Confundieron morado con carmesí y usaron una corona propia de ciudades

Los errores heráldicos y vexilológicos de la bandera de la Segunda República

Este 14 de abril algunos españoles celebrarán como un modelo a seguir la desastrosa República de 1931, casi equiparable al breve disparate cantonalista de la Primera República de 1873.

Si la Monarquía imitase a la República sería ilegal exhibir la bandera tricolor
¿La bandera republicana y la bandera del águila son ilegales e inconstitucionales?

No voy a abundar en lo que ya he tratado en otros artículos, acerca de los abusos contra los derechos y libertades individuales que se cometieron en aquel régimen, unos abusos que sus partidarios se empeñan en ocultar con un celo casi fanático. Quiero fijarme esta vez en algunos detalles referidos a dos cuestiones a las que soy aficionado desde hace muchos años: la heráldica y la vexilología, es decir, el estudio de los escudos y de las banderas.


Una litografía anónima representando la proclamación de la Primera República. Obsérvese que las banderas representadas son rojigualdas.

La Primera República de 1873 usó la bandera roja y gualda

Para empezar y contra lo que algunos piensan, la Primera República no utilizó la bandera tricolor. Antes bien, y mediante la Orden del 2 de Octubre de 1873, el nuevo gobierno republicano dispuso que se suprimiesen todos los símbolos representativos de la monarquía en las banderas existentes. Durante ese siglo, el escudo nacional había estado formado por un cuartelado con las armas de la Corona de Castilla, y a menudo con un escudo partido, con el escudo de Castilla a un lado y el de León al otro, con la corona real al timbre y el escusón (un pequeño escudo en el centro) con las armas de la casa de Borbón, primero, y de Saboya, después. Así, lo más habitual fue el uso de las mismas banderas rojigualdas que existían hasta entonces, pero con la corona y el escusón de Saboya tapados o descosidos. Con la Restauración monárquica, esos símbolos se restituyeron, motivo por el cual no se conserva ninguna bandera de la Primera República a día de hoy.


Alegoría de la Primera República, un dibujo de Tomás Padró Pedret publicado en 1873 en la revista ‘La Flaca’. Obsérvese que la bandera es la roja y gualda que ya había usado la monarquía.

Confundiendo la bandera de España con una bandera de la monarquía

Y entonces, ¿de dónde salió la bandera tricolor? No se sabe con exactitud quién fue su diseñador, pero sí que hacia finales del siglo XIX ya se venía usando en diversos círculos republicanos. En 1904 el pintor catalán Antonio Estruch la plasmó en un óleo titulado “Manifestación por la República”, que es el que encabeza esta entrada. Unos días después de la instauración de la Segunda República, el nuevo gobierno establecía la bandera tricolor como oficial de España en su Decreto del 27 de abril de 1931. El texto oficial argumentaba así el cambio de bandera: “Hoy se pliega la bandera adoptada como nacional a mediados del siglo XIX. De ella se conservan los dos colores y se le añade un tercero, que la tradición admite por insignia de una región ilustre, nervio de la nacionalidad, con lo que el emblema de la República, así formado, resume más acertadamente la armonía de una gran España”. Además, las tres franjas pasaban a ser iguales, perdiendo así la bandera española su singularidad.

El primer disparate cometido por los republicanos tuvo su origen en el desconocimiento de un hecho: la bicolor no era la bandera de la monarquía, sino de la Nación Española. El Real Decreto de 28 de mayo de 1785 con el que Carlos III estableció el nuevo pabellón naval español hablaba de “Bandera nacional”, no de “Bandera real”. De igual forma, en el Real Decreto de 13 de octubre de 1843 que convirtió ese pabellón naval en bandera oficial de España en todos los ámbitos, se la cita también como “bandera nacional”. Lo que representaba a la monarquía era, en todo caso, el escudo, o más particularmente la corona que lo timbraba.

