Éxito de la Cumbre de Madrid, que también denuncia la deriva ideológica de la UE

Santiago Abascal y Mateusz Morawiecki logran sumar a Orbán y a Le Pen a la oposición a Putin

Hoy se ha celebrado en la capital de España la llamada Cumbre de Madrid, que ha reunido a varios líderes de partidos conservadores y patriotas de Europa.

Vox se alinea junto a Polonia en defensa de la «soberanía territorial de Ucrania»
El favor del Partido Popular Europeo a Putin que denuncia el primer ministro de Polonia

El apoyo de Vox y del gobierno polaco a Ucrania

Esta cumbre llegaba en pleno despliegue militar ruso ante las fronteras de Ucrania. Todo parecía a indicar que ése iba a ser, de hecho, un punto de desacuerdo. Esta semana Vox mostró su firme apoyo a Ucrania. El partido que lidera Santiago Abascal denunció sin rodeos el "chantaje" de Putin, alineándose con la posición del gobierno polaco que encabeza Mateusz Morawiecki, del partido Ley y Justicia, socio de Vox en Polonia.

La posición de Orbán y de Le Pen y las críticas de Donald Tusk

Sin embargo, tanto el primer ministro húngaro Viktor Orbán como la presidenta del partido francés Agrupación Nacional, Marine Le Pen, han venido manteniendo posturas afines al gobierno ruso. De hecho, esta semana el polaco Donald Tusk, presidente del Partido Popular Europeo, utilizó ese hecho como excusa para acusar a Morawiecki de acudir a Madrid a una "international antiucraniana y pro-Putin". Tusk llegó a exigir al primer ministro polaco que no asistiese a la cumbre.

Sorpresa en Madrid: Le Pen y Orbán se suman a la oposición contra Rusia

Sin embargo, tras finalizar la cumbre ha saltado la sorpresa. Medios españoles han difundido una declaración firmada por los líderes conservadores que han participado en el encuentro, en la que señalan que "las acciones militares de Rusia en la frontera oriental de Europa han conducido al borde de una guerra". La declaración apuesta por "trabajar para garantizar que las naciones de Europa actúen solidariamente ante la amenaza de agresiones externas", y añade: "La solidaridad, la determinación y la cooperación en materia de defensa entre las naciones de Europa son necesarias ante tales amenazas".

Esta declaración deja en ridículo a Donald Tusk y al Partido Popular Europeo, y es todo un logro para Abascal y Morawiecki, que han conseguido sumar apoyos a la oposición contra los chantajes de Putin entre quienes parecían menos propensos a tomar esa posición. Gracias a esta cumbre, la integridad territorial de Ucrania y la seguridad de Europa consiguen más apoyos.

La declaración también denuncia la deriva ideológica de la UE

Pero la Cumbre de Madrid no se ha quedado ahí. La derecha conservadora europea no se doblega ante Moscú, pero tampoco ante las imposiciones izquierdistas de Bruselas. "Hay una amenaza creciente que trata de transformar la Unión en un mega Estado ideologizado; una corporación que desprecia la identidad y la soberanía nacional y, por tanto, la democracia, la pluralidad y los intereses de la ciudadanía de las naciones que conforman la Unión", añade la citada declaración, que acusa a la UE de "alejarse de los ideales europeos cristianos sobre los que se fundó" y llama a "defender Europa de las amenazas exteriores e interiores". La declaración también apunta: "Haremos frente a las corrientes que propugnan una Unión Europea ajena a su historia y que, apartadas de la realidad, conducen al suicidio demográfico y a la transformación poblacional".

No te pierdas las novedades y contenidos que te interesan. Recibe gratis el boletín diario en tu correo electrónico:

Comentarios:

  1. wladimir

    que bien...

    que haya un frente europeo de derechas en contra del dudoso, ambiguo e impredecible Putin...asi debe ser...

Opina sobre esta entrada:

Debes iniciar sesión para comentar. Pulsa aquí para iniciar sesión. Si aún no te has registrado, pulsa aquí para registrarte.