¿Por qué aguantamos que den lecciones los que más se tendrían que callar?

Así es como dan ejemplo de ética los gurús de la ultraizquierda que aleccionan al Rey

Hoy en día podríamos definir a la izquierda como un movimiento que reniega del bien y de la moral mientras exige a los demás que pidan perdón por todo.

Podemos provoca que aumente el apoyo a la Monarquía con sus ataques contra el Rey
Iglesias pone como portavoz de Podemos a una comunista condenada por agresión

Estos días estamos teniendo un buen ejemplo de ello. La izquierda política y mediática ha puesto en marcha a sus gurús para exigir al Rey que pusiese a caldo a su padre en su discurso de Nochebuena -cuando el Rey emérito ni tan siquiera ha sido imputado por delito alguno-, y después para criticarle porque consideran que su discurso no ha sido lo bastante ejemplar. Sinceramente, ya estoy harto de que vengan a darnos lecciones de ética y de moral quienes más tienen que callar en esas cuestiones. Veamos algunos ejemplos.

Pablo Echenique: dos condenas judiciales este mismo año

Ayer Pablo Echenique fue uno de los que se lanzó a criticar al Rey por no condenar las que él califica como “actividades corruptas” de su padre, que insisto, ni siquiera tiene imputación judicial alguna. Sí, es el mismo Echenique que el mes pasado fue condenado judicialmente por calumniar a una víctima de asesinato llamándole “violador” y que en octubre fue condenado por fraude laboral. ¿Ha pedido perdón por ello? No. ¿Ha dimitido? Tampoco. Pero el jetas éste le exige ejemplaridad al Rey: ¿cómo se puede tener tanta cara?

Rafael Mayoral y Podemos: ambos imputados judicialmente

Otro de los que se lanzó a criticar ayer al Rey fue Rafael Mayoral, portavoz de Podemos, que se puso a darle lecciones de democracia a Felipe VI. Sí, Podemos, un partido que se ha negado a condenar los crímenes de la dictadura chavista de Venezuela, simplemente porque los tiranos son de su cuerda ideológica. Sí, el mismo Podemos que se negó a condenar la persecución a los demócratas en Cuba, simplemente porque esa dictadura esa de la misma ideología que ese partido: comunista. Y sí, es el mismo Mayoral que el año pasado fue imputado judicialmente por atentado contra la autoridad y que en agosto fue imputado por el caso de la “caja B” de Podemos.

De hecho, el propio partido de ultraizquierda está imputado por varios delitos. ¿Han pedido perdón Mayoral o Podemos? Para nada. Al contrario: en vez de eso Podemos arremetió contra el juez. Imaginaos la que liarían estos jetas si el Rey hiciese algo así contra los que acusan a su padre, que ni siquiera está imputado. De hecho, en junio Podemos nombró portavoz del partido a Isa Serra tras ser condenada por agredir a dos funcionarias de Policía. ¿Y éstos son los que dan lecciones de ética al Rey? Repito: ¿cómo se puede tener tanta cara?

Gabriel Rufián: el presidente de su partido está en prisión por sedición y malversación

Entre los ultraizquierdistas que ayer cargaron contra el Rey por su discurso está el diputado de ERC Gabriel Rufián. Que este personaje venga a hacer el papel de mayordomo del algodón tiene su gracia, porque en octubre de 2019 el presidente de ERC, Oriol Junqueras, fue condenado a 13 años de prisión y otros 13 de inhabilitación absoluta por los delitos de sedición y malversación de fondos públicos. ¿Ha condenado Rufián los delitos de Junqueras? No. ¿Le ha exigido que dimita? Tampoco. En vez de eso, Rufián apoyó a Junqueras y culpó al Estado de su condena. ¿Y aún tienes la cara de pedirle cuentas al Rey, Rufián?

