Un absurdo ataque a uno de los aciertos del franquismo: su política hidráulica

El antifranquismo por encima del bien común: ahora la izquierda pretende derribar embalses

La izquierda parece odiar al franquismo por lo que hizo mal, pero si algo odia especialmente de aquel régimen es todo aquello que hizo bien.

Ley de ‘memoria democrática’: condenando al franquismo por no haber sido comunista
El revanchismo del gobierno se le va de las manos y le obliga a rectificar sobre la Cruz

Los beneficios de la acertada política hidráulica del franquismo

Se pongan como se pongan algunos, uno de los grandes aciertos del franquismo fue su política hidráulica, prácticamente suspendida tras la llegada de la democracia, cuando el cortoplacismo (y más particularmente pensar sólo en las próximas elecciones) se convirtió en la norma de gran parte de nuestra clase política. Para que nos hagamos una idea de la importancia y del acierto de aquella política, basta con repasar sus cifras:

  • Permitió garantizar un suministro regular de agua para el consumo humano a muchas poblaciones. Entre 1940 y 1972 el agua embalsada pasó de 4.133 hectómetros cúbicos a 38.819.
  • Aumentó el suministro de agua a regadíos, beneficiando enormemente a nuestra agricultura. Si en 1942 los regadíos que se beneficiaban de obras estatales tenían una superficie de 450.000 hectáreas, para 1972 ya abarcaban 1.655.000 hectáreas.
  • Tuvo un beneficioso impacto ecológico para España. Nuestro país venía sufriendo los efectos de sequías que amenazaban con desertificarla. Gracias a los embalses construidos en el franquismo se crearon 8.000 kilómetros de riberas interiores, casi el doble que en nuestras costas.
  • Sirvió para hacer despegar económicamente a España y en particular a su industria, ya que la potencia eléctrica de origen hidráulico pasó de los 1.350.000 kilovatios en 1940 a 12 millones de kilovatios en 1975, y gracias a esa potencia generada, España pudo pasar a exportar energía como recordó el exministro de Obras Públicas Fernando González de la Mora en 1992.
  • Ayudó a reducir las inundaciones y los daños que éstas provocaban. En un estudio publicado en 2006 por el Centro de Estudios y Experimentación de Obras Públicas (CEDEX), dependiente del Ministerio de Transportes, se señalaba lo siguiente: Las presas y embalses desempeñan un importante papel en la mitigación de los impactos producidos por las inundaciones. (…) Las presas constituyen una medida estructural muy efectiva, ya que pueden laminar las avenidas, almacenando importantes volúmenes de avenida y modificando su propagación, con lo que se pueden reducir significativamente los caudales punta de avenida”.

Se puede tener la ideología que cada uno le dé la gana. Yo soy liberal-conservador y no me gusta ningún tipo de dictadura, pero eso no excluye reconocer los hechos. El franquismo acertó con esa política, pero la izquierda española pretende negar también esa evidencia, llegando a unos extremos que podrían ser desastrosos para España en todos los ámbitos que he señalado.

El gobierno ordena derribar una presa y provoca rechazo incluso en el PSOE

Ayer el diario El País, un medio afín al gobierno y que hace las veces de su boletín extraoficial, publicó una disparatada noticia sobre el derribo de la presa Los Toranes, sobre el río Mijares, en Teruel. La decisión del derribo fue tomada en noviembre del año pasado por el Ministerio para la Transición Ecológica, el ridículo nombre que tiene la cartera de la socialista Teresa Ribera.

El caso es que el derribo cuenta con la oposición de miembros del propio PSOE, como el alcalde socialista de Olba, Federico Martín. Su municipio es uno de los afectados, y ha dicho lo siguiente sobre la presa: es una instalación rentable y si miras la situación global del entorno, con el ecosistema que se ha creado a lo largo de los años, es más sostenible mantenerla. También considera que el embalse es importante en caso de incendios, para el regadío y para el turismo, y critica que los ecologistas no piensen en la economía y en la población. Supongo que entre los ecologistas contará a sus compañeros de partido que están en el gobierno.

