Eclyse, el primer… ¿cebrallo?

Si vas al safari park de Schloss Holte-Stukenbrock, en Alemania, te puedes encontrar con este curioso híbrido (¿cebroide, zorse, cebrallo…?), hijo de una cebra macho y de una yegua. Nació en 2006 y si sabes alemán, pulsando aquí puedes leer su vida y milagros.

No te pierdas las novedades y contenidos que te interesan. Recibe gratis el boletín diario en tu correo electrónico:

Comentarios:

  1. Juer, que raros son estos alemanes… :mrgreen:

  2. Pues es más bien feo el bicho en cuestión.

  3. Desde luego, parece más bien una cebra a la que se le ha caído encima un bote de pintura blanca… 😆

  4. No es feo el bichillo… a mi me gusta. Trae las mechas de serie 😛

  5. a mí también me parece muy simpático. Y si un “bote” de pintura blanca se le calló encima, fue para bien 😉

  6. PALIQUE_PR

    HOLA DESDE PUERTO RICO ME PARECE GENIAL EL JUNTE

  7. valentin

    me encanta el cebrallo es lo mas es re piola lastima qe ya esta extinguido!! es una pena!!:(

  8. nahuel

    la crusa de estos dos animales me han gustado mucho pero solo para poder mirarlos!!!

Opina sobre esta entrada:

Debes iniciar sesión para comentar. Pulsa aquí para iniciar sesión. Si aún no te has registrado, pulsa aquí para registrarte.

La construcción de túneles ha sido históricamente una tarea peligrosa y que ha registrado muchos accidentes con víctimas mortales.

Estados Unidos es uno de los países que más invierte en defensa, y en su territorio hay multitud de bases militares, algunas de ellas ya abandonadas.

Siempre digo que España es un país lleno de sitios interesantes y en el que compensa hacer el llamado turismo alternativo. Hoy veremos aquí otro ejemplo.

En la primera mitad de siglo XX, México vivió una ola de furibundo anticatolicismo promovido por el llamado Partido Nacional Revolucionario (PNR).

En el mundo hay muchos cementerios de coches, pero ninguno es como éste que se puede ver cerca de la ciudad de Düsseldorf, en el oeste de Alemania.

Hay muchos museos militares estatales en el mundo, pero también se pueden encontrar museos privados con contenidos muy interesantes.

En el mundo puedes encontrar faros de los más variados tipos en multitud de costas e islotes, pero donde uno no espera verlos es en mitad de un desierto.