El PP pierde más de 135.000 votos en Galicia y más de 16.000 en el País Vasco

Basagoiti pierde el 11% de los votos del PP vasco y Feijóo el 17% de los del PP gallego

Aunque seguirá gobernando en Galicia con más ventaja, el Partido Popular debería reflexionar sobre las cifras de la jornada electoral de ayer. Y es que si el PP vasco pierde 16.241 votos, el 11,11% de los que obtuvo en 2009, descendiendo de 13 a 10 escaños, el PP gallego, aunque pasa de 38 a 41 escaños, pierde 135.492 votos, el 17,16% de los que obtuvo en 2009, según los resultados ofrecidos por la Xunta de Galicia y el Gobierno Vasco.

Un resultado con matices: el País Vasco perdió electores y Galicia los ganó

Por supuesto, estas cifras se pueden matizar, pero eso no mejora demasiado la cosa. El País Vasco ha perdido en estos 3 años 57.363 electores, el 3,22% de su población en 2009. En términos estadísticos, y sin conocer las causas de ese descenso de la población, 523 votos de los que ha perdido el PP serían atribuibles a ese descenso demográfico, quedando en 15.898 votos los que serían directa responsabilidad del partido, presidido por Antonio Basagoiti en esa comunidad.

En Galicia ocurre lo contrario: la comunidad ha ganado 48.290 electores desde 2009, un 1,82% más. Así pues, a pesar del aumento del censo electoral el PP gallego no sólo no gana votos, sino que los pierde. ¿Qué ha pasado con esos votos?

Las posibles vías de escape del voto del PP gallego

Si queremos saber a dónde han ido a parar esos 135.492 votos perdidos por Feijóo, podemos hacernos una idea con los siguientes datos:

Los incumplimientos de Feijóo en materia lingüística le están costando muchos votos

Algunos llevamos casi tres años denunciando los incumplimientos de Alberto Núñez Feijóo en materia lingüística. A la vista está el coste electoral que ha supuesto esa traición para el PP, a pesar del relativo éxito -pues podrá seguir gobernando- que ha tenido vender una gestión al frente de la Xunta que en materia económica ha sido de lo menos malo que se puede ver en el mapa autonómico español. Desde luego, sería un error que Feijóo hiciese la lectura de que esos incumplimientos en materia lingüística le han beneficiado, porque está claro que no ha sido así. Ahí está el voto de protesta que lo atestigua, y eso a pesar de que el PP ha intentado evitar ese voto de protesta apelando al miedo, transmitiendo la idea de que o se votaba a Feijóo o cualquier voto de protesta a otra formación iría a parar a los nacionalistas.

Ayer el PP gallego tuvo la enorme ventaja de tener como contrincante a una izquierda muy dividida, lo cual ha hecho que ésta pierda escaños. El PSOE sigue en pleno descalabro. Con todo, entre los socialistas, el BNG y las escisiones de éste han sumado 653.620 votos. El PP ha conseguido 653.934. El señor Feijóo puede continuar este ritmo de pérdida de votantes y arriesgarse a ver qué pasa en las próximas elecciones.

El PP vasco se descalabra pero Basagoiti sigue sin dimitir

En cuanto al País Vasco, en 2005 María San Gil consiguió 210.614 votos, el 17,40%. En su debut como cabeza de lista del PP vasco en 2009, y tras presentar en octubre de 2008 una estrategia denominada “política pop”, Antonio Basagoiti obtuvo 146.148 votos, el 14,1%. En resumen: que en 4 años Basagoiti perdió 64.466 votos, pero el PP no dudó en hablar de “magníficos resultados” (¿?). Otros cuatro años después Basagoiti se ha quedado en 129.907 votos, el 11,73%.

En resumidas cuentas: desde la defenestración de María San Gil, el PP vasco ha perdido 80.707 votos, el 38,31% de los que en su momento consiguió la expresidenta del PP vasco. El fracaso es rotundo, y tiene unas causas difíciles de ocultar para cualquiera que haya seguido el constante descenso a la tibieza y la purga de cargos electos afines a San Gil que ha protagonizado la actual dirección del PP en esa comunidad. A pesar de ello, en vez de dimitir Basagoiti ha declarado que la firmeza del PP es ahora más necesaria que nunca. Pues ya se puede ir apartando, porque precisamente él es la personificación de la apuesta del PP vasco por la tibieza. De lo contrario habrá que preguntarse qué se propone Basagoiti. ¿Convertir al PP vasco en una fuerza extraparlamentaria? En fin, es alucinante la nula capacidad de autocrítica de esta gente…

Entradas relacionadas:

Perder 65.000 votos, ¿magnífico resultado?
El Síndrome Oyarzábal: ofende a tus votantes y mima a los demás
El arriolismo se la pega en Asturias y Andalucía: ¿caerá de la burra el PP?
¿Para esto querían apartar a María San Gil y a otros valientes del PP?
Elecciones al Parlamento de Galicia 2012: datos y seguimiento de la jornada electoral
Live blogging: Elecciones Gallegas y Vascas

¡Suscríbete gratis a este blog! Ya somos más de 3.800

Comentarios (Facebook):

AVISO: el incumplimiento de las Normas de Participación podrá dar lugar al bloqueo del infractor, de tal forma que sus comentarios quedarán ocultos para los demás lectores.

