrido durante años las filas de la oposición al zapaterismo y que muchos afines al gobierno acogían con enfado. Pero lo más interesante de esa afirmación es que arroja luz sobre otras que dijo Ekáizer. Por ejemplo, dos días después de los atentados del 11-M, y a punto de estallar la campaña de agitación que la izquierda -y en especial el PSOE- pusieron en marcha en plena jornada de reflexión, el periodista argentino escribía en El País un artículo titulado “‘Apagón’ sobre la marcha de las investigaciones”, en el que apuntaba el argumento que luego usaron los agitadores para acusar al gobierno de Aznar de estar ocultando datos sobre la investigación. Ekáizer incluso citaba a una fuente jurídica anónima para afirmar que la investigación debía ser “independiente y transparente”.

Los atentados de Londres y el fin de la campaña de agitación del 13-M

Un año más tarde, al día siguiente de los brutales atentados del 7 de julio de 2005 en el Metro de Londres, Ekáizer escribía en El País un artículo titulado “El atentado que cayó del cielo”. Resulta curioso leer el final de ese artículo y compararlo con el que escribió dicho periodista el 13-M. Cito (las negritas son mías):

“Los atentados de Londres se han visto estos días desde España con la idea de que existía una suerte de apagón informativo en el Reino Unido, quizá fomentado por la Policía, los servicios de inteligencia y el propio Gobierno. Esta visión española refleja la experiencia del 11-M a tres días de las elecciones generales del 14-M y la tensión política creada.

La situación en Londres es diferente porque no existe un plazo electoral. Pero, además, según se ha señalado ya, las autoridades policiales británicas parten prácticamente desde cero en un trabajo más propio de detectives que de inteligencia. Quizá sea este proceso el que haya alimentado la idea del apagón informativo. Más que apagón, la Policía está seca de informaciones, pistas e indicios.

Sin ningún pudor, Ekáizer se puso en evidencia al escribir estas líneas. Y es que tras dos atentados muy parecidos, y a pesar de que la primera diferencia fue que en Londres las autoridades dieron aún menos información que en España en los días posteriores al 11-M, para Ekáizer el “apagón” del 7-J fue disculpable y el del 11-M no simplemente porque había elecciones, como si la inminencia de unos comicios obligara a las autoridades y a la Policía a descartar tajantemente líneas de investigación y a identificar con la máxima rapidez a los autores de un crimen. A la luz del artículo que escribió ayer, Ekáizer pudo añadir entonces que la manipulación política de un atentado ponía el poder al alcance de un PSOE en clara desventaja en las encuestas, evidencia que han estado negando los fans de ZP durante años.

El asesinato de Isaías Carrasco, “un remake del 11-M”

El hecho de que Ekáizer reconozca ahora muy claramente que un “accidente” puede servir para que el PSOE siga en el poder, y que incluso incluya a los atentados terroristas del 11-M en esa categoría de “accidente”, arroja también luz sobre lo escrito por Ekáizer en Público en las horas posteriores al asesinato del socialista Isaías Carrasco, un atentado perpetrado por ETA justo dos días antes de las últimas Elecciones Generales de 2008. En su primera crónica tras el asesinato, Ekáizer afirmó que ETA “buscó un remake del 11-M con el asesinato de Carrasco”. ¿Quería decir Ekáizer que se repetía la tesis del “accidente” como trampolín electoral del PSOE que expuso ayer en Público?

Ekáizer escribió otro artículo en Público el mismo día de las elecciones, cuando no habían pasado ni 48 horas del asesinato de Carrasco. En aquel artículo, el periodista argentino citaba unas declaraciones de Federico Jiménez Losantos en la noche del atentado, en las que el locutor turolense decía que ese crimen serviría para que “Zapatero se haga la víctima un fin de semana para ganar las elecciones y volver a negociar con la banda la semana que viene”. Ekáizer lo despachaba así: “la teoría del 11-M se metamorfosea en la conspiración del 9-M”. Una muy reveladora afirmación de alguien que ahora se refiere al 11-M como un “accidente” que permitió ganar las elecciones a Zapatero contra todo pronóstico.

Además, en aquella crónica Ekáizer hablaba de “manipuladores” que “han decidido servirse de la banda terrorista para abrir el paraguas y cargar, a cuenta del asesinato de Isaías Carrasco, el resultado electoral, esto es, amplificar las consecuencias del crimen de la banda terrorista reproduciendo en el imaginario la situación del 11-M.” Lo curioso es que Ekáizer no se refería a la izquierda, organizadora de la campaña de agitación del 13-M, sino a la derecha. La misma derecha que perdió las Elecciones Generales de 2004 y de 2008 y ambas después de sendos “accidentes”, como diría Ekáizer. La misma derecha a la que Patxi López impidió dar el pésame a la familia de Isaías Carrasco al día siguiente del atentado -es decir, en plena jornada de reflexión-, en una repugnante manipulación partidista del asesinato.

Me pregunto qué nos aguarda antes de las próximas elecciones si se convierten en realidad las teorías de Ekáizer. Las posibles respuestas me provocan más escalofríos aún.

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 5.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

NOTA: Debido al cambio de URL de http a https, algunos comentarios publicados antes del 9.2.2020 en el blog pueden haberse perdido. Lamento las molestias.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Sólo añado, Elentir, lo que escribí en mi tesis sobre la información entre el 11-M y el 13-M:
    “Uno de los mensajes más vistos en el foro de Indymedia Madrid es uno que reproduce una información de El País del día 13 de marzo, firmada por Ernesto Ekaizer, en la que se afirma que el Gobierno ha ralentizado las investigaciones al descubrir que los atentados son obra de un grupo islamista”.
    El texto es el que mencionas de ‘Apagón’ sobre la marcha de las investigaciones publicado en El País , pág. 24.

  2. pepeblai

    Están poniendo velitas para que pase algo (esperemos que sólo velitas).

  3. Luis Carlos

    Yo llevo años temiendo que ocurra algo así. El único problema es que se ponen en evidencia si ganan las generales pero pierden las europeas y las autonómicas.

  4. ¿Está haciendo Ekáizer algún tipo de apología?
    ¿No sería bueno financiar su regreso a la Argentina, talvez a la Patagonia?

  5. Es una buena síntesis de lo que hicieron algunos en aquellos días, lo que me revienta es ver cómo tergiversan al decir que hubo errores de Aznar en el 11M, si eso es así ¿Por qué no siguieron investigando? Si tan malo era Aznar podrían haber mantenido la comisión de investigación abierta para dejarlo en ridículo, pero no, había que cerrarla lo más rápido posible, no vaya a ser que apareciese algo que deslegitimase la victoria electoral del PSOE.

  6. Cecilia

    No podrán impedir que llegue Rajoy a la Moncloa que es el único que puede salvar españa.

  7. Cecilia, como Rajoy aplique en La Moncloa la política económica que su colega Gallardón ha aplicado en el Ayuntamiento de Madrid, a España más que salvarla la va a hundir aún más…

  8. pacoeldelarebaja

    Elentir, yo no quiero abrir frentes, ni buscar conspiraciones, pero en Londres, en Nueva York, en Moscú, hubo suicidas que llevaron a cabo los asesinatos, no así en Madrid, donde los supuestos asesinos murieron unos días más tarde, llevándose por delante a un policía (siempre en nuestro recuerdo). Eso y los móviles como activadores de las detonaciones.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.