Ignacio Escolar y Eldiario.es: condenados por publicar una noticia falsa

Otro que se lanzó anteayer a dar lecciones de ética al Rey fue Ignacio Escolar, director del digital ultraizquierdista Eldiario.es. Por si alguien no se ha enterado, el pasado mes de julio tanto Escolar como su diario fueron condenados por publicar una noticia falsa sobre José Ignacio Wert. Una condena firme dictada por el Tribunal Supremo, dicho sea de paso. ¿Ha pedido perdón Escolar? Pues no. Pero ahora le exige ejemplaridad al Rey con su padre que ni siquiera está imputado. ¿No te da siquiera un poquito de vergüenza, Escolar?

Habría que añadir más: en 2018, cuando el rapero comunista Valtonyc fue condenado por amenazas de muerte y apología del terrorismo, en vez de condenar esas expresiones delictivas y en vez de exigirle a ese delincuente que pidiese perdón, lo que hizo el diario de Escolar fue arremeter contra el denunciante, Jorge Campos, hoy diputado balear de Vox. ¿Es así como Escolar da lecciones de ética a un Rey que le da mil vueltas en ese terreno?

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 5.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

NOTA: Debido al cambio de URL de http a https, algunos comentarios publicados antes del 9.2.2020 en el blog pueden haberse perdido. Lamento las molestias.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. José

    Son la escoria de la sociedad y están ahí y dicen lo que dicen por que los españoles se lo toleramos.
    Estas bandas de depredadores de dinero público y de presuntos delincuentes, tendrían que estar calladas.
    Pero ni nos respetan ni nos temen.
    Sería adecuado que los españoles reaccionemos y no quedemos como la generación de españoles más cobardes que ha existido en la historia de España..

  2. Ginés Ladrón de Guevara

    Mi conclusión es que el socialismo es un trastorno mental. Es una enfermedad parecida a la anorexia en el sentido de que te hace ver la realidad de manera completamente distorsionada.

    Un socialista es alguien que cree que puede perseguir sus objetivos sin medida, valores o escrúpulos y que todos, absolutamente todos, hacemos y pensamos lo mismo que ellos. Vamos, que todo el mundo es malvado, ruin, mentiroso y egoísta. Ellos, en sus lentes enfermas, creen que sólo hacen lo que haría cualquiera.

    El socialismo es la elaborada justificación de sus mentes criminales.

  3. Luis Carlos

    En su ciega arrogancia nos exigen a nosotros humildad y autocrítica, para manipularnos emocionalmente apelando al sentimiento de culpa y vergüenza para hacernos caer en el autodesprecio, pero ellos mismos no se aplican su misma medicina. Su mentalidad es que nadie tiene derecho a llevarle la contraria, y quien lo haga o es tonto o un canalla, un enemigo.

    Se han creado un esquema mental para autojustificar sus propios prejuicios, olvidando la máxima estratégica de Sun Tzu de “conoce a tu enemigo y conócete a ti mismo”. Por eso su táctica de debate es maltratar psicológicamente al otro hasta que este se quede frito y se rinda por cansancio. No son capaces de comprender de verdad el punto de vista del otro para preparar la mejor réplica. Piensan que no tienen que calentarse la cabeza con argumentos cuando la propaganda es suficiente para convencer al resto del mundo.

  4. pacococo

    Teniendo en cuenta que las encuestas, no son creíbles y que las votaciones están, presuntamente, manipuladas, no sabemos si hay votantes de estos que citas ni cuantos son.

    Cierto que la gente no se entera de nada, ni le interesa, pero es que votar a estos…

    De todas formas algunos habrá, el problema es desprogramarlos, conseguir que dejen de mirar a la cuadrilla como a dioses y se pongan a pensar un poco, tal vez descubran que pensar no es malo.

    Porque hay una parte de la población que están abducidos, en todos los partidos.

  5. wladimir

    a mi parecer…

    estos sujetos que no tienen nada de gurus….deberian hacerles asi como hizo el Rey Emrerito Juan Carlos con Huggo Chavez…”Porque No te Callas”….

    simplemente…ellos nada buen tienen para decir…

  6. Manuel

    Las ratas comunistas siempre con su doble rasero. El problema es que la oposición solo la ejerce VOX… Dónde están los miserables peperos y ciudadanos, dónde?? Calladitos en un rincón con un collejón recibido por parte de la extrema izquierda y haciendo cordones sanitarios al único socio de verdad… Malditos

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.