Situada en Tarifa, la batería fue construida durante la Segunda Guerra Mundial

Los enormes cañones de la antigua batería D3 de Paloma Alta: así es como disparaban

Entre las últimas posiciones de artillería de costa del Ejército Español que estuvieron activas figura la antigua Batería D-3 de Paloma Alta, en Tarifa (Cádiz), dotada con tres cañones Vickers 381/45 mm.

Una exploración de la antigua batería de artillería de costa D15 de Punta Acebuche
Un interesante vídeo sobre la antigua Batería D10 de artillería de costa del Ejército español

Igual que otras baterías de la zona del Estrecho de Gibraltar, la Batería D-3 fue construida durante la Segunda Guerra Mundial, concretamente en 1940, artillándose en 1941 con tres cañones Vickers modelo 1926 381/45 mm, como los que podéis ver en la antigua Batería B-8 del Monte San Pedro en La Coruña (el año pasado os mostré aquí su interior). La D-3 dependía del Regimiento de Artillería de Costa nº4 (RACTA 4), una unidad todavía activa y que tiene su sede en el Acuartelamiento “Camposoto” de San Fernando (Cádiz), Concretamente, en Paloma Alta estuvo la plana mayor del Grupo de Artillería de Costa (GACTA) II/4, encuadrado en el citado Regimiento y que tenía a su cargo tres de las baterías de Tarifa: Paloma Alta (6ª Batería), Paloma Baja (5ªBatería) y Punta Camarinal (4ª Batería).

Los cañones Vickers de esta batería, fabricados en el Reino Unido, pesaban 97 toneladas cada uno, midiendo algo más de 17 metros de largo. Se cargaban con munición separada (primero el proyectil y luego el saquete con la pólvora), y podían batir blancos a una distancia de 35 kilómetros. Su cadencia de tiro era de entre 1 y 2 disparos por minuto. Las 18 piezas de este tipo fabricadas por Vickers fueron adquiridas por España, equipando inicialmente baterías de costa en Ferrol, La Coruña (la citada del Monte San Pedro), Cartagena y Mahón. Las piezas de Tarifa proceden de la antigua Batería B-1 de Campelo Alto en Ferrol.

La Batería D-3 hizo su último disparo a las 12:02 del mediodía del 24 de septiembre de 2008, pasando entonces a ser desactivada. En julio de 2019 la Asociación Conde de Gazola aprobó iniciar un proyecto para convertir esta antigua batería, hoy abandonada, en un museo.

Podéis ver aquí la serie de fotos de la batería que publicó el explorador urbano gallego Manuel Calavera en 2013. Estaba entonces en un estado más o menos bueno. Aquí un vídeo con una serie de fotos que publicó Manuel en su canal de Youtube en agosto de 2014:

Lamentablemente, el paso del tiempo y el vandalismo ya han empezado a hacer mella en esta posición, como se puede ver en este vídeo publicado hace unos días por Caracortada Entresierras, que muestra el exterior y el interior de la batería, incluida la base de uno de los cañones:

En este otro vídeo podéis ver cómo era una secuencia de disparo de uno de estos cañones:

Foto principal: Manuel Calavera / Diario de mi muerte – Positivo.

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 5.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

NOTA: Debido al cambio de URL de http a https, algunos comentarios publicados antes del 9.2.2020 en el blog pueden haberse perdido. Lamento las molestias.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.