La isla fue el escenario de una sangrienta batalla en la Segunda Guerra Mundial

Los túneles militares japoneses de Iwo Jima y la razón por la que hay tantas botellas allí

Entre el 19 de febrero y el 26 de marzo de 1945 tuvo lugar una de las batallas más brutales de la Segunda Guerra Mundial en la isla japonesa de Iwo Jima.

Saburō Sakai: la historia de un piloto samurái japonés al que su honor convirtió en un héroe
Un tanque pesado soviético IS-3 de la SGM abandonado en un monte en las islas Kuriles

Esta brutal batalla se saldó con unos 18.000 japoneses y y casi 7.000 estadounidenses muertos. La feroz resistencia que ofrecieron los japoneses se apoyó, en gran medida, en la red de túneles que cavaron en el monte Suribachi, que dominaba la isla. En esos túneles encontraron la muerte muchos de los defensores. En unos casos mediante el seppuku, el suicidio ritual por el que algunos optaron ante la certeza de la derrota. Otros murieron de hambre y deshidratación, debido a la falta de agua y de alimentos.

Hace dos meses, el canal de Youtube ContrerasFam publicó este interesante vídeo explorando algunos de los túneles japoneses de esa isla:

Una de las cosas que más me ha llamado la atención de este vídeo es que en estos túneles aún se pueden encontrar objetos dejados por los ocupantes, como esta vieja olla.

También se ven en el vídeo estas viejas latas de combustible.

Sin embargo, en las cuevas también hay objetos mucho más recientes, como éstos que podemos ver aquí:

Ver esta imagen me indignó un poco. Sea cual sea la idea que cada uno tiene de aquella guerra, en ese lugar lucharon y murieron muchos hombres que defendían su país. Es, en cierta forma, un lugar que merece respeto y que debe ser cuidado, y no un sitio en el que arrojar basura. Este incivismo es algo que no me cuadraba con la escrupulosa sociedad japonesa, y llevado por mi indignación, pasé por alto un detalle importante de esta imagen: ese bote está cerrado y las botellas aún contienen agua.

Buscando otros contenidos multimedia sobre estos túneles, me encontré con este vídeo de Japan Treasure Hunters que entra en ellos (el vídeo dispone de subtítulos en español):

Al comienzo del vídeo, el explorador explica la razón por la que se ve “basura” relativamente reciente en esas cuevas. Como he señalado más arriba, muchos soldados japoneses murieron allí deshidratados debido a la falta de agua, así que los japoneses depositan botellas de agua (y también algunas de sake) a modo de ofrendas a los caídos. Es una forma de ofrecerles el agua que les faltó en aquella batalla. Algunos también les dejan alimentos.

En esta imagen del vídeo de Japan Treasure Hunters vemos viejos cascos japoneses de la Segunda Guerra Mundial, ya muy deteriorados, junto a botellas de agua depositadas a modo de ofrenda. Confieso que me ha emocionado ver esto. Mis respetos a los japoneses por tener estos detalles con sus caídos. Creo que dice mucho a favor de una sociedad el respeto con el que trata a sus muertos.

No te pierdas las novedades y contenidos que te interesan. Recibe gratis el boletín diario en tu correo electrónico:

Comentarios:

  1. wladimir

    interesante…

Opina sobre esta entrada:

Debes iniciar sesión para comentar. Pulsa aquí para iniciar sesión. Si aún no te has registrado, pulsa aquí para registrarte.