Quiere que las mujeres elijan carreras tecnológicas: ¿por qué no lo hizo ella?

Irene Montero retrata en una entrevista lo poco que respeta la libertad de las mujeres

La comunista Irene Montero, ministra de Igualdad, exhibió ayer su concepción antidemocrática de la educación en una entrevista en Televisión Española.

Niños futbolistas y niñas profesoras: la realidad contra la ideología de género
Si quieres igualdad, rechaza el socialismo: lo que no te cuentan las feministas de izquierda

Imponiendo la ideología de género contra los gustos de las mujeres

De todas las tonterías que dijo la ministra en esa entrevista, hay una que me ha llamado especialmente la atención. Cito textualmente sus palabras: “desde la educación, desde esa primera infancia, tenemos que poder revertir esas tendencias que -fíjate, oh casualidad- sistemáticamente, llevan a las mujeres a preocuparse o a ocuparse más de materias relacionadas con los cuidados o relacionadas con otras cuestiones, que no son las tecnológicas”. Aquí el vídeo:

La declaración de la ministra comunista está relacionada con los disparates de la ideología de género, esa doctrina anticientífica que considera que los gustos y tendencias propias de cada sexo son una mera construcción social y no tienen ninguna base biológica. Según esta curiosa idea, si a las niñas les gustan las muñecas y a los niños les gusta más el fútbol es porque hay un heteropatriarcado opresor que condiciona a niños y niñas desde su más tierna infancia.

En los países más igualitarios ellas eligen menos las carreras científico-técnicas

Sin embargo, la realidad es muy tozuda. Hace dos años un estudio señaló que en los países más igualitarios hay menos mujeres tituladas en carreras científico-técnicas que en países sin igualdad. Puede parecer una paradoja, pero no hay que olvidar que precisamente los países más igualitarios son los más libres. La experiencia demuestra que cuando las mujeres tienen libertad para elegir, optan más por profesiones relacionadas con los cuidados o que requieren una vocación más social que técnica. Así mismo, por su propia complexión, las mujeres suelen rechazar trabajos que implican un gran esfuerzo físico. Además, las mujeres suelen primar más que los hombres las profesiones que les dejan más tiempo libre para estar en su hogar y con su familia.

Las profesiones con más porcentaje de mujeres en España

Según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) del segundo trimestre de este año, las mujeres son mayoría en sectores como la hostelería, la educación, la sanidad, los servicios sociales y las actividades asociativas. Entre tanto, los hombres son mayoría en sectores como la agricultura, pesca y ganadería, las industrias extractivas, la construcción, el transporte terrestre y marítimo, las telecomunicaciones y la programación. Así mismo, el porcentaje de mujeres militares no llega al 13% del total de las Fuerzas Armadas. En la Guardia Civil son poco más del 7%. En la Policía Nacional son el 14%.

No hay «techo de cristal»: lo que hay es libertad para elegir

Algunos hablan de supuestos “techos de cristal” para explicar estos porcentajes, pero a decir verdad, hace ya décadas que las mujeres españolas tienen plena igualdad de oportunidades: si eligen ciertas profesiones y no otras es porque quieren. Sin embargo, el feminismo izquierdista no admite que la realidad le estropee sus mitos ideológicos. Intenta convencer a las mujeres españolas de que están oprimidas como si esto fuese Irán o Arabia Saudí, y cree que su misión es liberarlas de ese supuesto condicionamiento sexista que las oprime. Pero ¿qué clase de liberación es ésa que pretende que las mujeres renuncien a sus propios gustos y vocaciones, en aras de un ideología anticientífica?

¿Por qué Irene Montero estudió Psicología y no una Ingeniería?

Al final, declaraciones como las de Irene Montero tienen como primeras víctimas a las propias mujeres, porque son ellas el blanco de una obsesión ideológica de la izquierda para que se ajusten al molde ideológico del feminismo progre. Si la ministra quería más mujeres ingenieras, ¿por qué no se matriculó en una Escuela de Ingeniería en vez de estudiar Psicología? ¿A cuento de qué el resto de las mujeres han de renunciar a su libertad para satisfacer las obsesiones ideológicas de una ministra? Esto es España, no Cuba ni Corea del Norte. Si Irene Montero quiere adoctrinar, que se compre un loro y le enseñe a cantar “La Internacional”. Deja a las niñas en paz, Irene.

