La cantante hispanocubana ha tenido que soportar una brutal campaña de acoso

Eurovisión y el éxito de Chanel Terrero: un gran sopapo a separatistas, feminazis y comunistas

Anoche se celebró la 66ª edición del Festival de Eurovisión, y tengo que confesar que no me reía tanto desde la victoria de los finlandeses Lordi en 2006.

La matraca del Benidorm Fest y el silencio mediático sobre una bandera antiespañola
Una canción en portugués gana un pequeño pulso contra la disolución cultural de Europa

Me he reído de satisfacción, en primer lugar, por la victoria de Ucrania. La canción no me gustaba (como casi todas las del festival), pero los ucranianos le deben este éxito, en gran medida, a Putin: al invadirles, el tirano ruso ha generado una gran ola de simpatía con los invadidos. Y en Eurovisión la gente no sólo vota por gustos musicales. La política suele tener una gran influencia en este festival, y en el caso de Ucrania ha servido para aupar a sus representantes y reivindicar a su país ante toda Europa frente al invasor. Tres días antes de empezar la invasión, Putin vino a decir que Ucrania ni siquiera debía existir. Su agresión contra Ucrania le ha salido como un tiro por la culata y está sirviendo para afirmar la condición de Ucrania como Nación ante el mundo.

En cuanto a España, ¿para qué mentir? La canción de Chanel Terrero no me gusta. Su estilo musical coincide con mis gustos tanto como un zapato de tacón con una ametralladora M-60. Pero su actuación y su tercer puesto ha sido un sopapo para los que la han estado acosando y amenazando, simplemente porque ni ella ni su canción encajaban en ciertas agendas políticas e ideológicas.

A comienzos de año, algunos vieron su gran oportunidad de mandar a Eurovisión a las Tanxugueiras, unas señoras que hacen algo con menos parecido a la música tradicional gallega que el parecido que tengo yo con Richard Gere. Esperaron a perder en el Benidorm Fest para hacerse una foto con una bandera antiespañola (ese esperpento que pone una estrella roja comunista sobre la bandera de mi tierra gallega, ensuciándola). El BNG, socio gallego de Bildu, les hizo palmitas por ello. Anoche los separatistas debieron ponerse como la niña de “El Exorcista” viendo a Chanel saliendo con la Bandera de España en el festival. A jorobarse toca, talibanciños.

Precisamente, en marzo los separatistas del BNG arremetieron contra la canción de Chanel diciendo que “perpetúa la cosificación de las mujeres”. Es la forma que tienen de patalear estos señoritos del Bloque. Pero no fueron los únicos: la censura feminazi exhibió sus tijeras, con la izquierda tachándola de “machista”. A lo mejor algunos ya no se acuerdan, pero el PSOE llegó a acusar a la canción de Chanel de remitir a la “prostitución”, en una campaña miserable de presiones para que TVE censurase la canción. Y es que si algo les chifla a nuestros progres es dictarnos lo que podemos decir y lo que no.

Obsérvese el triste recorrido que hemos hecho en unas pocas décadas. En los 80 escuchábamos como si nada canciones de Siniestro Total y de otros grupos que hoy serían impensables, porque ahora algunos quieren que todos pasemos por el aro de la corrección política, de una censura ideológica que pretenden imponernos a todos, menos a los amiguetes de Podemos, que hacen apología de grupos terroristas con sus canciones (¿eso no molesta a nuestra izquierda y la canción de Chanel sí? Es como para mandarles a la porra).

Pero por si la izquierda amargada e intolerante que tenemos en España no tenía bastante con lo anterior, resulta que han llegado a arremeter contra Chanel porque es hija del exilio cubano, es decir, una de tantas personas nacidas en Cuba cuyas familias tuvieron que huir de ese país por culpa de la dictadura comunista que lleva saqueando, oprimiendo, torturando y matando a los cubanos desde 1959. Y es que en el fondo, Cuba es el sueño ideal de nuestra izquierda: una sociedad en la que el Estado -controlado por los comunistas- te dice lo que puedes decir y lo que no. Algo muy parecido a ese fascismo que dicen odiar.

No te pierdas las novedades y contenidos que te interesan. Recibe gratis el boletín diario en tu correo electrónico:

Comentarios:

  1. Vlanko

    Partiendo de la base de que estoy completamente de acuerdo con el artículo. Solo puntualizar una pequeña cosa sobre “el tirano al invadirles ha generado una ola de simpatía con los invadidos”. Es el sentimiento natural de identificarse con David antes de con Goliat. Sin embargo, creo que esa ola de simpatía depende de los medios de comunicación casi en exclusiva… Ayer me enteré por casualidad de que Azerbaiyán invadió una parte de Armenia hace un año y medio… Y ni me había enterado del conflicto y en Eurovisión al no tener visibilidad el conflicto Azerbaiyán quedó mucho más arriba que Armenia. Es más ni siquiera sé expulsó a Azerbaiyán por la invasión

  2. Tal vez no viste entonces nada parecido a lo de ahora, en primer lugar, porque Azerbaiyán no es una gran potencia como Rusia, y en segundo lugar, porque Azerbaiyán no invadió Armenia, sino que el conflicto tuvo lugar en la región de Nagorno Karabaj, que pertenece de iure a Azerbaiyán pero tiene en su mayoría población Armenia, y funciona de facto como un país independiente más o menos controlado por Armenia (que a su vez tiene el apoyo de Rusia). Es un problema territorial heredado de la URSS. Lo expliqué hace dos años aquí:
    https://www.outono.net/elentir/2020/09/27/impresionantes-imagenes-de-los-combates-entre-los-ejercitos-de-armenia-y-azerbaiyan/

  3. Viento

    A mí lo que más me emocionó, además de que ganara Ucrania, es ver a nuestros representantes, “españoles de ambos hemisferios”, como decía la Constitución de Cádiz, exhibir la bandera española con orgullo. Y también que Chanel representa no sólo a España sino a la Cuba que résiste al comunismo. Mała noche debió de pasar Enrique de Santiago, Ione Belarra y demás expertos en menstruaciones.

