La izquierda utiliza los fondos europeos como herramienta de extorsión

La firme respuesta de Hungría al chantaje de Bruselas para adoctrinar a sus niños

La élite izquierdista de la Unión Europea está llevando a cabo un asalto a la soberanía nacional de los países miembros para imponerles su agenda ideológica.

En defensa de Hungría y contra el aberrante empeño de la UE por corromper a los niños
Aberrante resolución de la UE para obligar a Polonia a fomentar sexo y aborto entre niños

La izquierda utiliza los fondos europeos como herramienta de extorsión

Este miércoles, el diputado rumano Dacian Cioloş, uno de los impulsores de los ataques contra Hungría por su recién aprobada ley antipedofilia, anunció ayer que la Comisión Europea “suspende la aprobación del plan de recuperación de Orbán”, usando la corrupción como excusa. La realidad es que Cioloş fue uno de los políticos que apoyó la declaración de 16 países contra la ley antipedofilia de Hungría a finales de junio, acusando al gobierno de Viktor Orbán de no respetar los derechos y libertades individuales.

Hungría defiende derechos reconocidos por tratados internacionales

La acusación del eurodiputado rumano está cargada de cinismo, puesto que es precisamente el gobierno húngaro el que está protegiendo las libertades, concretamente el derecho preferente de los padres a escoger el tipo de educación que habrá de darse a sus hijos, un derecho plasmado en el Artículo 26 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, y el derecho de los padres a educar a sus hijos conforme a sus convicciones religiosas, protegido por el Artículo 14 de la Carta de los Derechos Fundamentales de la Unión Europea.

El objetivo de Bruselas: imponer su adoctrinamiento sexual en las escuelas

Lo que pretende la élite izquierdista de Bruselas en Hungría es lo mismo que ha querido imponer a Polonia: el adoctrinamiento sexual obligatorio de los niños en los colegios siguiendo los dictados ideológicos de la izquierda, que vienen siendo apoyados también por gran parte de los eurodiputados del Partido Popular Europeo, que han asumido sin más las tesis de la ideología de género, unas tesis que pretenden convertir en dogmas que ningún europeo puede cuestionar. Algo que cabría esperar de una dictadura comunista como la desaparecida Unión Soviética, pero no de una Unión Europea que dice ser democrática.

El gobierno húngaro planta cara al chantaje de Bruselas

Ayer, el diario húngaro Magyar Nemzet publicó la respuesta del gobierno de Hungría a ese chantaje: “Bruselas quiere poner los activistas LGBTQ en los jardines de infancia y en las escuelas en vano, nos negamos a hacerlo”, señaló el ministro portavoz del gobierno húngaro, Gergely Gulyás, que recordó que Hungría respeta la dignidad de todos, “y el gobierno húngaro no tiene nada que ver con cómo vive su vida como adulto si obedece la ley”, al tiempo que recordó que la protección de la infancia es una obligación y responsabilidad del Estado, e incluso la Carta Europea de Derechos Fundamentales establece que la educación es deber y decisión de los padres, y ésta es una cuestión de competencia nacional“.

Vox apoya a Hungría y a Polonia frente al chantaje izquierdista de Bruselas

En Bruselas, el eurodiputado español Jorge Buxadé, de Vox -perteneciente al Grupo de Conservadores y Reformistas Europeos- salió en defensa de Hungría señalando que “cualquier europeo sabe que un homosexual anda más tranquilo por las calles de Budapest o Varsovia que por las de Molenbeek, Gaza o Teherán, pero ustedes prefieren someterse a la agenda del lobby y pasarse todo el día despotricando de Hungría o Polonia”. Buxadé reprochó a la élite izquierdista de Brusela sus ataques a esos dos países: ¿Cómo se atreven a dar lecciones de democracia a Hungría o Polonia? ¿Cómo se atreven a dar lecciones sobre el Estado de Derecho y sobre derechos humanos a quienes han luchado y vencido al movimiento totalitario más conocido en Europa y más brutal, que es el comunismo?”

El escabroso historial de uno de los promotores del chantaje a Hungría

Buxadé acusó a la izquierda europea de amenazar con cortar los fondos comunitarios “a cualquiera que no se someta a su camisa de fuerza ideológica”, y añadió: “¿Cómo puede un socialista maltés condenados a dos años de prisión por difundir pornografía homosexual de su expareja hablar de los derechos de los gays en Hungría?” Buxadé se refería con esta afirmación a la condena en 2014 contra el eurodiputado socialista Cyrus Engerer por vengarse de su exnovio publicando fotos íntimas de él. Hay que señalar que Engerer es hoy uno de los promotores de la campaña contra Hungría en la UE. ¿Son personajes como éste los que pretenden darnos lecciones sobre los valores europeos, y los que van a adoctrinar sexualmente a los niños contra la voluntad de sus familias?

¿Quieres que Facebook y Twitter decidan por ti lo que debes leer de este sitio? Suscríbete gratis al boletín diario del blog:

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

NOTA: Debido al cambio de URL de http a https, algunos comentarios publicados antes del 9.2.2020 en el blog pueden haberse perdido. Lamento las molestias.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. pacococo

    Sólo desear suerte y y astuca a Hungría para lidiar con esta gentuza.

  2. Ginés Ladrón de Guevara

    Guau, Cyrus Engerer, lo mejor del socialismo europeo. Si, de por sí, creer en el socialismo te distingue como alguien no especialmente sensato o cabal, lo de este individuo es para nota.

    Políticos “de kalidá”, como nuestros socialistas, comunistas y nazis. Y, esta gente pretende decirnos cómo debemos comportarnos, qué debemos comer y cómo debemos pensar. Terrorífico.

Opina sobre esta entrada:

Debes iniciar sesión para comentar. Pulsa aquí para iniciar sesión. Si aún no te has registrado, pulsa aquí para registrarte.