El Rey Emérito lleva más de un año exiliado por motivos puramente políticos

Don Juan Carlos I y un signo claro de que España está cediendo ante el despotismo

Hace poco, España celebró el aniversario del referéndum en el que los españoles, por aplastante mayoría, aprobaron la Constitución hoy vigente.

La amenaza de Yolanda Díaz a Vox deja en evidencia ciertos preparativos del gobierno
Así es como la izquierda alienta el odio, la intolerancia y la violencia política en España

La libertad de circulación, pisoteada por el gobierno de Sánchez

Uno de los derechos fundamentales que ampara esa Constitución es el que figura en su Artículo 19:

Los españoles tienen derecho a elegir libremente su residencia y a circular por el territorio nacional.

Asimismo, tienen derecho a entrar y salir libremente de España en los términos que la ley establezca. Este derecho no podrá ser limitado por motivos políticos o ideológicos“.

El pasado mes de julio, el Tribunal Constitución sentenció que el gobierno de Pedro Sánchez violó este derecho fundamental y también el derecho de reunión amparado por el Artículo 21. Se trata de un hecho gravísimo por el que Sánchez y su gobierno no han pedido siquiera perdón. Ningún miembro del gobierno ha dimitido por ello. Nadie ha hecho ni la más mínima autocrítica al respecto.

Sánchez ha dicho que lo volvería hacer: un signo de despotismo

Es más: lejos de retractarse, y con la desfachatez que tanto le caracteriza, en octubre Sánchez dejó claro que lo volvería a hacer, es decir, que volvería a saltarse la Constitución para violar dos derechos fundamentales de los españoles como lo hizo en marzo del año pasado, eludiendo el control parlamentario que requeriría la declaración de un estado de excepción, que sería el mecanismo legal para poder hacer eso con arreglo a la Constitución.

Que un gobernante se comporte de esta forma es un signo claro de despotismo, de creer que el poder político está por encima de la legalidad constitucional y que el presidente del gobierno no tiene más límites en el ejercicio de sus funciones que su voluntad y sus caprichos. En cualquier otro país una declaración así habría provocado un escándalo y protestas ciudadanas reclamando su dimisión. En España no ha ocurrido nada de eso. Muchos medios han justificado al gobierno sin más e incluso han criticado al Tribunal Constitucional por denunciar ese atropello del ejecutivo socialista-comunista. Que en un país fallen de esta forma los diques sociales de contención a la acción del poder político es algo muy alarmante: muchos están cediendo ante una tiranía sin rechistar.

Vuelve a exhibir su despotismo al hablar sobre el exilio del Rey Emérito

Ayer Sánchez volvió a exhibir su despotismo en relación con el intolerable exilio que se le ha impuesto al Rey Emérito de España. Su Majestad don Juan Carlos I lleva más de un año alejado de su Patria y viviendo en Emiratos Árabes Unidos, a pesar de que no tiene ninguna causa pendiente con la Justicia. Dicho sea de otro modo: la razón para tenerle alejado de su Nación es puramente política. Ayer lo evidenció Pedro Sánchez al ser preguntado por el posible regreso de don Juan Carlos: “No se ha consultado al Gobierno de España sobre esta cuestión”, aseguró, y añadió que el Rey Emérito debe dar explicaciones sobre las acusaciones que se han lanzado contra él, afirmando que son “informaciones perturbadoras y que al final socavan la confianza del pueblo español en todas las instituciones“.

Hay que ser un grandísimo sinvergüenza para culpar al Rey Emérito de mermar la confianza del pueblo español en las instituciones, después de ya tres sentencias del TC señalando que el gobierno de Sánchez, el PSOE y Podemos se saltaron la Constitución violando derechos fundamentales, y esto después de haber mentido repetidas veces a los españoles desde que llegó a La Moncloa. Que Sánchez apele al prestigio de las instituciones es de un cinismo colosal, pues es él el que más las desprestigia con su actuación al frente del gobierno.