  4. Marcial

    Ni me molesté en verlo. Lo de que ganara Ucrania estaba cantado nunca mejor dicho. Y de que las canciones sean en inglés incluida la española es vomitivo. En fin.

  5. wladimir

    Por supuesto….

    es cierto…La cantante hispanocubana ha tenido que soportar una brutal campaña de acoso por parte del Socialismo y sus colegas progresistas…Eurovisión y el éxito de Chanel Terrero: un gran sopapo a separatistas, feminazis y comunistas…claro que si ha sido un tremendo golpe el que ha recibido toda la Sociedad Comunista en conjunto a la flora y fauna socialista y la creme de la creme progresista

    ellos deben estar ardidos de la rabia y muy amargados que ningun representante musical de su ideologia haya tenido ese puesto y ondeado sus desgradables estandartes (algo que ocurre en el Eurovision)…dando pataletas y rabietas…

    cierto…su actuación y su tercer puesto ha sido un sopapo para los que la han estado acosando y amenazando, simplemente porque ni ella ni su canción encajaban en ciertas agendas políticas e ideológicas…aunque su estilo tampoco me simpatizaba…es evidente que ella no estaba alineada con la tendencia progresista….

    y por lo visto la furia que se desato contra ella era devastadora: al parecer la prensa amarillista del Comunismo aliada con los progresistas y la maquinaria informativa del Sanchismo habia enfilado en su contra desatando una serie de ataques en que la querian aplastar…y quienes quedaron mal?…fueron ellos…

    por supuesto que los ucranianos le deben su éxito,en gran medida, a Putin: al invadirles, el tirano ruso ha generado una gran ola de simpatía con los invadidos…totalmente de acuerdo…a Putin el tiro le salio por la culata…o como salen en algunas caricaturas,el cañon de la escopeta le estallo en el rostro..

    Anoche los separatistas debieron ponerse como la niña de “El Exorcista” retorciendose,caminando por las paredes.vomitando y girando el cuello hacia atras,etc viendo a Chanel saliendo con la Bandera de España en el festival. A jorobarse toca, talibanciños nada mas?…esos personajes deben estar todiavia revolcandose en el piso imbuidos del demonio social-prgresista al ver que no aparecia su tan querido estandarte comunista antiespañol y si la bandera nacional Española…

    definitivamente este Eurovision es digno de recordar..porque todo lo que le podia propagandisticamente salir mal al bando Socialista y sus amigos Comunistas y Progresistas…pues le salio muy mal…

  6. chartoh

    Y fíjense además que la canción que representaba a Francia, interpretada y compuesta por un grupo bretón, con cierto parecido lo que hicieron las Tanxugueiras, acabó de las últimas. Seguramente nos habría ido igual de mal. Al final, y lamentablemente, como casi todo lo mundano que nos rodea, hay que pasar por el aro y apostar por el reggaeton o el estilo de JLo para tener un cierto éxito.

  7. escoces

    Un aplauso por todo esta información.

  8. Aguador

    Un motivo más para dejar de ver «Rollovisión»: resulta que para triunfar, uno debe cantar en pichinglis (que supongo que en unos años se convertirá en el “idioma oficial del NOM”). Los progres no dudan en politizarlo todo… siempre que convenga a sus intereses, claro. Por lo demás, totalmente de acuerdo con la entrada.

  9. JuanM

    Hace muchos años que desconecté del festival de Eurovisión. La música de este estilo no me gusta para nada, pero, ver una chica enarbolando la bandera de España en un acontecimiento internacional es de una felicidad indescriptible, y si encima encabrona a los enemigos internos de su propia patria, España, léase izquierda y nazionalistas, entonces estamos hablando de éxtasis.
    Mi felicitación a Chanel.

  10. CarlosMAP

    Totalmente identificado con el contenido del artículo, desde la primera palabra hasta la última. Y aunque no sea asunto que tenga que ver con el festival, me ha encantado la referencia a Siniestro Total. Me temo que no soy el único que vuelve a escucharlos, en público y en privado, como acto de rebeldía y afirmación frente a tanta memez, mojigatería izquierdista y tiranía de la corrección que nos rodea. Quién nos lo iba a decir, a nuestra edad, tantos años después de haber saltado divertidos en sus conciertos.

  11. fersa

    Independientemente de la canción, gustos de cada uno…una puesta en escena agradable de ver y que evocaba a España. Se ha visto cómo esto ha gustado a quienes votaban. Magnífica elección este año, enhorabuena a Chanel y demás que lo han hecho posible.

  12. Marcial

    Euromicción

Opina sobre esta entrada:

Debes iniciar sesión para comentar. Pulsa aquí para iniciar sesión. Si aún no te has registrado, pulsa aquí para registrarte.