Otra vez usando a Europa como excusa para perjudicar nuestro bienestar

El País afirma que “eliminar este tipo de infraestructuras” es “un paso que se considera fundamental para recuperar el buen estado ecológico de los ríos como marcan las directivas europeas”. No explica a qué directivas se refiere. ¿Hay alguna norma europea que nos obligue a suicidarnos como país y a desaparecer del mapa? Me pregunto si son las mismas normas europeas a las que el gobierno apelaba cuando afirmaba -o mejor dicho, mentía- que no podía bajar el IVA de las mascarillas. La apelación a esas supuestas directivas huele más bien a una excusa del gobierno para derribar unas presas que debe considerar monumentos franquistas. Y es que este gobierno está dispuesto a convertir el antifranquismo en el criterio para tomar cualquier decisión, aunque perjudique al bienestar de los españoles y destruya nuestra prosperidad.

El gobierno ha suspendido la construcción de 85 embalses

En un recuadro verde que figura al final de la noticia, El País señala que España tiene 1.225 grandes presas: “Es el quinto país del mundo y el primero de la Unión Europea en este tipo de obras”. Es un dato que debería llenarnos de orgullo, ya que la orografía española ha permitido ese tipo de obras que, como ya hemos visto, han sido muy beneficiosas para la gente, para la agricultura, para la industria y también para el medio ambiente. Pero para la izquierda eso es un problema. El 23 de junio, El País publicó otra noticia en la que señalaba que el ministerio de Teresa Ribera ha suspendido la construcción de 85 embalses que figuraba en los planes hidrológicos anteriores. El diario afín al PSOE intentó blanquear la decisión calificando esos embalses como “zombis”, a ver si así la gente pensaba que eran casi tan malos como un vampiro o como la Santa Compaña.

Una política hidráulica pensada para una España sin españoles

El País alegaba que esos 85 embalses “no son viables o, simplemente, no está previsto que comiencen a ejecutarse durante los próximos seis años, el periodo de vigencia de los nuevos planes hidrológicos”. Una vez más el puñetero cortoplacismo. Claro que también es posible que detrás de esa decisión haya algo peor que eso. Tenemos un gobierno obsesionado con un ecologismo que obvia a los seres humanos e incluso los detesta, como si fuésemos el principal problema que tiene el planeta. La política hidráulica del franquismo tuvo como objetivo adaptarse a las necesidades de la población, pero la política hidráulica de la izquierda parece estar pensando en una España sin españoles, en la que los ríos fluyan de nuevo libremente sin embalses, sus crecidas puedan provocar inundaciones sin ningún tipo de control, no haya agricultores que precisen regadíos ni industria que necesite energía, y no haya gente que necesite agua para beber y asearse.

Foto: Elentir. Presa de Pontillón de Castro, en Pontevedra.

¿Quieres que Facebook y Twitter decidan por ti lo que debes leer de este sitio? Suscríbete gratis al boletín diario del blog:

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

NOTA: Debido al cambio de URL de http a https, algunos comentarios publicados antes del 9.2.2020 en el blog pueden haberse perdido. Lamento las molestias.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Luna

    Yendo al tema de la entrada: Ahora vemos por qué el ministerio es de “transición” ecológica y no de ecología a secas. Resulta que el salto de Riaño deja chiquitos a todos los molinos de viento que se vienen erigiendo para generar un espejismo de energía “renovable”, que ese salto de agua que todavía “huele a Franco” fue una idea tan moderna que aún hoy tiene más de futuro que de posguerra. Y resulta que seguimos teniendo crecidas e inundaciones anuales en Valencia, son desastres que no son imprevisibles en absoluto y que piden presas y contención de aguas.

    Resulta también que por le geografía peninsular nos conviene usar de la energía eólica sólo en el interior, teniendo la undimotriz (generadores por oleaje) para todo el litoral, en lo que ahorraríamos también tendido eléctrico. Y que España es el tercer país más montañoso de Europa, por lo que nos conviene sobremanera tener presas y pantanos, que tenemos más fácil y rentable el salto de agua que la energía solar. Pero da igual, los pantanos del Plan Badajoz “los hizo Franco”* y hay que destruirlos.

    *¿Te imaginas?, el tío ahí, con el pico y la pala… ¡Y él solito! (¡Qué grande era! 😉 )

    Pues acaba de pasar el 18 de julio y para esa fecha sacó el Innombrable algo que se llamó “Paga del Glorioso Alzamiento Nacional” y que seguimos cobrando con el nombre actualizado de “paga de verano” o “paga extra”. (unos en modalidad de prorrateo, otros de golpe). ¿Por qué no quitamos este acto franquista y dictatorial en nombre de la memoria democrática, la transición ecológica, la agenda 2030 y el Falcon del que nos manda?.