El que debe explicaciones por muchas cosas es Sánchez, no don Juan Carlos

No es el Rey Emérito el que debe explicarse. Es Sánchez el que debe explicaciones a los españoles por haberse saltado repetidas veces nuestra Constitución, por mentir sin cesar, por gobernar con comunistas que justifican agresiones contra sus rivales políticos, por pactar con proetarras y golpistas, y por poner su interés personal por encima del interés general.

Sánchez debe explicaciones también por presionar a la Casa Real para mantener exiliado al Rey Emérito, violando el Artículo 19 de la Constitución Española, una Carta Magna que lleva, por cierto, la firma del exiliado. Yo fui uno de los primeros niños nacidos en España bajo el reinado de don Juan Carlos I, y me parece algo intolerable que se le mantenga desterrado de su Patria por motivos políticos. Vuelva ya, Majestad. Si alguien tendría que marcharse es Sánchez, porque de quedarse en España, el destino que se merece por todo lo que está haciendo desde el gobierno es una larga temporada en prisión.

Foto: Efe.

No te pierdas las novedades y contenidos que te interesan. Recibe gratis el boletín diario en tu correo electrónico:

Comentarios:

  1. wladimir

    es verdad..

    siempre me he preguntado porque tanto ensañamiento contra el Rey Emerito,siendo alguien que ha prestado grandes servicios a la Patria…y que ahora para sus enemigos no cuentan en nada…

    a mi parecer tambien estoy de acuerdo que Don Juan Carlos I ha sido victima de ataques politicos de la Ultraizquierda coaligada con el Sanchismo y sus socios Podemitas…es el Sanchez el que debe dar muchas explicaciones de todo lo que sucede en su “Regimen”…el Rey debe retornar a su patria y este sujeto social-progre de Sanchez deberia estar en el calabozo….

  2. escoces

    Excelente reportaje con un análisis minucioso de los hechos. Uno de tus mejores. Es como un resumen de lo que hay al destapar la gran Caja de Pandora de porquería que hay en toda la izquierda de es país.

  3. CanCerbero

    Todas las violaciones a la legalidad se hacen en el contexto de combatir el Covid, pero a la gente común se le enseña que el fin no justifica los medios y que si aceptas renunciar a la libertad a cambio de seguridad, te terminarás quedando sin ambas cosas.

    No es solo que pudo lidiarse con la pandemia por vias legales y apelando a la resposabilidad de los ciudadanos. Es que las “medidas de emergencia” de Sanchez son un preparativo a como de ahora en adelante van a actuar como despotas.

Opina sobre esta entrada:

Debes iniciar sesión para comentar. Pulsa aquí para iniciar sesión. Si aún no te has registrado, pulsa aquí para registrarte.

En la primera mitad de siglo XX, México vivió una ola de furibundo anticatolicismo promovido por el llamado Partido Nacional Revolucionario (PNR).

La invasión rusa de Ucrania ha llevado a dos países nórdicos tradicionalmente neutrales a pedir urgentemente su adhesión a la OTAN para protegerse de Rusia.

Ayer por la tarde, el Rey Emérito llegó al Aeropuerto de Vigo procedente de Abu Dabi, para a continuación trasladarse a la localidad de Sangenjo.

En España ya estamos acostumbrados a que el PSOE mienta, pero que lo haga muchas veces no significa que sus mentiras deban quedar sin respuesta.

En el mundo hay muchos cementerios de coches, pero ninguno es como éste que se puede ver cerca de la ciudad de Düsseldorf, en el oeste de Alemania.

Hoy se cumplen 12 semanas del inicio de la invasión rusa de Ucrania. Dentro de las abundantes pérdidas militares, hay un dato que llama mucho la atención.

Se ha anunciado que esta tarde llegará a Vigo el Rey Emérito de España, don Juan Carlos de Borbón, que tiene previsto pasar unos días en Sangenjo.