Dos de los exámenes piden opinar sobre artículos que arremeten contra Trump

Galicia: usan los exámenes de la selectividad para atacar a los que discrepan de la izquierda

Mucho se habla en diversos medios de comunicación, y con razón, sobre el adoctrinamiento ideológico en la enseñanza pública catalana. Pero ¿qué pasa con la que se está dando en Galicia?

Una concejal socialista propone la castración de recién nacidos ante alumnos adolescentes
Un instituto andaluz castiga sin recreo el 8M a sus alumnos varones sólo por ser hombres

Dos artículos de El País, ambos de contenido político y de autores izquierdistas

Hoy empezaron las pruebas de la Evaluación del Bachillerato para el Acceso a la Universidad (conocidas como ABAU, por sus siglas en gallego), lo que comúnmente se conoce como los exámenes de la selectividad. He conseguido copias de las opciones A y B de los exámenes de lengua y literatura españolas y también de la opción B de lengua y literatura gallegas. Existe una curiosa coincidencia entre los dos primeros: las dos opciones del examen de lengua española versan sobre artículos del diario socialista El País, uno de la escritora comunista Almudena Grandes (opción A) y otro de Antonio Muñoz Molina (opción B). Cabe preguntarse si en el repertorio de siglos de la literatura española no existen otros recursos que dos artículos de un periódico afín al PSOE, ambos de contenido político y ambos escritos por autores de izquierdas. ¿Casualidad?


La opción A del examen de lengua y literatura españolas. Pulsa sobre la imagen para verla ampliada.

Criminalizando a los que discrepan de la ideología de género

El artículo de Almudena Grandes arremete con los que discrepan de la ideología de género, concretamente contra argumentos como los usados por Vox contra términos ideológicos como el de “violencia machista”. La autora comunista afirma: “Tratar a todas las violencias de la misma manera es posicionarse a favor de la violencia machista, quitarle importancia, avalar las razones de los asesinos de mujeres”. Esto es una descarada criminalización de todos los que no suscribimos las tesis izquierdistas de la citada ideología. Para más inri, después de dejar clara la parcialidad ideológica de los creadores de la prueba, se reclama a los alumnos redactar un comentario crítico “manifestando tu acuerdo o desacuerdo con las ideas contenidas en él”. Se entiende que el examinador va a puntuar el posicionamiento ideológico del examinado. ¿Esto es un examen de lengua española o un examen de formación ideológica izquierdista?


La opción B del examen de lengua y literatura españolas. Pulsa sobre la imagen para verla ampliada.

Difamando a Trump, a Bolsonaro y a “sus imitadores”

En la opción B, el artículo de Muñoz Molina arremete de una forma muy burda y mendaz contra los presidentes electos de EEUU y Brasil, Trump y Bolsonaro, y contra “sus imitadores”. Les acusa de “ofender a los débiles, a los perseguidos, a los raros, a las mujeres, a los negros, a los homosexuales, a los discapacitados, a los desposeídos, a las víctimas del abuso y de la injusticia”. Sólo le ha faltado acusarles de comerse a niños para desayunar y de atropellar a ancianitas cuando nadie les ve: un panfleto puro y duro. Nuevamente, en las preguntas se le reclama al alumno manifestar su “acuerdo o desacuerdo con las ideas” contenidas en el artículo. ¿Con qué criterios se corregirá esta prueba, lingüísticos o políticos? ¿Quién le garantiza a un alumno que poner una respuesta “políticamente incorrecta” no le va a perjudicar, viendo la tendenciosidad de la prueba?


La opción B del examen de lengua y literatura gallegas. Pulsa sobre la imagen para verla ampliada.

Otro artículo más contra Trump en el examen de lengua gallega

Por si no había llegado con el ataque a Trump en el examen de lengua española, hay otro más en el examen de lengua y literatura gallegas. En este caso se trata de un artículo de Armando Requeixo en Galicia Digital, en el que compara a Trump con un personaje antisemita, racista y filofascista de una novela de Sinclair Lewis escrita en 1935. A Requeixo se le pasó por alto señalar que el personaje literario al que se refería, Berzelius “Buzz” Windrip, era del Partido Demócrata. De hecho, ese personaje era una referencia velada al político demócrata Huey Long, un demagogo izquierdista al que muchos conservadores de su época tacharon de comunista. En el libro, su oponente era el senador Walt Trowbridge, del Partido Republicano: el partido de Trump.

Esta vez al alumno no se le pide que dé su opinión sobre el artículo, pero se le reclama que haga un ejercicio de adivinación para todos aquellos que no hayan leído el libro al que se refiere Requeixo: “Redacta un texto explicando cómo es posible, en tu opinión, que un candidato como Windrip ganase las elecciones presidenciales sin el apoyo de su propio partido y con un programa como el que defendía”. Lo que parecen preguntar a los alumnos es que intenten explicar cómo ganó Trump a pesar de la campaña de demonización que lanzaron contra él la mayoría de los medios. Nuevamente estamos ante un examen en el que no parecen ponerse a prueba los conocimientos del alumno sobre la materia del examen, sino sus ideas políticas. ¿Qué es lo que se valora en este examen, lo que ha aprendido el estudiante o su fidelidad al pensamiento único progre?

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 4.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. bilbaino

    “Manifestando tu acuerdo o desacuerdo con las ideas contenidas en el”

    Es anticonstitucional, artículo 16.2

  2. Muy cierto, Bilbaíno: “Nadie podrá ser obligado a declarar sobre su ideología, religión o creencias.”

  3. Luna

    Tranquilos, que dentro de poco nacerá Cervantes, nos escribe algunas cosas y para el siglo que viene queda esto solucionado.

    Lo que no puedo admitir son faltas de sintaxis tan evidentes en el enunciado de las preguntas que las veo yo, que no he estudiado gallego. Porque estamos en un examen de lengua, aun cuando “lengua” no sea recriminación a unos políticos o condena de posturas lícitas de discrepancia.

    Ubi est rethiruca?
    Ubi est gramathica?
    Ubi est sintaxis?
    Ubi est léxico?
    Ubi est ortographia?

    Y yendo ya al tópico… Ubi sunt?

  4. Luna

    perdón, “rethorica”

  5. Jandro

    Bilbaíno ha dado en una clave básica que demuestra el adoctrinamiento que se está dando en estas pruebas en toda España: la relación de poder, o más bien abuso, entre examinante y examinando. El que tiene que contestar se juega su nota y, en un altísimo porcentaje, se inclinará por estar a favor del sentido del artículo, que además viene ya supuestamente “argumentado”.

    Y es que les piden comentar críticamente un texto, estando los jóvenes expuestos a un 90% de medios de información de pensamiento único.

    Solo con un cinismo militante se puede negar que haya adoctrinamiento en pruebas así.

  6. bilbaino

    Jandro: El que tiene que contestar no se juega nada. El examinador se está jugando una demanda por violación de los derechos civiles.

  7. Sharovarov

    A mí ya prácticamente me da igual lo que diga la Constitución: como luego llega la izquierda oficial y donde pone negro ésta interpreta que pone blanco…

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.