Su odio a los católicos le llevó incluso a insultar y calumniar a Cáritas

Shangay Lily: adiós a un hombre que quería mandarme a prisión por no opinar como él

Hoy ha muerto Enrique Hinojosa Vázquez, un drag queen que se hacía llamar Shangay Lily y que llegó a ser conocido por su militancia en la extrema izquierda y sus insultos a los católicos.

PSOE, UPyD, Podemos, IU e incluso la Guardia Civil le dirigen elogios

No suelo dedicar esta sección del blog a alguien que me contó entre sus enemigos (y conjugo el verbo en tercera persona, porque que él odiase a los cristianos no significa que nosotros le odiemos a él). Ciertamente, no es fácil escribir sobre una persona de la que sólo has recibido insultos y malos deseos. Cuando no encuentro nada bueno que decir de un muerto, prefiero callar. Pero callar no es precisamente a lo que me anima ver que se le rinde homenaje como si fuese un modelo a seguir. Hoy Monedero le atribuye “la defensa de los humildes” y “la defensa de las libertades”, y le considera “al servicio de la risa y la dignidad”. A su vez, la socialista Elena Valenciano le califica de “precursora de los derechos de [email protected]. Tanto UPyD como el PSOE e Izquierda Unida le agradecen su “lucha”. Incluso en un gesto atípico por parte de la Benemérita, la Guardia Civil ha dicho en su Twitter: “Seguirás luchando contra la #homofobia”.

Llamó ‘cristofascistas’ a los miembros de Cáritas

Llegado a este punto, sin aparcar compasión que me merece todo enfermo o moribundo, he de discrepar aunque sólo sea por hacer justicia a todas las personas que fueron atacadas por el difunto. Empezaré por quienes más esfuerzos, tiempos y recursos dedican a ayudar a los más necesitados en España. El 24 de abril de 2012 Hinojosa dedicaba estos insultos a Cáritas:

Señores cristofascistas que queréis hacer pasar vuestro negocio de la pobreza por caridad o generosidad: no queremos que nos robéis el dinero y el Estado de Derecho para luego devolvernos unas migajas y actuar como si nos estuvieseis salvando la vida. Meteos vuestra caridad por todo el cilicio y buscaos otra disculpa para enriqueceros porque ya no cuela.”

En el mismo artículo calumniaba a Cáritas acusándola de chantajear a enfermos y moribundos: “quiero destacar que no hay ni un ápice de generosidad en Cáritas o cualquier otra ONG católica o religiosa. Utilizan los medios de asistencia para hacer propaganda e imponer a moribundos y enfermos la religión católica a cambio de asistencia. Unas palabras tan ruines que se descalifican solas.

Su foto más famosa, burlándose de jóvenes que acudían a la JMJ

El 3 de agosto de 2011 Hinojosa tachó de “golpe de estado del Papa” la Jornada Mundial de la Juventud a la que asistió Benedicto XVI en Madrid. Además de lanzar esa calumnia, anunció su presencia en una marcha anticatólica convocada esa tarde en la capital de España, marcha en la que se acosó, insultó y agredió a jóvenes peregrinos que habían acudido al encuentro con el Papa. Durante esa marcha anticatólica le hicieron a Shangay Lily una de sus fotos más famosas, mofándose de unos jóvenes peregrinos que se limitaban a rezar ante las provocaciones e insultos de los cristianófobos:

No sería la última convocatoria de este tipo que apoyase el señor Hinojosa. En abril de 2012 apoyó otra “marcha laica” en la que se corearon lemas como “Hay que quemar la Conferencia Episcopal”, “cura muerto, cura bueno” y “la iglesia que ilumina es la que arde” (aquí el vídeo).

Insultó y difamó al padre Pajares, misionero español fallecido por ébola

Su odio contra los católicos no se detenía ni ante la enfermedad, como he recordado esta mañana en mi Twitter. El 8 de agosto de 2014 en una entrada en su blog del diario ultraizquierdista Público, el señor Hinojosa escribía: “No nos engañáis, esa mierda de los misioneros altruistas no se la traga nadie: viven como dioses que imponen su voluntad y llenan su ego maltratando a pueblos a los que consideran inferiores.” Hablaba así del padre Miguel Pajares, que se pasó más de 50 años en África cuidando y curando a enfermos en países tan pobres como Ghana y Liberia, y que murió cuatro días más tarde, el 12 de agosto, a causa del ébola contraído mientras ayudaba a los enfermos de esa epidemia letal. En el mismo artículo Hinojosa decía sobre los misioneros, con una pasmosa falta de piedad: “Que cumplan lo que predican y se queden en las misiones esperando a que su creador les llame a su lado.” Para colmo, además de calumniar a una persona que dedicó su vida a atender a los más pobres y a los leprosos de la India, insultaba a Santa Teresa de Calcuta llamándola “fascista” y “canalla”. Nuevamente, las palabras de Hinojosa se descalificaban solas.