Enlaces desde blogs, webs y agregadores:

Comentarios (Blog):

  1. pacococo

    Ni tienen capacidad de autocrítica ni de nada, a ellos con que el negocio funcione, les da igual.

    Aquí no se ventila si va a gobernar tal o cual ideología, aquí, dado que la ideología es la misma, lo que se ventila es si Juan va a sacar el escaño o no.

    La gente se va dando cuenta del asunto y cada vez vota menos, pero como siempre van a tener los votos de sus incondiconales, pues ellos tan felices.

    Tener a Basagoiti en el mando no es casualidad, se trata del reparto del poder autonómico.

    La esperanza que nos queda es que entre la abstención, los blancos y los nulos se llegue al 60 % y entonces no valdrán las justificaciones. Pero eso está muy lejos.

  2. Señor S

    “Los incumplimientos de Feijóo en materia lingüística le están costando muchos votos”

    ¿De veras?¿En qué datos se apoya para afirmar tal cosa?¿Acaso aparece en las encuestas la cuestión lingüística entre las principales preocupaciones de los gallegos? Que en las elecciones del 2009 Galicia Bilingüe apoyara a Feijóo y éste obtuviera un mejor resultado en votos absolutos entonces que ahora no significa que la pérdida de votos se deba principalmente a este motivo. Al fin y al cabo, salvo excepciones, hay una generalizada bajada de la participación en todas las convocatorias electorales recientes y el PP también se ve afectado por ello, ¿sacó también el PP menos votos en Madrid o la C.Valenciana por este motivo?

    A mí me parece muy bien que haya gente más o menos organizada preocupada por la cuestión lingüísitica y que intente influir en política y concretamente en el PP ya que a priori es el partido más receptivo a sus reivindicaciones pero creo sinceramente que este tema no forma parte de las principales preocupaciones de los ciudadanos ni ustedes son tantos como para explicar la oscilación del voto del PP en su totalidad. Si no me equivoco, también dijo usted que el PSOE había perdido votos en zonas castellanohablantes debido a su política lingüística. Mire usted, yo no sé si está usted muy, poco o nada equivocado, pero me da la sensación de que usted, que da mucha importancia al tema, hace una lectura de los resultados demasiado generosa para que se ajuste a su forma de pensar. Para terminar, una reflexión, fijése que UPyD, que es seguramente el partido que más insiste y más claramente se posiciona sobre el tema, obtiene sus peores resultados en aquellas comunidades dónde precisamente esta cuestión tiene más peso.

  3. Sir Ewan de Griff

    Perdone, Elentir, porque no tiene nada que ver con este tema, pero desde hace poco cada vez que intento entrar en la mayor parte de tu blog de su blog me aparec su página de enlaces en outono. Aunque intente entrar desde Google en la página principal del blog me aparece. ¿Sabe a qué podría deberse?

  4. El primer sitio que veo que mira los números reales y no los porcentajes de voto.

    ¿No estás harto de leer chorradas escritas por gente que no tiene ni idea de lo que pasa en Galicia?

    Yendo al post: no recuerdo haber visto a ningún político de los dos grandes partidos hacer autocrítica ante las pérdidas de votos. Al final siempre acaban intentando retorcer las cosas para sacarse de la manga una interpretación positiva. Son patéticos.

  5. Señor S: “¿En qué datos se apoya para afirmar tal cosa?”

    Pues en todos los que publico en esta entrada. ¿O es que no te la has leído antes de comentarla?

    Señor S: “me da la sensación de que usted, que da mucha importancia al tema, hace una lectura de los resultados demasiado generosa para que se ajuste a su forma de pensar”.

    Más bien parece que es usted el que no le da importancia a esta cuestión y por eso prefiere obviarla incluso ante hechos tan evidentes como que el PP hace tres años consiguiese 789.000 votos prometiendo la libre elección de idioma en las escuelas, y ahora, tras traicionar esa promesa, haya perdido más de 135.000 votos. Pero bueno, lo mismo usted piensa que esto es señal inequívoca de que los votantes están la mar de contentos con esa traición. Seguro que dejaron de votar a Feijóo porque no les gusta el color de sus corbatas. ¿A que sí? En fin, siga usted ignorando la realidad, emitiendo opiniones sin remitirse a datos y cosas por el estilo, pero no me pida que yo haga eso, ni que dé datos después de darlos y muy detallados.

    Sir Ewan de Griff, ha sido un problema con el plugin de redirecciones. Ya lo arreglé. ¿Te sigue pasando?

    Interruptor: “¿No estás harto de leer chorradas escritas por gente que no tiene ni idea de lo que pasa en Galicia?”

    Pues sí, más que harto.