Lo que pasa cuando confundes el carmesí con el morado

Por otra parte, cuando el gobierno republicano se refería a la “insignia de una región ilustre” estaba haciendo alusión al pendón de Castilla. Es probable que el deterioro de las banderas con el paso del tiempo pudo llevar a la confusión de que el pendón castellano era morado. También es posible que el carmesí, verdadero color del pendón de Castilla, se confudiese con morado, cuando es en realidad una variante del color rojo, tirando hacia el granate. El actual guión del Rey Felipe VI es carmesí precisamente recogiendo esa tradición castellana. Carmesí, no morado.


Una peseta de 1869. Fue la primera vez que se usó una corona mural sobre un escudo nacional, un error heráldico que sólo se ha dado en España y Austria.

Usar una corona mural sobre un escudo nacional: un error heráldico

Al error cometido con la bandera hay que añadir los errores cometidos con el escudo. El citado Decreto del 27 de abril de 1931, paradójicamente, hablaba de “escudo de España” para referirse al formado por las armas de Castilla, León, Navarra, Aragón y Granada, con las columnas de Hércules y el lema de “Plus Ultra”. Lo curioso es que todos esos elementos habían sido introducidos por la monarquía, igual que la bandera bicolor: ¿por qué conservarlos y al mismo tiempo cambiar la bandera? No tiene ningún sentido. Hay que recordar, de hecho, que las distintas partes de ese escudo se corresponden a otros tantos reinos medievales. Si la República no tenía inconveniente en reconocer esos reinos como precedente, ¿por qué cambiar la bandera?

Además, el escudo elegido para la Segunda República iba timbrado por una corona mural. Éste es otro de los disparates cometidos entonces, pues dicha corona es un símbolo que se usa en la heráldica de ciudades. En la antigua Grecia se usaba como corona de la diosa Tyche, que personificaba la prosperidad de una ciudad. En Roma se otorgaba al primer soldado que conseguía situar la enseña militar sobre las murallas de una ciudad enemiga. En Italia, Portugal y Rumanía esa corona se usa para timbrar exclusivamente escudos de ciudades. Su primer uso en un emblema nacional tuvo lugar en España en 1869, cuando el gobierno provisional establecido tras la Revolución que derrocó a Isabel II acuñó monedas con el mismo escudo que luego usaría la Segunda República. El objetivo, claro, era no dejar sin corona un escudo que tradicionalmente la había tenido, aunque para ello se cometiese un claro error heráldico. Sólo hay otro caso en que se haya usado esa corona mural en un emblema nacional: tras la caída del Imperio Austrohúngaro, la nueva República de Austria cambió la corona imperial que coronaba la antigua águila bicéfala por una corona mural coronando un águila de una sola cabeza. Todas las demás repúblicas prescinden del uso de coronas, con algunas salvedades, como Polonia, cuyo águila blanca conserva la corona real, señal de que en esa República no tienen reparos en asumir su historia sin aspavientos.

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 5.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

NOTA: Debido al cambio de URL de http a https, algunos comentarios publicados antes del 9.2.2020 en el blog pueden haberse perdido. Lamento las molestias.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. La Federación de Rusia también conserva sobre el escudo del águila bicéfala de los Romanov las coronas imperial y real.
    Y el uso de bandera y escudo que se hace en Rusia me parece más lógico que el que se hace en España, por no decir que además representan su bandera más correctamente, pues no son raros los casos que desde organismos oficiales se representan las tres franjas de la bandera con el mismo ancho. Desonocimiento y errónea percepción, que debió ser lo que pasara a los prebostes de la II República cuando agregaron la franja morada, atribuyéndole ese color al pendón de Castilla que es rojo, creo que carmesí, además de reducir a la mitad la franja central.
    En Rusia, por ejemplo, en los edificios, ondea la bandera, sin escudo; sin embargo, en las comparecencias del presidente Vladímir V. Putin, está respaldado por dos banderas nacionales rusas: una limpia, sin escudo; la otra, con el escudo de armas del Estado.

  2. agusbou2015

    Una aclaración sobre la corona que aparece en el escudo de Polonia. Ese símbolo real siempre se utilizó en el emblema salvo durante el régimen comunista de ese país.

  3. agusbou2015

    Otra república que utiliza una corona en su escudo es Serbia, que basa su escudo en el del antiguo Reino de Serbia:

    https://es.m.wikipedia.org/wiki/Escudo_de_Serbia

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.