    La llamada clase media amaneció en España como una mejoría de las clases pobres en no más de veinte o treinta años, todos ellos en tiempos de Franco y hoy en día es la más abundante, ¿Por qué no terminar con esta clase tan franquista?. Bueno, a los marxistas no hace falta darles idea, ya se sabe que para ellos sólo es digno el proletariado y hay que conseguirlo como sea, aunque haya que arruinar a todo el mundo…

    Ahora dejemos a Franco descansar en paz. Vamos a ver, las plantas y los bichos necesitamos una cantidad de agua diaria para vivir y aunque no guste a los ecologistas, esta perogrullada marca mucho más su actuación de lo que estén dispuestos a reconocer. ¿Me van a decir que los árboles, linces y todas esas maravillas están mejor entre secanos de seis meses e inundaciones de medio año? Sólo consiguen evidenciar una realidad: Toda esa fantasía de los ecologistas nació en el momento en que su ignorancia sobre el huerto o el campo en general fue aumentando, con el paso de la vida rural a la de ciudad, el abandono de la agricultura y el ganado.

    Y ya, pensando en plan jipi pero haciéndolo: Si no plantamos alcachofas aquí, si no tenemos vacas en nuestras granjas, se tienen que traer de fuera. Que es lo que está pasando, que la mayoría de carne que comemos viene de Brasil o Argentina, con los gastos en combustible y generación de un CO2 disparaos*. Pues sin tener agua acopiada no hay manera de plantar vacas ni de tener alcachofas en la granja, os lo aseguro.
    ——-
    *Sobre el CO2 tengo una duda preocupantemente razonable: Si las platas se lo fuman para hacer su fotosíntesis, no sólo no les resulta tan malo sino que lo necesitan para sobrevivir.

    ¿Qué queréis que os diga? A los indubitados méritos del glorioso Caudillo y Generalísimo Invicto se une el actual martirologio a que le someten en la actualidad, para que su faz no sea olvidada cuando tantos años de su ausencia nos podrían remitir ya al olvido. Es un nuevo barniz que le hace resplandecer como hasta ahora no habíamos visto. (Ironías)… Es lo que pasó con las siete llaves al sepulcro del Cid.

  2. Martín Doncel

    Dentro de las muchas carencias que frenaban, o directamente suponían un impedimento para el despegue industrial de España y su consiguiente desarrollo económico, figuraba, en primer lugar, la escasez de materias primas. Elentir apunta a una fundamental: la energía, y en particular, la necesidad de energía eléctrica. Pero además hay que señalar, que el propio acceso a un suministro de agua regular y suficiente, es recurso indispensable para la práctica totalidad de los procesos productivos. Y en España, simplemente, se carecía de ese recurso. Cualquier planta, industrial o comercial, grande o pequeña, del ramo productivo que sea, necesita agua. Una siderurgia, por ejemplo, consume de promedio, 500 metros cúbicos de agua A LA HORA (Jorge Madias. “Consumo de agua en la producción de acero: procesos, equipos y avances”). Sólo para aprovisionar la factoría de ENSIDESA en Avilés, una de las siderurgias europeas más modernas de la época, fue necesaria la construcción de dos pantanos. Sin los embalses de Franco, España, sencillamente, no se hubiera industrializado.

  3. Yomismo

    Abascal: ‘Estamos listos para construir todo lo que tumben, incluso la cruz más grande del mundo’

    https://www.youtube.com/watch?v=-g8-hNj5lnk

  4. AVISO: he retirado una serie de mensajes -uno de ello larguísimo y que estaba plagado de bulos relacionados con temas de salud- sobre una cuestión que no tenía nada que ver con el tema de la entrada. Sintiéndolo mucho, he borrado también algunas buenas respuestas a ese mensaje, pues no procedía dejarlas. El mensaje de Luna lo he editado para dejar la parte que se refiere al tema de la entrada.

    Podría haber iniciado aquí un debate sobre las afirmaciones falsas que contiene se mensaje, pero sinceramente, me parece perder el tiempo. Si algo me está quedando claro últimamente es que hay personas que están dispuestas a creerse cualquier patraña que lean sobre temas de salud, aunque no tenga base científica, y hay gente sin escrúpulos que se está aprovechando de ello. Por mi parte, allá cada uno con lo que quiera creer, pero mi blog no servirá para dar difusión a esos bulos.

  5. Luis Carlos

    Parece que esto es más que simple rencor contra franquismo, sino que lo hacen mal a propósito porque quieren exterminarnos, dejarnos sin recursos, para que una vez desaparecidos (en su mayor parte) seamos más fáciles de controlar. Apesta a crear nuevos problemas para luego vendernos su maldito remedio, falso remedio milagroso.