  6. Señor S

    Los datos que usted expone constatan simplemente que el PP ha perdido 135.492 votos, pero usted no tiene ninguna evidencia de que ésta pérdida se deba al descontento de los electores con los incumplimientos de Feijóo en materia lingüística.

    En otras convocatorias electorales, el PP, aún ganando, también ha perdido votos respecto a elecciones anteriores. O sea, que algo que sucede en gran parte de España, usted decide que en Galicia es por ese tema. Quién sabe, a lo mejor lleva usted razón, pero aunque la llevase, los datos disponibles son insuficientes para llegar a semejante conclusión.

    Es más, los descontentos con la política lingüística de Feijóo podrían haber votado a UPyD y sin embargo han perdido más de 2.500 votos respecto a 2009. Supongamos ahora que todos los votos que se ha llevado Mario Conde, muy claro en esta materia, proceden de gente que en el 2009 votó al PP. Son 15.781 votos, lo que equivaldría únicamente al 11,64% de los votos perdidos por el PP respecto al 2009.

    Conclusión. Que el PP haya perdido todos o la mayor parte de esos votos por romper sus promesas en materia lingüística es una simplemente una hipótesis. Yo no comparto esa hipótesis pero mi intención no es convencerle a usted de que está equivocado, sinó hacerle ver que no dispone de suficientes datos para afirmar tal cosa y que por mucho carácter científico que le quiera revestir a su artículo su argumento está mucho más cerca de la conversación informal de la barra de bar que de un análisis riguroso como pretende aparentar.

  7. Anónimo

    Señor S, si ud. no ve el problema lingüistico (de falta de libertad de escoger en la enseñanza y de la completa exclusión del español en la administración, y la sanidad) es que está ciego.

    Por mi parte lo vi desde hace años y decidí marcharme de Galicia justo cuando ganó el Sr. Feijoo (no me fui antes porque no pude; los nazis ya llevaban 4 años en el poder). Sabía que incumpliría su promesa en el 2008.

  8. Vamos a ver, Señor S: yo aquí formulo una hipótesis basándome en datos. Obviamente, no se trata de una evidencia porque para ello tendría que conocer uno a uno, dicho por cada votante, el motivo por el que han hecho tal o cual cosa. Si usted exige esto para poder emitir una conclusión sobre un resultado electoral, entonces tendrá que rechazar todos los que se hacen a lo largo y ancho del mundo, porque esa evidencia que usted pide nunca se da.

    Por el contrario, usted niega mi hipótesis pero no lo hace apoyándose en datos, sino porque sí. Usted no me replica la mayor pérdida de votos del PP o el mayor voto a candidaturas como UPyD o el SCD en las ciudades -donde hay más hispanohablantes. Simplemente, lo niega porque sí, porque a usted le da la gana.

    La diferencia entre usted y yo es que yo baso mis conclusiones en una exposición de datos, y usted simplemente descalifica esas conclusiones sin apoyarse en ningún dato. Lo único que demuestra usted es que no tiene ni idea de lo que está pasando en Galicia.

    Dicho sea de paso, soy gallego, resido en Galicia y conozco la realidad de mi tierra. De anteriores comentarios suyos deduzco que es usted catalán o reside en Cataluña, lo cual me parece perfecto. Eso sí: se mete en un debate sobre Galicia, sin apoyarse en datos, para descalificar las conclusiones de un residente en Galicia que apoya sus afirmaciones con datos. ¿Y aún tiene usted el tremendo cuajo de comparar esta entrada con la conversación de la barra de un bar? ¿Conoce muchos bares donde se analicen ciudad a ciudad los datos que he expuesto aquí? ¿O me va a decir usted que incluso sin apoyarse en datos, conoce mi tierra mejor que yo, que llevo desde que nací -36 años ya- viviendo en ella? En fin, lo que se suele hacer en los bares es lo que usted hace: opinar con afirmaciones basadas en “porque sí”, y no en datos. Así que haga el favor de ir a darle lecciones de rigor a otro, que a usted no se las admito.

  9. Sir Ewan de Griff

    Sí, me sigue pasando. Tal vez sea algo de mi ordenador.

  10. Gracias, Elentir. Estaba esperando tu análisis, y, como siempre, no me defrauda.

    En cuanto a las afirmaciones del Señor S, sencillamente da la impresión de que intenta rebatir con palabrería los datos que aportas.

  11. Sir Ewan, prueba a recargar la web en el navegador, pulsando F5.

    Schwan, gracias a ti por leerme. 😉

  12. Sir Ewan de Griff

    Gracias, ya está arreglado. Aprovecho para agradecerte tus analisis, siempre muy interesantes.

  13. Olga

    ¿Habéis leído el artículo de Federico Quevedo en El Confidencial? Es de sentir vergüenza ajena. Echa la culpa de la catástrofe del PP en el país Vasco ¡a Mayor Oreja! Increíble.

  14. Federico Quevedo hace ya tiempo que perdió la vergüenza y el sentido del ridículo… Es lo que tiene ser un periodista al servicio de un partido, y no de la verdad.

Opina sobre esta entrada:

Al pulsar 'Enviar' aceptas las Normas de Participación.