No te pierdas las novedades y contenidos que te interesan. Recibe gratis el boletín diario en tu correo electrónico:

Comentarios:

  1. Sharovarov

    Conozco a seis mujeres que se preocupan por los gatos callejeros. ¿Serían también seis víctimas del heteropatriarcado opresor por dedicarse a algo relacionado con los cuidados, en este caso de animales? ¿debería decirles que dejen de hacerlo para desheteropatriarcalizarse?

  2. Drociano

    No cabe duda de que ella es una auténtica víctima. No sé por qué lo hizo, pero lo que está muy claro es que se equivocó totalmente al estudiar psicología. La prueba es que no muestra saber nada de psicología.En sus muchas y frecuentes intervenciones la psicología está, o ausente o destrozada.

  3. wladimir

    esta es un retrato….

    de una lider (o sera loderesa) comunista que considera que los gustos y tendencias propias de cada sexo son una mera construcción social y no tienen ninguna base biológica…lo cual es una barbaridad totalmente ilogica y sin sentido..,

    en todo caso…ellas quieren un Ultra matriarcado opresor socialista progresista inclusivo e igualitario minorista que condicione forzosamente a niños y niñas desde su más tierna infancia,para que las niñas les gusten las cosas de hombres y a los niños se les someta a un proceso de deconstruccion para que les guste más las cosas femeninas…

    intentan convencer a las minorias de que están siendo oprimidas por el hiper ultra patriarcado machista facha, y cree que su misión es liberarlos de ese supuesto condicionamiento que los oprime en aras de un ideología antinatura…

    y para esto es fundamental tomarse la educacion…a fin de difundir y diseminar este evangelio social-progresista a la niñez y la juventud…para deformarles la personalidad a su gusto ideologico…

  4. Luis Carlos

    Uno de los signos para reconocer a un autoritario es cuando ponen en evidencia de que no confía en que los demás por propia voluntad actúe de la forma correcta, honrada y responsablemente, cuando le explicar razonadamente el porqué, sino que tratan de forzar a los demás a que todos actuemos de la manera que ellos dicten, y pobre que ose cuestionarles y preguntarles el motivo.

    Su pseudofeminismo no está defendiendo la dignidad ni la libertad de las mujeres sino que trata de convertir a las mujeres en hombres, sin darse cuenta que así lo que hacen en realidad es intentar erradicar la feminidad, la auténtica naturaleza feminista.

    Y encima las muy hipócritas no tienen agallas para enfrentarse al machismo que todavía impera en la sociedad musulmana.

  5. pacococo

    Lo que dice no es demasiado importante, porque lo conocemos de sobra desde hace mucho. Es el mantra de las mujeres oprimidas que eligen ciertas profesiones.

    Lo importante es que y esto va dirigido a sus seguidores, porque no creo que nadie sensato pierda el tiempo en escuchar a esta señora, es que sus seguidores no entienden que está obligando a las mujeres. Sus seguidores piensan que lo que dice está bien. Y así no vamos a ninguna parte, por lo menos a ninguna parte buena.

    Y mientras tengamos una masa amorfa que de por bueno lo que dicen sus referentes, iremos cuesta abajo y isn frenos.

  6. Luis

    Contradice abiertamente la ciencia. Es curioso como nadie se atrevería a negar públicamente principios de la física, pero si la ideología está por medio, niegan otros principios científicos tan asentados como los demás.

    https://youtu.be/P7Q9GvR1Mnk

Opina sobre esta entrada:

Debes iniciar sesión para comentar. Pulsa aquí para iniciar sesión. Si aún no te has registrado, pulsa aquí para registrarte.

La alimentación de los soldados es un aspecto importantísimo de las operaciones militares. Y en este asunto, España ha venido sacando buena nota.

El consenso progre da por hecho que se puede criminalizar a la mitad de la población por su sexo, pero que no se puede criticar siquiera a ciertos colectivos.

La capital de Ucrania es hoy noticia a diario por la invasión rusa de ese país iniciada hace ahora tres meses, en la que ha sufrido frecuentes ataques aéreos.

Rotunda respuesta de Juan García-Gallardo, procurador de Vox en las Cortes de Castilla y León, a las manipulaciones y mentiras de La Sexta:

A comienzos de marzo, España envió a Ucrania lanzacohetes Instalaza Alcotán 100 y C-90, con 1.370 proyectiles para ambos.

Si algo se puede decir de la izquierda es que es una mezcla de miseria moral y cinismo, y que acusa a los demás de sus propios vicios y perversiones.

Los partidos de la coalición socialista y comunista que gobierna en España han protagonizado este martes un momento vergonzoso en el Congreso.