En 2017 el sindicato socialista pidió legalizar las coacciones de los huelguistas

UGT llama ‘acto terrorista’ a una pintada contra Largo Caballero: ¿y cómo llama a sus piquetes?

La izquierda española se ha puesto histérica al ver como su cacareada “memoria histórica” se volvía contra ella y sacaba a la luz su pasado más siniestro.

Largo Caballero: las frases antidemocráticas del líder extremista al que reivindica el PSOE
Los ‘pacíficos’ lemas de UGT y CCOO en Vigo: “La próxima visita será con dinamita”

Una pintada en un monumento a un antidemócrata

Como recordaréis, el 10 de octubre apareció una pintada que decía “asesino” y “rojos no” en la estatua de Francisco Largo Caballero en Madrid. Un monumento rodeado de polémica, pues Largo Caballero hizo discursos golpistas, violentos y antidemocráticos durante la Segunda República. Obviando por completo esos discursos, el PSOE y la UGT se han lanzado a ensalzar al que fue su máximo dirigente, demostrando que su “memoria democrática” tiene enormes lagunas.

UGT califica la pintada de «acto terrorista» y culpa a Abascal

El pasado viernes, el secretario general de la UGT, Pepe Álvarez, protagonizó un acto de limpieza de esa pintada, en el que hizo el paripé de ponerse a limpiarla él, para luego pasarle la brocha a un currante, como se ve en un breve vídeo publicado por el sindicato socialista, que ha dado lugar a todo tipo de críticas y bromas en esa red social:

En otro vídeo publicado ese mismo día por UGT, Álvarez culpó de la pintada a Santiago Abascal, tachándola de “acto terrorista” y comparándola con el terrorismo de ETA, para añadir: “él apunta y sus cachorros disparan”, en referencia al presidente de Vox, tal vez olvidando que Abascal ha estado amenazado de muerte por ETA, y que su partido nunca ha justificado la violencia con fines políticos, algo que no pueden decir ni el PSOE ni la UGT a la vista de los discursos de su exdirigente Largo Caballero.

UGT ha apoyado movilizaciones a favor de los presos de ETA

Por lo que parece, Pepe Álvarez ha olvidado también que UGT no tuvo reparos en reunirse con Bildu en julio, sólo unos meses después de la enésima negativa de Bildu a condenar el terrorismo etarra, y sólo dos meses después de que Bildu se negase también a condenar un ataque proetarra contra la vivienda de Idoia Mendía, secretaria general del PSE-PSOE.

A esto hay que añadir que el pasado mes de enero UGT apoyó una manifestación en Bilbao a favor de los presos etarras en Bilbao (ya se había sumado a otra igual en 2019). Hace sólo un mes, UGT volvió a apoyar una concentración a favor de esos presos. Y ahora se lanza a banalizar el terrorismo etarra comparándolo con una pintada en una estatua. ¿Se puede caer más bajo?

El matonismo de los piquetes violentos de la UGT

El caso es que, si según la visión jurídica de UGT, una pintada en una estatua es un “acto terrorista”, aunque ni siquiera contenga un mensaje amenazante, entonces ¿cómo califica a sus piquetes violentos? Porque si alguien tiene una larga experiencia en el uso de la violencia en España no es Vox -que viene actuando pacíficamente en todos sus actos-, sino los sindicatos de izquierdas.

Sirvan como ejemplo la imagen que encabeza esta entrada y las siguientes fotos, tomadas por Carmelo Jordá y publicadas por Libertad Digital en 2012. Las dos imágenes son de la huelga general del 29 de septiembre de 2010, convocada por UGT y CCOO, y las dos reflejan la actuación de los piquetes en las cocheras de la EMT en el barrio de La Elipa, en Madrid. Hubo enfrentamientos con la Policía…

pintadas de los piqueteros (¿éstas también serán consideradas “actos terroristas” por la UGT?)…

desperfectos provocados por el vandalismo de los piqueteros…

y patadas (ojo a los banderines de la UGT golpeando la furtoneta, señal de que sus piqueteros participaron en esta acción):

“Decenas de huelguistas gritaban, insultaban e intentaban impedir que los autobuses de los servicios mínimos saliesen a la calle. Los enfrentamientos con la policía fueron numerosos pero lo peor fue el ataque brutal a una pequeña furgoneta en la que varios trabajadores salían del centro de trabajo: zarandeos, pintadas, patadas, rotura de todo lo fácilmente rompible… y todo contra sus propios compañeros”, comentaba Jordá, testigo de los hechos, en Libertad Digital. En la foto que veis sobre estas líneas se ve claramente que en ese grupo de huelguistas violentos había piquetes con banderas de la UGT.

Cualquier trabajador español podría añadir más testimonios como ése, y os animo a escribirlos en los comentarios de esta entrada. El matonismo piquetero viene caracterizando la actuación de ciertos sindicatos, entre ellos UGT, en cada jornada de huelga. Los propios sindicatos no sólo no condenan esa violencia, sino que la incentivan para alcanzar sus propósitos.

UGT pidió legalizar las coacciones de los piquetes

Prueba de ello es que en 2017 UGT pidió derogar el Artículo 315.3 del Código Penal, que castiga las coacciones en caso de huelga con hasta tres años de prisión. Hay que recordar que el Artículo 172 del Código Penal define la coacción como el hecho de impedir a otro con violencia hacer lo que la ley no prohíbe, o compelirle a efectuar lo que no quiere, sea justo o injusto.

En resumen: que UGT pidió legalizar el uso de la violencia para que los piquetes puedan imponer su voluntad a los demás por la fuerza, algo radicalmente antidemocrático y que no debería ser legal en ningún país civilizado. Después de aquel posicionamiento y de las numerosas veces que ha recurrido a los piquetes violentos, la UGT no es la más indicada ni para hablar de violencia política ni para dar lecciones de democracia.

Fotos: Carmelo Jordá / Libertad Digital.

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 5.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

NOTA: Debido al cambio de URL de http a https, algunos comentarios publicados antes del 9.2.2020 en el blog pueden haberse perdido. Lamento las molestias.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. José

    Los comegambas van camino de la extinción. Estos sí que son casta. Pero de la peor.

  2. wladimir

    Imaginense…

    un grupo como el UGT hablando de terrorismo a las pintadas en el monumento a Ñargo Caballero un conocido Comunista radical… entonces como se le llama a lo que ellos hAcen?…

    diganme como se le puede llamar a eso…precisamente no pueden ser descritos como actos pacificos y no violentos….

  3. Sharovarov

    Normal que los totalitarios reaccionen así: sus cerebricos no pueden concebir la verdadera igualdad que representa un partido como Vox.

  4. Sharovarov

    ¿Cuándo veré yo desaparecer del callejero de mi pueblo los nombres de toda la gentuza de izquierdas que hay? No creo que lo vea nunca.
    Si alguien tiene curiosidad por saber si yo vivo en alguna de las muchas calles, plazas o avenidas de mi pueblo dedicadas a “grandes demócratas como Largo Caballero, I. Prieto, Pasionaria, Che Guevara, etc.”, pues diré que, afortunadamente, no.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.