Pidió prisión para profamilias y la libertad para el delincuente ‘Alfon’

Podría añadir numerosos ejemplos más, pues este individuo no se recató nunca en lanzar los más gruesos insultos y calumnias contra todos los que no pensaban como él, tanto desde su blog como desde su cuenta de Twitter. Contaré otro caso que me afectó personalmente. El 22 de mayo de 2012 Hinojosa dirigió su odio contra el Congreso Mundial de Familias, un encuentro de asociaciones profamilia de todo el mundo que tuvo lugar en Madrid entre los días 25 y 27 de ese mes, y en el que participé como voluntario coordinando al equipo de fotógrafos de la organización del evento. Tras la típica catarata de insultos y calumnias contra los organizadores y participantes del congreso, Hinojosa nos llamaba “delincuentes” y pedía sin rodeos que nos metiesen en la cárcel y todo porque nuestra forma de pensar no era de su agrado: “Pido la prisión para estos delincuentes que están importando a extremistas y criminales (estos si que son “radicales”) para que promuevan la crispación y el enfrentamiento en una sociedad en paz.” Paradojas de la vida, tras pedir que nos encerrasen a los que no opinamos como él, el señor Hinojosa se pasó sus últimos meses de vida defendiendo a “Alfon”, un joven de ultraizquierda con un ya largo historial delictivo con antecedentes por robo, agresión sexual, amenazas y tráfico de drogas, y que a día de hoy está en prisión, condenado por llevar una mochila con explosivos a una huelga.

En fin, quiero terminar estas líneas manifestando mi esperanza de que ese odio que consumía al señor Hinojosa se extinguiese en sus últimos días, y que haya fallecido en paz y rodeado por sus seres queridos. Ni siquiera a alguien como él, que deseaba verme en prisión porque mis opiniones no eran de su gusto, le deseo mal alguno. Ya le he encomendado en mis oraciones y espero que Dios le acoja en su seno.

(Foto: Reuters)

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 5.000

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

NOTA: Debido al cambio de URL de http a https, algunos comentarios publicados antes del 9.2.2020 en el blog pueden haberse perdido. Lamento las molestias.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. Álvaro

    El Community Manager de la Guardia Civil es definitivamente G******. Un tipo que se ha dedicado -hasta con violencia física- a agredir a mujeres indefensas… y va el T********* y le dedica un Tweet.

    En fin.

  2. pacococo

    No es fácil hablar de una persona fallecida sabiendo que desde ese momento el mundo es un poco mejor.

    Sólo confiar en que antes de su muerte se arrepintiera y Dios le perdonase. Y no juzgo que pecado pudiera tener, simplemente digo que todos somos pecadores y que a todos nos tiene que perdonar Dios muchas veces.

    La misericordia de Dios es infinita, pero sólo se aplica a aquellos que se reconocen pecadores y piden perdón, prometiendo no volver a hacerlo. No podemos caer en el buenismo de pensar que Dios perdona indiscriminadamente.

    Esto de la misericordia lo digo porque ha salido el tema, no entro en ningún caso concreto y en el de esta persona fallecida, esperar que Dios lo haya perdonado.

  3. Luisa Carrasco

    Sentimientos encontrados cuando muere alguien que ha ofendido tanto a nuestros hermanos o, mejor dicho, a nosotros mismos, y que -al mismo tiempo- imagino que debió tener unos educadores muy “extraños” y/o unas circunstancias personales muy diferentes a las mías, para hacer las cosas que hizo. Como cristiana, y esperanzada en que sus últimos días le hayan servido para sentir arrepentimiento por sus pecados (al igual que se lo desearía a cualquiera, empezando por mí misma cuando llegue el momento), le deseo que, de ser así, el Señor le perdone, pero ni creo que, después de una vida así, se vaya a ir directamente al Cielo, ni que, conociéndose las barbaridades que dijo, se le deba convertir en un héroe.

    Ayer mismo, se cumplían 55 años de la muerte de una hermana de mi madre que murió con 25 años, después de muchos años de enfermedad (y siendo muy buena persona, por lo que cuentan), y como ella (o más), cuántas personas anónimas han llevado vidas ejemplares y no cuentan más que con el reconocimiento de sus familiares y amigos.

    Seamos respetuosos con los difuntos y con sus personas queridas que aún les lloran, pero estoy de acuerdo contigo, Elentir, en que no debemos injustos ni con los vivos ni con los muertos (que en Paz descansen, si Dios tiene a bien apiadarse de ellos).

  4. Álvaro, a los asteriscos invito yo. Por favor, moderación…

    Pacococo, por eso digo que espero que su odio se extinguiese al final de su vida y que haya muerto en paz. No lo digo porque sí, ni hablando de la paz en un sentido pacifista, sino entendiendo la paz como lo que es en el fondo: un don de Dios.

  5. JOSE IGNACIO LESACA ESEVERRI

    A propósito de esas personas ejemplares que, cuando se mueren, no son elogiadas, mientras que otras personas nada ejemplares, como el hombre al que se dedica el artículo, sí lo son, me viene a la cabeza una frase del Señor en el Evangelio: “Si fueseis del mundo, el mundo amaría lo suyo. Mas, como no sois del mundo, pues yo os saqué del mundo, por eso el mundo os odia” (San Juan 15, 19).

  6. Beto

    La foto es tremenda. Por título debería llevar “Mártires modernos”, porque esas valientes señoritas los son.