  6. Lugareño

    Yo, a todos los anteriores argumentos, que comparto totalmente, añadiría que están arruinados, con lo cual tienen que mirar mucho en qué se gastan el poco dinero que hay y en qué, pese a todo, (mal)gastar por su interés político. Es decir, crear pantanos nuevos, no; pero crear o mantener ministerios absurdos, como el de la Mantero, y a miles de enchufados en cargos inútiles, subvencionar toda su tara ideológica y sindical, etc. etc., que no falte.

  7. Jennifer

    Creo que España está muy bien situada geográficamente en el planeta como para no darse cuenta que pueden invertir mucho mas en energías renovables. Si nuestro fuerte es el sol, pues que inviertan en placas solares. Si hay zonas con fuertes vientos, pues que inviertan en campos eólicos. Si nuestro fuerte es el agua, que inviertan en presas, embalses.
    Pero referirse a todo esto como si fuera un pecado, es algo que no comprendo.
    Hay que estar ciego para no ver estos datos; datos reales, que están, que han sido referencia, que si hubieran sido un fracaso pues no estarían pero sí están.

  8. pacococo

    Recuerdo cuando apareció el antifranquismo, ya en la transición y los marxistas empezaron con sus disparates, se decía en broma que iban a destruir los embalses y la seguridad social.

    Y es que hay cosas que no se deben tomar a broma.

  9. Yomismo

    Desde que el año 2.002 el traidor, cobarde e hispanófobo José María Aznar tildó el alzamiento nacional de golpe de EStado y lo condenó, sin condenar el secuestro y asesinato de Calvo SOrelo, la quema de Iglesias y conventos de los años 1.931, 1.932 o 1.936, el asesinato de narquistas de Casas Viejas, la revolución de Asturias, el pucherazo de la selecciones de befrero de 1.936.

    A los socialistas del Partido Progre nadie de derechas que tenga un mínimo de decencia debería votarlos nunca más.

    El PP reitera su “condena” del golpe de Estado que dio paso a la Guerra Civil

    https://www.vozpopuli.com/espana/pp-condena-golpe-guerra-civil.html

  10. Marcial

    Muy documentado. Enhorabuena.

  11. Yomismo

    Podemos llega al delirio: en plena crisis energética exige acabar con los pantanos porque son «franquistas»

    https://okdiario.com/espana/podemos-llega-delirio-plena-crisis-energetica-exige-acabar-pantanos-porque-son-franquistas-7555786

  12. Luis Carlos

    Creo que uno de los problemas de España es el síndrome de las altas amapolas, la hostilidad contra el que destaca por encima de los demás por parte de rivales y envidiosos.

    En la guerra de la independencia contra Napoleón los ingleses, nuestros supuestos aliados, bombardearon “la china”, la fábrica de porcelana de El Retiro, sin tener ningún valor militar o estratégico, sino simplemente para eliminar un rival para sus propios productos.

    España tiene un gran potencial, pero los demás no quieren que prosperemos demasiado y nos convirtamos en un serio rival, o tengamos suficiente fuerza para rebelarnos contra su falsa autoridad dando un mal ejemplo a los demás. Por eso se han tomado demasiadas molestias en comernos el coco de que somos una panda de granuja e incompetentes, incapaces de hacer nada bien, y por necesitamos a los afrancesados o equivalente, a otros de fuera que nos digan lo que debemos hacer para poder prosperar.

    Los imperios se alzan y caen, pero el español es el que tiene más posibilidades de volver a levantarse si los demás no lo impiden antes. ¿Qué podemos contar a nuestro favor? Que nuestros principios éticos basados en la moral cristiana nos enseña a actuar como verdaderos líderes, no como tiranos o jefes tóxicos, y por tanto podemos conseguir el apoyo de otros contra un adversario común, como cuando Hernan Cortes de alió con los nativos para poner fin a los sacrificios humanos de los aztecas.

  13. Blanca

    Por encima del bien común y por debajo del intelecto. Es imposible encontrar gente más tarada y más llena de odio que esta. Y hacia alguien que no conocieron y siguen sin conocer; estos no han leído un libro de Historia en su vida.
    Menos mal que son cuatro gatos. Claro que si le son necesarios a Sánchez, es capaz de obedecerles.

Opina sobre esta entrada:

Debes iniciar sesión para comentar. Pulsa aquí para iniciar sesión. Si aún no te has registrado, pulsa aquí para registrarte.