  7. Russell

    Recuerdo un capítulo del humor negro español (que es capaz de hacer chistes cuando muere alguien) que ocurrió cuando murió Farrah Fawcet Majors. Según el chiste la actriz comparece en las puertas del cielo y San Pedro le dice que por sus méritos puede pedir un deseo para el mundo que se cumpliría antes de entrar en el cielo. Ella le responde que le gustaría que ocurriese algo que ayudase a los niños y entonces… murió Michael Jackson.

    Esperemos que este tipo se arrepintiese antes de morir y se convirtiese, y que si no, lo siento muchísimo, que arda como en el 36.

  8. Luisa Carrasco

    Para todos ellos, Elentir, la alegría al encontrarse cara a cara con nuestro Padre, con el Señor y con nuestra Madre, debe ser tan grande que no creo que les importe lo más mínimo (ni a ellos ni a sus familiares) que les dediquen o no un tuit (o una dedicatoria a la vieja usanza), pero muchas gracias por este artículo así como por tantos otros (es un gustazo saber que hay personas que sienten de un modo tan parecido al nuestro, y que no me hace falta tomarme muchas molestias en contarle al mundo lo que pienso sobre determinados asuntos porque ya están otros para hacerlo).

    Por cierto, una “bonita coincidencia” a propósito de lo que comenta José Ignacio: ese mismo trozo del Evangelio es la lectura que corresponde a las lecturas del próximo 30 de abril, el día en el que los niños de mi grupo de catequesis recibirán su Primera Comunión. (Con todo lo vivido en esos últimos años, me llamó especialmente la atención cuando me la dio mi párroco, junto al resto de preparativos para ese gran día para ellos). Esperemos que sea la primera de muchas, y no se olviden de lo poco aprendido en estos tres cursos.

  9. Loli López Cuesta

    Flipante, os váis a reír pero no sabía ni quien era este tipejo, así que tras leer tu artículo, que me ha parecido maravilloso, he ido a la wikipedia, a ver que ponía, me he quedado de piedra cuando en uno de los últimos párrafos, habla de la famosa foto con los jóvenes de la JMJ, resulta que para la wikipedia los que estaban intentando frenar una manifestación eran los jóvenes de la JMJ, vuelvo a repetir, FLIPANTE!!!!, yo no sé que cabezas pensantes dirigen esto pero está claro que hay mucha mente sucia y distorsionada.

  10. Jandro

    Por el odio que rezumaba a la Iglesia, parece que nunca llegó a entenderla, ni a los católicos. Por eso no me parece que a este hombre, que tenía en esta vida la condena de no conocer, le espere una condena en la otra.

    Descanse en Paz.

  11. El último párrafo del articulo me parece tan inadecuado como los que le han servido para escribirlo y publicarlo pues es increíble que hasta la Guardia Civil haya manifestado su admiración hacia este personaje.
    Estoy ya harto de tanto perdón.
    Está demostrado que esa no es la forma adecuada de defender los principios de la vida que algunos defendemos y del que con el paso del tiempo nos sentimos orgullosos.
    No digo el “ojo por ojo” pero tampoco el perdón.
    Hay comportamientos en la vida que no se merecen el odio eterno , sobre todo tras la muerte, pero tampoco el agradecimiento por haberlo tenido entre nosotros.

  12. Sinceramente, Juan, no veo dónde ves agradecimiento alguno al señor Hinojosa en mi artículo, al menos por mi parte. Por otra parte…

    Juan: “Estoy ya harto de tanto perdón.”

    Yo sigo a uno que murió en una cruz cargando con nuestros pecados. También con mis pecados. Nunca se me ocurriría mostrarme harto de perdonar, especialmente cuando hablamos de una persona que ya se ha muerto y de la que no sabemos si al menos en sus últimos momentos tuvo momento de arrepentirse.

  13. El muerto al hoyo y los vivos al boyo. Este hacía el trabajo sucio de muchos progres millonarios. Por eso rápidamente se lanzan a por el boyo. Aparecer en los medios, como lo hacen. Yo estoy con las víctimas inocentes de este tipo. El odio no crea progreso, riqueza, prosperidad, libertad ni empleo, Salvo los que viven de sembrar odios como algunos de esos políticos que lamentan su muerte. Yo que descanse en paz, Dios es infinito en Misericordia, y sus ataques a inocentes como los chicos y chicas de la JMJ, sirvieron para retratar a unos señores se miseria moral e indigencia intelectual

  14. Deja una siembra que no le dejará descansar en paz. El aprendizaje continuará con menos necedad y odio; para lo que sirve…

  15. Francisco Pena

    Ahora tendrá que dar explicaciones…..¡bye!

  16. dered

    Hay que ver cómo el marxismo cultural nos ha metido hasta la garganta la tiranía y la intolerancia disfrazada de victimismo. La corrección política es la censura de nuestros tiempos, y sobre ella han adquirido fuerza ciertos lobbies que son su sharia. Y al que disienta, socialmente se le corta la cabeza, o directamente se le envía a la cárcel, con acusaciones inventadas como “discurso del odio”.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.